null: nullpx

Gobierno crea oficina para revocar la ciudadanía a inmigrantes que han cometido delitos graves

El gobierno asegura que la oficina perseguirá solo a aquellos que han cometido fraude al sistema de naturalización, pero activistas proinmigrantes y defensores de los derechos civiles advierten que se trata de una herramienta antiinmigrante.
26 Feb 2020 – 05:29 PM EST

El gobierno anunció la creación de una oficina que se encargará de quitarle la ciudadanía (desnaturalización) a inmigrantes que han cometido delitos, anunció este martes el Departamento de Justicia.

“La Sección de Desnaturalización de la División Civil investigará y litigará la desnaturalización de terroristas, criminales de guerra, delincuentes sexuales y otros estafadores”, dijo la dependencia federal en un comunicado.

Agregó que la nueva unidad estará dedicada “a investigar y litigar la revocación de la naturalización” de extranjeros que hayan cometido faltas graves.

Señaló que la nueva unidad, que forma parte de la política de tolerancia cero, “se unirá a las secciones existentes dentro de la Oficina de Litigios de Inmigración de la División Civil”, entre ellas la Sección del Tribunal de Distrito y la Sección de Apelaciones.

“Esta medida subraya el compromiso del Departamento de llevar a la justicia a terroristas, criminales de guerra, delincuentes sexuales y otros estafadores que obtuvieron ilegalmente la naturalización”, se lee en el comunicado.


Mano dura

"Cuando un terrorista o delincuente sexual se convierte en ciudadano estadounidense bajo falsas pretensiones, es una afrenta a nuestro sistema, y es especialmente ofensivo para quienes son víctimas de estos delincuentes", dijo Jody Hunt, fiscal general adjunto. "La Sección de Desnaturalización promoverá los esfuerzos del Departamento para perseguir a aquellos que obtuvieron ilegalmente el estatus de ciudadanía y garantizará que sean responsables de su conducta fraudulenta", agregó.

Los casos de desnaturalización requieren que el gobierno demuestre que la naturalización de un acusado fue "obtenida ilegalmente" u "obtenida por ocultación de un hecho material o por tergiversación intencional", señala el Código de estados Unidos (US CODE) sobre el tema.

El Departamento de Justicia dijo que los casos de desnaturalización civil “no tienen estatuto de limitaciones”, y que “ha desnaturalizado con éxito numerosas categorías de personas que obtuvieron la ciudadanía ilegalmente, incluidos terroristas y otras amenazas de seguridad nacional, criminales de guerra, violadores de derechos humanos, delincuentes sexuales y otros estafadores”.


Ya lo habían advertido

En diciembre de 2018 Univision Noticias reportó que el servicio de inmigración estaba contratando decenas de abogados y agentes para una oficina que revisará expedientes de individuos que supuestamente han obtenido la ciudadanía estadounidense de manera fraudulenta.

Una vez localizados, los extranjeros naturalizados recibirán una Notificación de Comparecencia (NTA) ante un juez de inmigración, donde enfrentarán un proceso para quitarles (rescindir) la ciudadanía.

La atención se centra en casos de extranjeros que fueron deportados y sobre ellos cae la sospecha que utilizaron identidades falsas para, primero, obtener la green card (tarjeta verde) y, luego, la ciudanía a través de la naturalización.

La Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS) dijo en ese entonces que, en los casos sospechosos, las evidencias serán enviadas al Departamento de Justicia, cuyos abogados determinarán si proceden a eliminar las ciudadanías por medio de un juicio civil. En algunos casos estas personas podrían recibir cargos criminales por fraude.


Base de datos

Las investigaciones de fraude se encuentran a cargo de la Historical Fingerprint Enrolment (HFE). La dependencia “evalúa cualquier tipo de beneficio bajo la supervisión y adjudicación de USCIS”, dijo la agencia a Univision Noticias.

HFE surgió tras la implementación de una base de datos cuyo objetivo era detectar casos fraudulentos. La herramienta fue activada entre 2011 y 2012, durante el gobierno de Barack Obama.

“Nadie que haya obtenido la ciudadanía estadounidense al asumir deliberadamente una identidad falsa debería sorprenderse si se entera de que está siendo remitido al Departamento de Justicia para los procedimientos de desnaturalización”, dijo la USCIS a Univision en 2018.

La agencia federal agregó que “investiga actos deliberados de fraude relacionados con la falsificación o el uso de identidades falsas, y hacemos todo lo posible para asegurarnos de que las personas no sean susceptibles de errores, malentendidos o circunstancias especiales”.

“Aquellos que obtuvieron el gran privilegio de la ciudadanía a través de actos deliberados e intencionales de fraude, han engañado al sistema para minar a los solicitantes legítimos y respetuosos de la ley que buscan mayores oportunidades, prosperidad y seguridad, y pueden ser remitidos legítimamente al Departamento de Justicia”, indicó.


ACLU critica oficina

La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) dijo que la nueva oficina anunciada por el gobierno de Trump para quitar la ciudadanía estadounidense a inmigrantes se trata de unas medida “escalofriante”.

“Esta nueva unidad del Departamento de Justicia, enfocada únicamente en despojar a los estadounidenses de su ciudadanía, confirma que la campaña sistemática de Trump contra las personas de color se extiende desde nuestras fronteras hasta el resto de la nación”, dijo Manar Waheed, asesor legislativo y de defensa de la ACLU.

“El gobierno ha presentado tres veces más casos de desnaturalización civil anualmente en comparación con los promedios anuales de las últimas ocho administraciones”, agregó.

Waheed dijo además que “esta medida se trata de un esfuerzo por crear un ambiente de miedo e inseguridad escalofriante”, y que “esta no es la América que queremos ser".

Para Matt Adams, director del departamento legal del Proyecto para los Derechos de los Inmigrantes del Noroeste, en Seattle, Washington, la nueva oficina es “algo muy feo, porque el gobierno quiere meter todos los recursos en quitarle derechos a ciudadanos estadounidenses”.

“Nuestro gobierno no está ahora para protegernos, sino para promover su agenta antinmigrante agregó”.

En fotos: La historia que comienza para los nuevos ciudadanos estadounidenses en una ceremonia de naturalización

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés

Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.