Condenan a 18 años de cárcel por narcotráfico a los sobrinos del presidente venezolano Nicolás Maduro

Efraín Campo Flores y su primo Franqui Francisco Flores de Freitas están detenidos desde hace dos años en una cárcel de Nueva York. Fueron declarados culpables de conspirar para importar 800 kilogramos de cocaína a Estados Unidos.
14 Dic 2017 – 4:28 PM EST

Un juez de Nueva York condenó a 18 años de prisión en Estados Unidos, sin posibilidad de beneficios procesales y con una multa de 50,000 dólares para cada uno, a los sobrinos del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, quienes el pasado noviembre fueron declarados culpables de conspirar para importar cocaína al país.

Paul Crotty, juez de la corte federal de Manhattan, consideró que la cadena perpetua que solicitaba la Fiscalía –y que este jueves rebajó a 30 años de prisión– era una condena desproporcionada, según reporta la periodista Adriana Núnez Moros, quien asistió a la corte. Tras el anuncio de la sentencia, la defensa solicitó que ambos fueran cambiados de prisión desde Nueva York a Florida para facilitar las visitas a los familiares.

Según el documento de acusación de la Fiscalía, Efraín Campo Flores, de 30 años, y Francisco Flores de Freitas, de 31 años, acordaron distribuir al país 800 kilogramos de la droga.


Este jueves, sus abogados dijeron a la agencia AFP que ambos actuaron como dos "novatos" que intentaban ganar millones de dólares sin entender nada de narcotráfico y terminaron cayendo en una trampa de la DEA. Pero la Fiscalía considera que los jóvenes creían que podrían actuar impunemente.


La sentencia contra Campos Flores y Flores Freitas había sido aplazada luego de que la Fiscalía presentara nueva evidencia. Incluía chats telefónicos entre ellos con fotos de una cabeza decapitada y un cuerpo desmembrado, así como discusiones con otras personas sobre los presuntos asesinatos.

Algunos de los agravantes de la condena incluyen la intención de los jóvenes por ingresar más de 400 kilogramos de droga a Estados Unidos, el uso de armas de fuego, un avión, y el pago de sobornos a autoridades.

Recién a principios de diciembre, los familiares, amigos y abogados de los Flores pidieron compasion al juez federal Paul Crotty. Entre otras cosas, hablan de que ambos tenían un pasado sin problemas en Venezuela, de sus buenos gestos con los enfermos y del daño emocional que les ha causado el encierro.

La primera dama de Venezuela, Cilia Flores, ha asegurado que la detención de sus sobrinos es un "secuestro" y "una venganza". Maduro insiste en que solo buscan atacar a su gobierno.

Grabaciones y videos: claves de la acusación

Para llegar a capturarlos y acusarlos, se utilizaron como evidencia 32 grabaciones realizadas en seis encuentros claves entre cooperantes de la DEA y los dos jóvenes en Caracas (Venezuela), San Pedro Sula (Honduras) y Puerto Príncipe (Haití), todos entre el 4 de octubre y el 10 de noviembre.


Según detalló la Fiscalía en un informe, de cada reunión se obtuvo un audio y varios videos, se interceptaron teléfonos y correos electrónicos. Con esas conversaciones lograron trazar la ruta que seguiría la droga, los vuelos, quiénes participarían y cómo sería distribuido el dinero con cada transacción.

En un chat telefónico presentado por la Fiscalía al jurado, Campo Flores incluso precisa que la ganancia serviría para la campaña legislativa de 2015, en la que su tía Cilia Flores fue reelegida como diputada. En otro video, se le ve mostrando un paquete de cocaína que aseguró era de la guerrilla colombiana de las FARC.

Flores de Freitas y Campo Flores están detenidos en Nueva York desde noviembre de 2015, luego de que fueron apresados por la DEA en Puerto Príncipe, Haití, cuando intentaban cerrar el acuerdo para traficar los 800 kilos de cocaína a EEUU.

Este es uno de los casos abiertos en juzgados de EEUU que investigan los supuestos vínculos de narcotraficantes con el gobierno venezolano.

En fotos: Los sobrinos del presidente venezolano condenados por narcotráfico

Loading
Cargando galería
Publicidad