null: nullpx

USA vs El Chapo (IV) Conversaciones interceptadas, decomisos y testigos juegan contra El Chapo

La DEA y otras instituciones han reunido pruebas de todo tipo para juzgar al narcotraficante.
4 Feb 2017 – 7:29 PM EST

Desde 1986, la DEA y otras agencias han recopilado cuantiosa información acerca de 'El Chapo' Guzmán a través de fuentes de inteligencia y otros métodos. Hoy en día, ésa es la base para el caso en la corte estadounidense contra 'El Chapo' tras su extradición desde México el 20 de enero de este año.

El expediente incluye grabaciones secretas, comunicaciones interceptadas, declaraciones de testigos protegidos, cargamentos de drogas decomisados e incluso las propias palabras de El Chapo en un video de 2015 con el actor de Hollywood Sean Penn.


"De donde yo soy... hasta la fecha no hay fuentes de trabajo, la manera para comprar la comida es sembrar amapola, marihuana, y ... yo desde esa edad comencé a sembrarla, a cultivarla", dijo en su famosa entrevista con Penn.


En una entrevista con Jorge Ramos, en febrero de 2016, la entonces Procuradora General de Estados Unidos Loreta Lynch explicó que el juicio de El Chapo combinará pruebas de las acusaciones contra el narcotraficante presentadas en varios tribunales de todo el país.

"Hay departamentos que tienen casos muy fuertes contra El Chapo y por eso tenemos que decidir cuál es el mejor lugar, el mejor caso, debemos combinar los casos", dijo.

Algunos de los casos no son muy conocidos, pero podrían aportar pruebas importantes a la acusación general contra Guzmán. Por ejemplo, un tribunal de New Hampshire tiene grabaciones secretas, según la evidencia observada por Univision Investiga.

El video secreto


A partir de 2009, la organización de Guzmán planeó una serie de envíos a Europa con un grupo de distribuidores potenciales. Después de más de un año de reuniones, los mexicanos se impacientaron, según un video secreto.

"La idea de esta reunión, señores, es concluir las cosas. Lo quiero aquí, lo quiero de esta forma", se le oye decir a uno de los traficantes en el video.

En el equipo enviado por El Chapo estaba su primo Jesús Gutiérrez Guzmán, quien estaba a cargo de las comunicaciones con el capo de la droga.

Finalmente, acordaron que la mercancía llegaría por barco desde Brasil hasta el puerto de Algeciras, en el sur de España. El cargamento llegó, pero no sin contratiempos.

"Desaparecieron cuatro bultos. Eso sucede a veces y tu gente fue honesta y dijo que era su responsabilidad. Él aprecia eso. Pero cuando él pide 1,000, espera que lleguen 1,000", dice uno de los presuntos traficantes en otra grabación secreta.

Llegaron sólo 346 paquetes cargados de cocaína en lugar de los 350 acordados, pero ése fue el menor de los problemas para los cuatro operarios del cártel. Los presuntos contactos con la mafia italiana con quienes habían negociado eran en realidad miembros del FBI de Boston. Los que recibieron la droga eran agentes de la policía española.


En fotos: Estas son las pruebas físicas que tiene la Fiscalía contra Joaquín 'El Chapo' Guzmán

Loading
Cargando galería

Durante el juicio de Rafael Humberto Celaya Valenzuela, la única persona detenida que no se declaró culpable, declaró que se había reunido con El Chapo Guzmán en las montañas de Sinaloa.

Todas las personas implicadas en la operación fueron condenadas. Celaya Valenzuela recibió una sentencia de 17 años de cárcel. Sin embargo, sigue afirmando que su papel nunca fue esencial en la operación y ha apelado la sentencia.

A pesar del recelo de El Chapo, los agentes recibieron instrucciones personales de él acerca de los envíos, según los documentos del tribunal, incluyendo una declaración jurada de un agente del FBI con sede en Boston, Tucker Heap.

Un traficante de drogas convicto e informante del FBI, mencionado en documentos como CHS (Fuente Confidencial Humana), incluso visitó a Guzmán en Culiacán.

Fue allí, en la capital de Sinaloa, donde los miembros de la Armada de México pudieron rodear a Guzmán después de varios días de búsqueda. James Dinkins dirigió la investigación para la Oficina de Seguridad Nacional.

"Pudimos reunir (en la Oficina de Seguridad Nacional) así como en la DEA muy buena información que podríamos pasarles a las autoridades mexicanas," dijo Dinkins a Univision.

Explicó que la clave de la operación fue la interceptación de las comunicaciones. "Cuando se dirige una de las redes (de narcotráfico) más diversas y globales, hay que estar en el teléfono diariamente dando instrucciones de mando y control", dijo Dinkins.

El médico del cártel


Meses antes de esa operación, un informante de la DEA dice que él le dio a la DEA información sobre teléfonos móviles pertenecientes a la gente cercana a El Chapo. Temiendo por su seguridad, habló con Univision usando un disfraz y un nombre ficticio, Antonio López.

"Di esta información aproximadamente en noviembre o diciembre de 2013. El Chapo fue detenido el 22 de febrero de 2014", dijo López.

López trabajaba como médico en una de las ciudades más violentas de México. "Empezaron a usarme para asistir a los pacientes que no podían ser hospitalizados", dijo.

López sabía que estaba en peligro si uno de los pacientes heridos del cártel fallecía en su clínica, así que sólo aceptaba a los pacientes que sabía que podía salvar. "Gente con balazos, torturada, quemada, amputada ... De todo. Ni uno de ellos se me murió", dijo.

Debido al éxito obtenido, su fama llegó a los niveles más altos del cártel. Su especialidad era la cirugía plástica.

El Chapo se interesó en el tratamiento de las células humanas para alterar las huellas dactilares y las expresiones faciales", le dijo a Univision.

"Creo que las autoridades han basado su caso en una gran cantidad de información proveniente de muchas personas", añadió.

Después de su arresto, Guzmán fue retenido en la cárcel de El Altiplano, desde donde logró escapar meses después a través de un sofisticado túnel. Una vez libre, "El Chapo" le concedió una entrevista a Sean Penn, incluido el ahora famoso video.


Según las autoridades mexicanas, el video proporcionó un indicio muy importante para su posterior recaptura. "Guzmán Loera quería filmar una película biográfica", anunció la Procuradora General de México Arely Gómez a la prensa después de su detención.

El Chapo volvió a la cárcel y el proceso de su extradición comenzó. Al mismo tiempo, fiscales estadounidenses estaban preparando el terreno para su futuro juicio.

En mayo de 2016 el Tribunal del Distrito Este de Nueva York publicó una nueva acusación contra El Chapo. El documento de la corte, que se centra en Guzmán y su asociado 'El Mayo' Zambada, incluye el tráfico de drogas, así como la posesión de armas, el lavado de dinero, y asesinatos múltiples.


"Esta acusación tiene un propósito muy específico, tratar de unificar todos los frentes de una manera que no sólo se le presente al gobierno mexicano, sino también a un jurado de forma organizada", explica el experto jurídico Oscar Rodríguez.

Señaló que, con anterioridad a su nombramiento como Procuradora General, Loretta Lynch dirigía el Distrito Este de Nueva York, donde se presentó uno de los principales casos contra El Chapo.

Rodríguez sospecha que la fuerza del caso del gobierno contra Guzmán radica en el testimonio de sus antiguos socios - y enemigos - que ya están en custodia de Estados Unidos. "Tienen muchas personas en la cárcel que negociaron directamente con El Chapo", dijo.

El 19 de enero, a los abogados de El Chapo en México se les acabaron los recursos legales y El Chapo fue transportado en avión hacia Nueva York.


Publicidad