null: nullpx
Control de Inmigración y Aduanas (ICE)

"Estamos arrestando a familias fugitivas", asegura el director interino de ICE al revelar las cifras de deportaciones de 2019

EEUU deportó en el año fiscal 2019 a más de 6,300 menores no acompañados y a más de 5,700 miembros de familias. El director interino de ICE dijo que se trata de migrantes a los que un juez ordenó salir del país y no lo hicieron.
12 Dic 2019 – 07:48 PM EST

Más de 12,000 miembros de familias y menores no acompañados con órdenes finales de deportación fueron expulsados por la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) durante el año fiscal 2019, según el último reporte de la agencia federal dado a conocer este miércoles.

"Ahora estamos arrestando a familias fugitivas", dijo en una rueda de prensa Matthew T. Albence, director encargado de ICE, al referirse a migrantes a los que un juez había emitido una orden de deportación final y no se habían ido del país. La hizo desde la oficina de Dallas, que cubre desde el norte de Texas a Oklahoma, donde ICE realizó el mayor número de detenciones de inmigrantes sin papeles.

El reporte muestra que para este año fiscal fueron deportados 6,351 menores no acompañados y 5,702 familias que habían estado previamente en custodia de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) tras ser detenidos en la frontera con México. Albence recalcó que se trata de personas que ya habían defendido sus casos en cortes de inmigración, a quienes un juez ordenó el regreso a su país sin que obedecieran. La cifra representa un aumento en relación con el periodo 2018, cuando fueron removidos de Estados Unidos unos 5,571 menores y 2,711 familias.

Y el número es aún mayor que en 2017: representa 60% más familias y 43% más menores expulsados que hace dos años fiscales.

La cifra anunciada este miércoles no cae por sorpresa. En junio, el entonces director interino de la agencia, Mark Morgan, ya había advertido que intentarían expulsar del país a personas con órdenes finales de deportación, incluyendo a familias enteras. Todo en el marco de la política de 'tolerancia cero' puesta en marcha por el gobierno de Donald Trump y para desencantar a los centroamericanos que llegaron en cifras récord a Estados Unidos en 2019. Morgan consideró entonces a las unidades familiares como parte de la "crisis migratoria" en la frontera sur.


Al repetir el mismo discurso que su antecesor, Albence reiteró este miércoles que ICE sabe "que muchas de estas familias no son familias, hay un mercado enorme creado por los carteles" en el que principalmente utilizan a los niños como pasaporte, dijo sin mostrar mayores pruebas. Solo se refirió a que existen más de mil acusaciones —no precisó las condenas— por fraudes familiares.

Durante el año fiscal 2019, un total de 473,682 unidades familiares (como las agencias del gobierno se refieren a las personas que llegan en grupos formados por al menos un niño y un padre o tutor) y 76,020 menores no acompañados fueron arrestados en la frontera sur, según datos de la Patrulla Fronteriza. En conjunto, las cifras suman más del 50% del total de las 851,508 aprehensiones realizadas en ese periodo, que además se convirtió en un récord durante los últimos 10 años fiscales.

Arrestados por crimen, según ICE

En 2019, la Oficina de Aplicación de Justicia y Deportaciones de ICE (ERO, por su sigla en inglés) arrestó aproximadamente a 143,099 extranjeros y deportó a más de 267,000 (4% más que el año anterior). De estos últimos, más de la mitad fueron condenados criminalmente; el resto tiene cargos pendientes o cometió violaciones de inmigración.

Tal y como ha ocurrido en años anteriores, mientras los directores de la agencia aseguran —como hizo Albence este miércoles— que se trata de "criminales" que amenazan la seguridad pública, los datos muestran que en su mayoría se trata de individuos señalados por delitos que no necesariamente implican el uso de armas o una violencia mayor.


Los datos del año fiscal 2019 muestran que los arrestos de ERO se realizaron a personas en su mayoría —y va en orden— por conducir bajo la influencia de sustancias o DUI, por faltas de tránsito, el uso de drogas, faltas de inmigración o agresiones.

"Fueron detenidos por un crimen (...) Llamaron nuestra atención por su actividad criminal", dijo sin embargo Albence a la prensa.

Y aunque el presidente ha insistido en que su gobierno deportará a más pandilleros, el reporte refiere que ICE expulsó a 5,497 miembros de organizaciones criminales de este tipo en el año fiscal, lo que representa un leve descenso de 6% en relación con el periodo anterior. Mientras, las expulsiones de sospechosos de terrorismo sí aumentaron de 42 a 58 del año fiscal anterior a este.

Ve también

Imágenes de los operativos de ICE que han generado la angustia de inmigrantes

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.