null: nullpx

Aumenta el rechazo de solicitudes de visa H-1B para trabajadores profesionales extranjeros

La USCIS confirmó a Univision Noticias el incremento en la tasa de rechazos de solicitudes de visa H-1B, y aseguró que han realizado una serie de reformas "diseñadas para proteger a los trabajadores estadounidenses y aumentar nuestra confianza en la elegibilidad de quienes reciben beneficios", entre otros.
11 Abr 2019 – 2:04 PM EDT

La política ‘Estados Unidos primero’ de Donald Trump tiene en el banquillo el programa de visas H-1B y con el alma en un hilo a los miles de trabajadores profesionales extranjeros que por primera vez piden o buscan renovar una visa de este tipo.

Un estudio de la Fundación Nacional para la Política Estadounidense (National Foundation for American Policy, NFAP) que analiza los datos publicados por la Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS), revela que la tasa de rechazo de nuevas solicitudes H-1B aumentó significativamente durante el primer trimestre del año fiscal 2019, pasando del 6% en 2015 al 32%.

El análisis añade que entre el año fiscal 2015 y el año fiscal 2018, la tasa de rechazo de nuevas peticiones H-1B se cuadruplicó del 6% al 24%. El año fiscal estadounidense arranca el 1 de octubre y finaliza el 30 de septiembre del año siguiente.

“La clasificación H-1B se puede otorgar hasta por un máximo de seis años en dos períodos de tres años cada uno”, explica el libro ‘Inmigración: las nuevas reglas, una guía de Univision’. “El último permiso puede ser extendido si, antes del cumplimiento del quinto año de estadía, el empleador inicia el proceso de residencia legal permanente”, agrega.


Más duro que Obama

Al poner en perspectiva los datos, el reporte señala que entre el año fiscal 2010 y el año fiscal 2015 la tasa de denegación de las nuevas peticiones de visas H-1B nunca superó el 8%, mientras que hoy en día en la tasa de rechazo es 3 o 4 veces mayor.

Entre 2009 y 2017 el demócrata Barack Obama –a pesar de haber batido récord en el número de deportados (más de 2.5 millones en sus dos gobiernos)– no arremetió contra los programas de inmigración legal. Por el contrario, los favoreció como en el caso de las visas H-1B, al permitir que los cónyuges (H-4) que tuvieran aprobado el trámite de la green card y se encontraran a la espera de un cupo de visa disponible por parte el Departamento de Estado, tramitaran una autorización de empleo (EAD).

Por lo general, entre la aprobación de la residencia legal permanente y el aviso de un cupo disponible, de acuerdo con la cuota asignada para cada año fiscal por el Congreso, transcurren entre 10 y 12 meses y en algunos casos poco más de un año.


Por qué los rechazos

El NFAP señala que, con base en la opinión de abogados consultados por los investigadores, los rechazos aumentaron porque los agentes encargados de adjudicar las visas, “elevaron los estándares de aprobación”.

Agrega que para el endurecimiento del proceso no hizo falta ninguna nueva ley o reglamento, y que la nueva política de revisión de solicitudes comenzó a ser implementada tras la firma de la orden ejecutiva de abril de 2017.

El día que Trump firmó la orden dijo que pretendía controlar la asignación de visas H-1B para trabajadores extranjeros profesionales, pero no su proceso. "Vamos a revisar la contratación de estadounidenses para proteger los puestos de trabajo", indicó el mandatario en tono de campaña durante un evento en Kenosha, Wisconsin.

"Vamos a comenzar una reforma de las visas H-1B. Ahora mismo las visas H-1B son concedidas en una lotería totalmente aleatoria y eso está mal. En su lugar, deberían ser dadas a los solicitantes más preparados y mejor pagados, y nunca deberían ser usadas para reemplazar a estadounidenses", añadió.

Tabla de denegaciones

Porcentaje de rechazos de visas H-1B entre los años fiscales 2009 y 2019 (primer trimestre).


Cambio de reglas

El incremento en el porcentaje de rechazo de visas H-1B “se debe a que con este gobierno hay mayor rigurosidad en el proceso y adjudicación de solicitudes”, dice José Guerrero, un abogado de inmigración que ejerce en Miami, sur de Florida. “La USCIS es más estricta en la manera de revisar las peticiones”, agregó.

Guerrero dijo que, después de la firma de la orden ejecutiva ‘Compra americano, contrata estadounidense’ en abril de 2017, el gobierno comenzó a revisar con más detalle las peticiones “porque existía mucho abuso. Y las autoridades de inmigración ahora buscan cerciorarse que las personas que piden estas visas califican conforme las reglas del programa”.

Advirtió además que “los trabajadores profesionales extranjeros deberían contratar los servicios de un profesional especializado en esta área”, que definió como “muy compleja y técnica”.

“Por nada deben confiar en un tramitador o en un notario”, agregó. “El tecnicismo del proceso es tan delicado en algunos pasos, que hasta para un abogado el trámite de la visa H-1B es difícil”, apuntó.


Dificultades adicionales

Además del aumento del porcentaje de solicitudes de H-1B, el informe de la NFAP indica que “los empleadores además están experimentando dificultades para obtener la aprobación de los actuales titulares de visas H-1B, incluidos aquellos que buscan extender su estatus”.

“En el primer trimestre del año fiscal 2019, los adjudicadores de USCIS negaron el 18% de las peticiones de renovación de H-1B (empleo continuo) en comparación con el 3% de las solicitudes de renovación presentadas en el año fiscal 2015” (una variación de 15%).

“Dado el tiempo y los gastos involucrados en la presentación de peticiones H-1B, los empleadores generalmente solo presentan casos para personas que creen que califican para el estatus de esta visa, por lo que no deberían esperarse altas tasas de rechazos, como está sucediendo”, indica el reporte.

Los datos de la USCIS analizados por la NFAP muestran además que las 27 empresas que figuran como los principales empleadores de titulares de visas H-1B, incluidas muchas de las empresas más conocidas de Estados Unidos, vieron un aumento en sus tasas de rechazo para el empleo inicial entre los años fiscales 2015 y el primer trimestre de 2019.


USCIS confirma

La USCIS confirmó a Univision Noticias el incremento en la tasa de rechazos de solicitudes de visa H-1B y dijo que forma parte “de nuestros esfuerzos para cumplir con la orden ejecutiva ‘Compra americano, contrata estadounidense’.

“Hemos realizado una serie de reformas diseñadas para proteger a los trabajadores estadounidenses, aumentar nuestra confianza en la elegibilidad de quienes reciben beneficios, reducir las peticiones frívolas, y mejorar la integridad y eficiencia del proceso de petición” de estas visas, dijo Jessica Collins, portavoz de la agencia federal.

Collins dijo además que “incumbe al peticionario, no al gobierno, demostrar que cumple con los requisitos de la ley para recibir un beneficio migratorio” y advirtió que las peticiones de visa “seguirán siendo revisadas y adjudicadas de manera justa, eficiente y efectiva, caso por caso, para determinar si cumplen con todos los estándares exigidos por las leyes y regulaciones aplicables".

Datos recientes sobre peticiones de visa H-1B recabados por la USCIS muestran un aumento en las tasas de petición de pruebas adicionales (RFE) y de rechazos a partir de septiembre del año pasado.

Tenga en cuenta

Las principales razones por las que un peticionario puede recibir una RFE basada en datos de USCIS incluyen:


  • Que el peticionario no estableció que el puesto a desempeñar califica como una ocupación de especialidad o que cumpla con al menos uno de los cuatro criterios según las leyes y regulaciones existentes;
  • No estableció que tuviera una relación válida de empleador-empleado con el beneficiario;
  • No estableció que tengan asignaciones calificadas específicas y no especulativas en una ocupación especializada para el beneficiario durante todo el tiempo solicitado en la petición;
  • No estableció que el beneficiario estuviera calificado para realizar servicios en una ocupación especializada; y,
  • No estableció que el beneficiario mantuviera adecuadamente su estado actual.

La agencia dijo que el reglamento actual seguirá aplicándose con la misma rigurosidad.


Historia de la H-1B

La visa H-1B es usada principalmente para trabajadores de la industria de alta tecnología y profesionales extranjeros con título universitario que desempeñan trabajos especializados que requieren conocimientos teóricos o técnicos. La lista de profesionales incluye ingenieros, periodistas y programadores de computadoras, entre otros.

El programa fue creado en 1990. Durante los años fiscales 2001 a 2004 el Congreso autorizó extender la cuota de 65,000 a 195,000 cupos. Pero el 30 de septiembre de 2004 se volvió a la cantidad original de 65,000.

La cuota fue ampliada en atención a pedidos formulados por la Asociación Americana de Tecnologías de la Información (ITAA), entre las que se encuentran empresas tales como Microsoft, Oracle y Sun Microsystems.

A finales de 2004 el Congreso dispuso una cuota adicional de 20,000 visas para profesionales extranjeros graduados o que hayan obtenido una maestría en Estados Unidos. La ampliación, que sigue vigente, se hizo en atención a peticiones de empresas que requieren este tipo de permisos.

Estos son los lugares obvios (y otros no tanto) en los que te pueden pedir documentos

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:InmigraciónVisas

Más contenido de tu interés