null: nullpx

Por la boca muere el pez: la aparatosa caída de Milo Yiannopulos, el 'rey' de lo políticamente incorrecto

El editor del sitio web nacionalista Breitbart no pudo con la creciente presión de grupos conservadores y del propio medio donde trabajaba tras hacer unos comentarios que abiertamente hacían ver bien la pedofilia.
21 Feb 2017 – 6:54 PM EST

Fue un fin de semana estelar durante el cual Milo Yiannopoulos logró hacerse familiar en la prensa tradicional de la que es enemigo acérrimo, pero terminó con su renuncia de Breitbart, el rechazo asqueado de la élite conservadora estadounidense y el fin de un jugoso contrato editorial.

Todo por unas palabras sobre la pedofilia, desafortunadas incluso para quien es considerado ‘el rey’ de lo políticamente incorrecto.

Este martes Yiannopoulos presentó su renuncia a Breitbart -la web nacionalista que algunos consideran vinculada con el movimiento de derecha alternativa y de supremacistas blancos a la que él ayudó a catapultar a la fama- por comentarios que hizo en un podcast en enero del año pasado en el que habló de las ventajas de las relaciones entre “jovencitos y hombres mayores”.

Apenas se conoció el video y estalló el escándalo, Yiannopoulos escribió un mensaje en Facebook explicando que no promovía la pedofilia, pero que “ ningún tema debería quedar fuera de los límites de discusión y particularmente del humor”.

Una afirmación que claramente no hacía gracia a ciertos grupos republicanos y conservadores para los que las declaraciones de Yiannopoulos fueron demasiado lejos, incluso en estos tiempos de discursos políticamente incorrectos y hasta ofensivos que ha traído Donald Trump y los suyos.

Yiannnopoulos no es un conservador al uso: es abiertamente gay, no es ciudadano estadounidense sino británico y habla mal de todos los sectores, incluyendo a los conservadores tradicionales.

Es curioso que Milo no se defina como periodista, pese a ser hasta hoy editor de un sitio de información. En su renuncia, asegura: “Soy un performer (actor) con millones de fanáticos en EEU y más allá” y que su objetivo será seguir en la labor de “entretener y educar”, algo que puede dar una idea sobre la manera como considera el trabajo de los medios.


¿Actor o editor?

La semana perfilaba mejor para Yiannopoulos, de 32 años. Estaba previsto que hablara este viernes ante la Conferencia de Acción Política Conservadora (CPAC) en Washington, la reunión anual de conservadores más importante del país. Tenía el contrato para un libro con Simon and Schuster, una de las mayores editorial de habla inglesa, para publicar sus memorias bajo el título de Dangerous.

Venía de estar el viernes en HBO en el programa del conocido comediante liberal y comentarista político Bill Maher, una presentación que a muchos pareció que daba una plataforma inmerecida a su visión ultra conservadora y racista, pero que el anfitrión extendió luego de que la presentación de Yiannopoulos en la Universidad de California Berkeley fuera violentamente interrumpida por estudiantes molestos con su presencia en el recinto.

Pero el domingo circuló el video de un podcast de enero del 2016 (The Drunken Peasants) en el que Milo, como se hace llamar profesionalmente, defiende las “relaciones intergeneracionales” y que sus interlocutores durante la trasmisión califican de “promoción de la pedofilia”.

En el video Yiannopoulos defiende la relación sexual entre adultos hombres y menores de incluso 13 años. También habla con aprobación de una relación sexual que tuvo a sus 17 años con un sacerdote de 29.

"En el mundo homosexual, particularmente, algunas de esas relaciones entre jovencitos y hombres mayores —el tipo de relación en que se 'entra a la madurez'–, esas relaciones en las que esos hombres mayores ayudan a los adolescentes a descubrir quiénes son y les brindan seguridad y protección, y les dan amor y una especie de apoyo fiable en situaciones que no pueden hablar con sus padres", detalló.

Se acabó la bienvenida al CPAC y el contrato editorial y el cargo de editor en Breitbart. Todo en menos de cuatro días.



Fuera de Twitter

Yiannopoulos es británico nacido en Grecia de padre griego y madre británica, pero se crió en Kent, en el sur de Inglaterra.

A Yiannopoulos se le asocia con el Alt Right o derecha alternativa, una amalgama de grupos nacionalistas de derecha y hasta supremacistas blancos, apuestos al liberalismo y la corrección política que consideran que se ha impuesto en el país. Él lo niega, aunque ha dicho que se trata de un movimiento “energizador y excitante”.

Desde 2015 estuvo bajo la dirección de Steve Bannon cuando éste trabajaba en Breitbart, antes de unirse a la campaña de Trump primero y se convirtiera luego en su jefe de estrategia en la Casa Blanca.

En julio 2016 fue permanentemente suspendido de Twiter por “incitar y promover el abuso y acoso a otros”, según explicó en un comunicado la red social. Por aquellos días Milo había encabezado una campaña de ataques a Leslie Jones, una actriz negra que participó en el elenco femenino de la nueva versión de la película Blockbusters.

En la lista de los objetivos de sus ácidas diatribas han estado trangéneros, musulmanes, activistas negros, feministas y hasta personas gay, siendo él también homosexual.

Antes de llegar a Breitbart, fundó en 2011 una web de tecnología, The Kernell, que terminó enterrada en deudas y demandas de colaboradores que exigían el pago de sus trabajos.

De alguna manera, el estilo provocador del británico terminó abriéndole espacios en ese universo de los medios tradicionales que tanto detesta.

Después de escribir ahora famosos titulares de Breitbart (Ejemplo: Control de Natalidad convierte a las mujeres en feas y locas, ¿Prefieres que tu hija tenga feminismo o cáncer?) la campaña demócrata y Hillary Clinton los mostraron a todos como ejemplo de la visón poco tolerante de quienes acompañaban a Trump.

“Poco pensaba que cuando acuñé el hashtag #FeminismIsCancer que termirnaría en la boca de la nominada demócrata a la presidencia”, escribió en Breitbart.


En fotos: Así transcurren los primeros 100 días de Donald Trump en la Casa Blanca

En fotos: Así transcurrieron los primeros 100 días de Donald Trump en la Casa Blanca

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés