null: nullpx
Congreso de EE.UU

Salta la alarma del detector de metales cuando un representante republicano intenta entrar armado a la Cámara Baja

El representante por Maryland, Andy Harris, llevaba un arma escondida en un abrigo cuando cruzó el detector de metales y fue escaneado. Intentó darle el arma a otro legislador y no le permitieron el ingreso al hemiciclo. El suceso se está investigando.
22 Ene 2021 – 06:16 AM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

El Departamento de Policía del Capitolio abrió una investigación tras el reporte de un incidente con un representante republicano que hizo saltar la alarma del detector de metales cuando intentó ingresar al recinto de la Cámara Baja con un arma oculta la tarde del jueves, según indicó un portavoz de la policía.

El representante por Maryland, Andy Harris, llevaba el arma en su chaqueta, lo que provocó que se activara la alarma del detector instalado en el Capitolio tras el mortal asalto protagonizado por seguidores del entonces presidente Donald Trump el pasado 6 de enero, quienes buscaban impedir que el Legislativo contara los votos emitidos por el Colegio Electoral que dieron la victoria a Joe Biden.

Cuando un funcionario policial escaneó a Harris detectó el arma de fuego en el costado, oculta por su chaqueta. La policía le negó la entrada a Harris al hemiciclo y el agente hizo una señal a otro funcionario indicando que el representante iba armado, según relató un periodista del diario The Huffington Post, que estaba presente en este momento.

Según el HuffPost, Harris intentó que otro representante, John Katko, republicano de Nueva York, cogiera su arma para poder pasar y participar en una votación. Pero Kakto le dijo que no tenía "licencia" y se negó a guardarle el arma.

Aparentemente, Harris se quejó con algunos compañeros de su bancada de que no le habían recordado las actuales revisiones del detector de metales que se están llevando a cabo en el Capitolio, a pesar de que él lo había pedido.

Impedido de poder pasar, Harris se marchó por los ascensores y 10 minutos después regresó a la Cámara de Representantes para participar en la votación de una exención para permitir que el general retirado del ejército Lloyd Austin sea el secretario de Defensa del presidente Joe Biden.

"Un funcionario de seguridad presente vio un arma de fuego en la persona del representante Harris y lo transmitió a sus superiores", dijo un funcionario del Congreso a la cadena NBC News. "Para que quede claro, Harris no entró en el hemiciclo".

Eva Malecki, portavoz de la Policía del Capitolio, dijo que la agencia está "investigando el asunto", pero se negó a dar más detalles, diciendo que no podía discutir una investigación en curso.

Está armado porque ha recibido amenazas

El jefe de gabinete de Harris, Bryan Shuy, en una declaración enviada a Fox Baltimore el jueves por la noche, indicó que el representante " nunca confirma si él o cualquier otra persona con la que esté lleva un arma de fuego para defenderse", debido a que "su vida y la de su familia han sido amenazadas por alguien que ha sido puesto en libertad a la espera de juicio".

"Como cuestión de conocimiento público, (Harris) tiene un permiso de armas de Maryland. Y el congresista siempre cumple con los detectores de metales de la Cámara y con los escáneres. El congresista nunca ha llevado un arma de fuego en la Cámara", aseveró Shuy.

Algunos miembros republicanos se han resistido a pasar por los detectores de metales y a someterse a los controles manuales. En una puerta del Capitolio, al menos media docena evadió a los agentes, a pesar de la amenaza de multas, según NBS News.

Una de las que ha manifestado su inconformidad con la medida es la representante Lauren Boebert, seguidora de las teorías de QAnon que presume de portar su pistola glock en el Capitolio. Hace una semana se enzarzó con la policía y no dejó que registraran su bolso después de que hiciera saltar la alarma de seguridad.

"Estoy legalmente autorizada a llevar mi arma de fuego en Washington DC y dentro del complejo del Capitolio", tuiteó Boebert tras el incidente.


Un funcionario del Capitolio explicó que los miembros de la Cámara están autorizados a llevar armas de fuego "en los pasillos y en los terrenos del Capitolio, incluido el edificio del Capitolio pero no en el hemiciclo". El arma debe estar descargada y bien envuelta y la munición debe estar compartimentada por separado.

Timothy Blodgett, el Sargento de Armas en funciones de la Cámara, máximo responsable de la seguridad de los legisladores, envió el pasado 12 de enero un memorando a los miembros del Congreso sobre las nuevas medidas de seguridad en el edificio.

"Para garantizar el cumplimiento de la normativa de la Junta de la Policía del Capitolio relativa a las armas de fuego y los dispositivos incendiarios, así como para proporcionar un entorno seguro en el que llevar a cabo los asuntos legislativos, con efecto inmediato, todas las personas, incluidos los diputados, están obligadas a someterse a un control de seguridad al entrar en la Cámara", escribió Blodgett.

En el memorándum Blodgett advertía que a quienes se nieguen a pasar el control no se les permitirá el acceso al hemiciclo, como ocurrió con el representante Harris.

El memorándum también recuerda a los legisladores que no se permite que las armas de fuego salgan del despacho de un miembro y que los legisladores están "obligados a llevar mascarillas al entrar y mientras estén en la cámara".

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés