null: nullpx
Donald Trump

'Investigar la investigación': el fiscal general dice que cree que la campaña de Trump fue espiada

En dos días de declaraciones ante el Congreso, el jefe del Departamento de Justicia, William Barr, dio algunas pistas sobre lo que sigue con el reporte de la investigación Mueller y sus intenciones de investigar la raíz del 'Rusiagate'. Aquí, las claves.
10 Abr 2019 – 2:42 PM EDT

El fiscal general William Barr dijo este miércoles ante un panel del Senado que cree que las agencias de inteligencia de EEUU estuvieron involucradas en un espionaje a la campaña presidencial de 2016 de Donald Trump.

"Creo que ocurrió el espionaje", indicó este miércoles Barr en una audiencia en el Senado ante el Comité de Asignaciones. "Pero la pregunta es si fue adecuadamente fundamentado y no estoy sugiriendo que no fue así... No estoy sugiriendo que esas reglas fueron violadas, pero creo que es importante revisar eso. Y no estoy hablando necesariamente del FBI, sino de las agencias de inteligencia más ampliamente".

Barr dijo que está revisando si las autoridades federales espiaron indebidamente la campaña de Trump a los inicios de la investigación del llamado 'Rusiagate' que concluyó semanas atrás el fiscal especial Robert Mueller. "Espiar en una campaña es un gran problema", dijo Barr.

El fiscal general dijo que planeaba examinar la "génesis y la conducta" de la investigación del FBI sobre posibles vínculos entre la campaña de Trump y Rusia.

El reporte final de la investigación de Mueller fue entregado a Barr quien informó en una carta el pasado 24 de marzo que su conclusión era que la campaña de Trump no conspiró con el Kremlin para afectar las elecciones y que el reporte no acusa ni exonera al presidente respecto a la posible obstrucción a la justicia.

¿Por qué Barr investigará la investigación?

Lanzar esta investigación sobre cómo se gestó la pesquisa de la trama rusa va en línea con las afirmaciones del presidente Trump, quien en varias oportunidades dijo que su campaña fue espiada ilegalmente y que toda la investigación se trató de una "caza de brujas" y un intento de "golpe" contra él que "no resultó".


Barr dijo que quería asegurarse de que no hubiera habido "vigilancias no autorizadas" a la campaña. El fiscal general no dijo a qué se refería y no presentó detalles sobre en qué se basa para iniciar una 'investigación sobre la investigación'.

Cuando el senador demócrata de Rhode Island, Jack Reed, le preguntó a Barr si tenía "evidencia específica" sobre la investigación de contrainteligencia realizada en las elecciones de 2016, Barr dijo que no tenía "evidencia específica para citar en este momento" y que tenía dudas sobre el tema.

Es posible que Barr se refiera a una orden de vigilancia secreta pedida por el FBI en 2016 sobre el entonces asesor de la campaña de Trump, Carter Page.

En contexto: ¿Quién es Page y por qué importa?

Page es un hombre de negocios bajo el radar del FBI desde mucho antes de la campaña de Trump: en 2013 detectaron que ciudadanos rusos sospechados de ser espías habían intentado usar a Page como fuente de información.

En 2016, Page, quien tiene lazos con las altas esferas de Moscú, entró a la campaña republicana y poco después viajó a la capital rusa. También el 'famoso' dossier de Christopher Steele lo mencionaba como un nexo entre la campaña y Rusia. Se cree que ese viaje y elementos del dossier llamaron la atención del FBI nuevamente en 2016 .

Pero los republicanos del Congreso presentaron un memo a principios de 2018, impulsado por el congresista cercano a Trump Devin Nunes, en el que decían que el pedido de vigilancia sobre Page a una corte FISA ( Foreign Intelligence Surveillance Act, un tribunal que opera en secreto y aprueba espionajes a personas sospechadas de vínculos con inteligencia extranjera) violó reglamentos.


Los republicanos del Congreso, en consonancia con los dichos de Trump, reforzaron la tesis de que la chispa que encendió el 'Rusiagate' no fue el contacto de la gente de la campaña republicana con rusos, sino el dossier y posibles inclinaciones políticas demócratas en el FBI, el Departamento de Justicia, jueces, espías y políticos que buscaban perjudicar a Trump.

Ahora es posible que el fiscal general Barr busque indagar en estos puntos.

Barr dijo que trabajará con el director del FBI, Christopher Wray, para examinar los orígenes de la investigación de contrainteligencia y que formaría un equipo para ello.

El reporte de Mueller no se conocerá completo

Este miércoles es el segundo día de audiencia de Barr. El martes ya había anticipado ante el Comité de Asignaciones de la Cámara de Representantes que espera publicar una versión incompleta, es decir con partes que permanecerán clasificadas, del informe de Mueller "dentro de una semana".

Barr afirmó que algunas partes del informe deben permanecer en secreto porque contienen información delicada a pesar de las crecientes llamadas de los demócratas para que entregue el informe completo de Mueller inmediatamente.

Del reporte, Barr dijo que bloqueará la información del reporte de Mueller de "cuatro áreas":


Lo cierto es que aún no se conoce el reporte de Mueller de cerca de 400 páginas, mientras los demócratas redoblan la presión para que se libere la información completa.

Mientras tanto, la Casa Blanca y los republicanos citan las cuatro páginas de resumen de la interpretación del trabajo de Mueller hecha por Barr como una exoneración total del presidente de cualquier delito, algo que el propio resumen de Barr refuta: el reporte de Mueller "no acusa pero tampoco exonera al presidente" de posible obstrucción a la justicia.

Barr, por su parte, defendió nuevamente las cuatro páginas de resumen de su propia interpretación del trabajo de Mueller.


Las renuncias y despidos más sonados del gobierno de Donald Trump (fotos)

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:Donald TrumpRusiagateWilliam Barr

Más contenido de tu interés