null: nullpx

El gobierno agrega 22,000 visas H2B para trabajadores no agrícolas al año fiscal 2021

Respondiendo a presiones de empresarios, el gobierno de Biden amplía la cuota de visas H2B para el segundo semestre. Pero pide que se aplique con rigor la vieja regla de que antes de contratar a un extranjero, el puesto de trabajo debe primero ser ofertado a un trabajador estadounidense.
21 Abr 2021 – 12:32 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

En una nueva señal de reapertura en medio de la pandemia del coronavirus, el gobierno anunció un aumento de 22,000 visas tipo H2B para trabajadores extranjeros no agrícolas en la segunda cuota del año fiscal 2021.

“A medida que la economía del país continúa reabriéndose de manera segura, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) está tomando medidas para garantizar que las empresas estén equipadas con los recursos necesarios para recuperarse con éxito y contribuir a la salud económica de las comunidades locales”, anunció el ministerio.

La ampliación fue otorgada en respuesta a la demanda ejercida por las empresas que utilizan estos visados, sobre todo en la temporada primavera-verano. Entre ellas se ubica la industria hotelera.

Las 22,000 visas adicionales, que se suman a la cuota de 33,000 del segundo semestre del año fiscal, “estarán disponibles en los próximos meses a través de una regla final temporal que será publicada en el Registro Federal (diario oficial estadounidense)”, dijo el DHS.

Justificación oficial

El gobierno explicó que la ampliación de la cuota va de acuerdo con la Orden Ejecutiva 14010 firmada por Biden en febrero, decreto que estipula los pasos a seguir en la creación de “un marco regional integral para abordar las causas de la migración, gestionar la migración en América del Norte y Central y proporcionar un procesamiento seguro y ordenado de Solicitantes de asilo en la frontera sur”.

El anuncio indica además que 6,000 de estas visas “estarán reservadas para ciudadanos de los países del Triángulo Norte (Honduras, El Salvador y Guatemala), a efecto de aumentar los incentivos para disminuir la inmigración irregular a Estados Unidos, que en lo que va del año la vulnerado la política migratoria de Biden.

“Los empleadores que buscan trabajadores H-2B deben probar el mercado laboral y certificar en sus peticiones que no hay suficientes trabajadores estadounidenses capaces, dispuestos, calificados y disponibles para realizar el trabajo temporal para el que buscan un posible trabajador extranjero”, precisó el DHS.

“Y que emplear trabajadores H-2B no afectará de manera adversa los salarios y las condiciones laborales de los trabajadores estadounidenses empleados de manera similar”, indicó.

Bajo presión

A comienzos de marzo una coalición integrada por poco más de 2,000 empresarios de pequeños negocios pidieron al gobierno de Biden que libere la cuota anual de visas H-2B luego de haber sido restringidas durante el gobierno de Donald Trump.

Por medio de una carta, abogados y organizaciones que defienden los derechos de los inmigrantes le solicitaron al secretario del DHS, Alejandro Mayorkas, que libere la cuota, y al presidente Biden que “rescinda la Proclamación Presidencial 10052”, que frenó la entrada al país de titulares de estas visas hasta el 31 de marzo.
El movimiento, denominado H-2B Workforce Coalition, dijo que “nuestros miembros son empresas que dependen del programa de visas H-2B para complementar su fuerza laboral durante el aumento estacional y las necesidades comerciales en temporadas altas”.

El 22 de junio del año pasado Trump firmó una proclama que restringió la entrada al país de trabajadores extranjeros, una limitación temporal a la inmigración legal bajo el pretexto del coronavirus. El gobierno estimó en esa ocasión que la suspensión temporal de programas de visas de trabajo, entre ellas las H-2B, beneficiaría a unos 525,000 trabajadores estadounidenses afectados por la pérdida de empleos debido a la pandemia.

La visa H-2B

La visa tipo H-2B está disponible para personas dentro o fuera de Estados Unidos. Pueden solicitarse dos extensiones cada una por un año. Cuando se cumplen tres años de estadía, el portador debe regresar a su país de origen, señala el reglamento.

El Congreso autorizó una cuota anual de 66,000 visas, que se distribuiyen en dos entregas de 33,000 en cada semestre del año fiscal.

La Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS) explica que en cada ampliación el empleador tiene que aplicar para una Certificación Laboral, trámite que puede ser obtenido en la página electrónica del Departamento de Trabajo de Estados Unidos (DOL).

El reglamento de la visa H-2B también indica que el portador del documento puede traer a su cónyuge e hijos menores de 21 años solteros, quienes reciben la visa H4. Con ese documento pueden permanecer legalmente en Estados Unidos, pero no tienen permiso para trabajar.

Las visas tipo H2, que incluye la H-2A, para campesinos, fueron creadas en 1943 con la importación de trabajadores para cubrir la falta de mano de obra en la industria de la caña de azúcar.
El programa cambió significativamente en los años 80 con la división de las visas H2 en dos categorías, mismas que permanecen hasta el día de hoy:


  • H-2A, para trabajadores agrícolas (siembra y cosecha de plantíos); y,
  • H-2B, para trabajadores no-agrícolas (jardinería, construcción, bosques, sembrar o cortar, personal para servicio de limpieza de hotel, etc.)

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés