null: nullpx
Deportaciones

Tres años después de su deportación, esta madre mexicana vuelve con su familia en Florida

Alejandra Juárez se convierte en una de las primeras beneficiarias de un programa humanitario establecido por el gobierno de Joe Biden para reunificar a padres e hijos separados por la política de 'tolerancia cero' de Trump.
8 May 2021 – 01:11 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Tras 22 años viviendo en Estados Unidos, casada con un veterano del Cuerpo de Marines y con dos hijas estadounidenses, Alejandra Juárez fue deportada en 2018 a México, un país en el que apenas le quedaba familia.

Tres años después, Juárez se convierte en una de las primeras beneficiarias de un programa humanitario establecido por el gobierno de Biden para reunificar a padres e hijos separados por la política de 'tolerancia cero' de Trump.

Este sábado, la mujer, de 41 años, se reune finalmente con su esposo Temo y sus hijas Pamela y Estela en Florida. En un blog que creó tras ser deportada, documentó todo el proceso, el dolor de la separación, la desesperación y las vicisitudes de empezar una vida en un país que ya la resultaba ajeno, prácticamente sin familia, y con su hija pequeña, que por un tiempo estuvo con ella en México.

Juárez espera que este regalo del Día de las Madres para ella marque también un punto de inflección para otras familias rotas por la deportación, como la suya.

"Estoy feliz de que esto haya quedado atrás para mí y mi familia, y espero que esto conduzca a una solución permanente no solo para los cónyuges de militares como yo, sino para todos", dijo Juárez al diario The Guardian desde Mérida, México, en donde vive desde 2018, tras ser forzada a dejar su hogar en Davenport, Florida.

"Espero que tenga un efecto dominó y haga que muchas más personas vuelvan", añadió.

Cartas a Trump y Biden

En agosto de 2020, durante la Convención Demócrata, la carta de su hija Estela al presidente Trump ocupó titulares. En ella, la niña contaba lo que era haber perdido a su madre.

"Querido Donald Trump, me llamo Estela (...) Cada día que pasa usted está deportando a mamás y a papás y los separa de niños como yo", empezaba la misiva.

Cargando Video...
La emotiva carta a Trump de una niña de 11 años hija de un marine después de que deportaran a su madre


En enero de este año, Estela le escribió otra carta al nuevo presidente del país, pidiéndole que revisara el caso de su madre y el de otras parejas de militares deportadas. En el emotivo mensaje, comparaba el servicio militar que prestó su padre al país con el de Beau Biden, el difunto hijo del presidente.

Finalmente, su petición ha sido escuchada y su madre regresa a casa, justo a tiempo para celebrar juntos el Día de las Madres.

Por ahora, dijo la mujer a The Guardian, su intención es recuperar el tiempo perdido.

“Necesitan mi comida y ya me dijeron lo que quieren para desayunar el domingo, así que iré de compras como siempre, prepararé el desayuno para todos e iré a la iglesia como solíamos hacerlo”, dijo. “Solo quiero volver a disfrutar de mi casa y mi familia”.

Deportada dos veces

Tanto Alejandra como su esposo Cuauhtémoc, de 43 años, conocido como Temo, nacieron en México, pero él llegó a Estados Unidos siendo un niño y se naturalizó en 2002, poco antes de una misión de 16 meses en Irak. Ella, en cambio, era indocumentada.

Siendo adolescente, Alejandra fue interceptada mientras cruzaba la frontera. Entonces regresó voluntariamente a México pero antes firmó un documento en inglés que asegura que no sabía lo que significaba y que le quitaba de forma permanente cualquier derecho a tener un estatus legal en Estados Unidos.

Años después Alejandra volvió a Estados Unidos y vivió de forma irregular en el país, en donde formó una familia junto a su esposo, y un hogar con dos hijas, en Florida. Pero en 2013, una parada de tráfico sacó a relucir su estatus migratorio y aunque se le permitió quedarse por políticas de Obama, tenía que hacer chequeos dos veces al año con las autoridades de inmigración.

Pero en 2018 llegó la desgracia y ante la política de tolerancia cero de Trump la mujer terminó autodeportándose, antes de que las autoridades hicieran cumplir de forma forzosa una orden de deportación en su contra.

Deportada y con pandemia

Inicialmente, Estela se fue a vivir con su mamá a un departamento en México, mientras Pamela, la hermana mayor, terminaba la preparatoria en Florida, con su padre. Pero al tener que mantener dos hogares, las visitas a México a verlas se fueron espaciando.

La situación alcanzó un punto crítico con la pandemia, pues la mujer, que daba clases de inglés, se quedó prácticamente sin trabajo y su hija pequeña regresó con el padre y la hermana a México.

El pensar que sus hijas estaban creciendo sin su madre le causó una depresión y tuvo que someterse a terapia, contó Alejandra al diario The Guardian.

Ley de Protección de los Cónyugues Patriotas

El congresista demócrata por Florida, Darren Soto, ha acompañado a Alejandra y su familia desde el inicio y ha presionado a la nueva administración para que permitiera su regreso. Para ello, presentó la Ley de Protección de los Cónyuges Patriotas, que busca proteger a las familias de los militares de la deportación.

“Recuerdo haber acompañado a la familia Juárez en el aeropuerto el día de la deportación y presenciar el impacto devastador de las duras políticas de inmigración del presidente Trump”, dijo el congresista Soto en la página de presentación de su proyecto de ley. “Desde ese día, le hice la promesa a la familia Juárez de nunca dejar de luchar para reunirlos. Ahora, con una Cámara (Baja), un Senado y una Casa Blanca demócratas, somos optimistas de que esta legislación avanzará, dándole a Alejandra la esperanza de reunirse pronto con su familia en su casa, Estados Unidos", escribió el representante en enero, al presentar la legislación.

Por su parte, Juárez expresó su agradecimiento al congresista. “Estoy profundamente agradecida por el apoyo del congresista Soto por luchar para reunir a nuestra familia”, escribió la mujer. “Mi esposo sirvió a su país en la Infantería de Marina y el Ejército, creyendo que su familia estaría protegida por su sacrificio. Hay muchos otros veteranos cuyas familias, como la nuestra, han sido divididas cruelmente. Rezo para que este sufrimiento innecesario se pueda detener", agregó.

No está claro cuántas familias de militares se vieron separadas bajo la administración de Trump, pero un informe de 2018 del grupo American Families United, citado por The Guardian, estimaba que hasta 11,800 hombres y mujeres en servicio activo, todos ciudadados estadounidenses o residentes permanentes, tenían un cónyuge vulnerable a la deportación.

Reunificación familiar

Tras la firma de una orden ejecutiva por parte del presidente Biden en febrero se creó un grupo de trabajo para la reunificación familiar que esta semana reunificó a cuatro familias separadas por la política migratoria restrictiva de Trump, conocida como "tolerancia cero".

Las cuatro familias fueron reunificadas de manera temporal porque recibieron un permiso humanitario, pero el propio secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, reconoció en una entrevista con Univision Noticias que una residencia temporal en el país no brinda toda la estabilidad que las familias necesitan, por lo que aseguró que la reunificación familiar será solo un primer paso en el proceso.

Está previsto que este grupo de trabajo entregue su primer informe sobre la reunificación familiar el 2 de junio, según The Guardian, pero de antemano han admitido que detectar y encontrar todos los casos tomará un largo tiempo.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés