null: nullpx

Madre de la bebé que murió tras ser liberada de un centro de ICE demanda por $60 millones al gobierno

Yasmín Juárez y su abogado sostienen que la agencia y los que dirigen las instalaciones no ofrecieron la atención médica necesaria para la menor luego de sufrir una infección respiratoria durante su detención. La niña, que falleció en mayo, tenía 19 meses.
28 Nov 2018 – 11:28 AM EST

Yasmín Juárez, madre de la bebé que murió seis semanas y media después de ser liberada de un centro de detención de ICE en Texas, presentó una demanda en la que solicita $60 millones de dólares al gobierno de EEUU.

La hija de Juárez tenía 19 meses cuando falleció en mayo. La niña y su madre, provenientes de Guatemala, fueron detenidas al entrar irregularmente a Estados Unidos por la frontera, pero la menor "no tenía ninguna enfermedad", según informó el abogado de Juárez cuando la menor falleció. Madre e hija fueron enviadas al Centro Residencial Familiar de Dilley, en el sur de Texas, al que el abogado acusa de prestarles una atención médica "inadecuada, negligente y deficiente".

La mujer y su abogado sostienen que ICE y los que dirigen las instalaciones no ofrecieron la atención médica necesaria para la menor luego de sufrir una infección respiratoria durante su detención.

"El gobierno de Estados Unidos tenía la obligación de proporcionar a esta niña condiciones de vida seguras y sanitarias, así como atención médica adecuada, pero no lo hizo y tuvo consecuencias trágicas", explicó el abogado R. Stanton Jones en un comunicado.

Según él, la niña estaba "saludable" cuando entró al centro, pero "20 días después fue dada de alta gravemente enferma con una infección respiratoria potencialmente mortal. La menor murió pocos meses antes de su segundo cumpleaños porque ICE y otras personas encargadas de su atención médica no proporcionan los cuidados básicos cuando su enfermedad se complicó rápidamente y su madre Yazmin pidió ayuda".

Fiebre de 104 grados

Cuando se conoció la muerte de la bebé, Jones explicó en el programa 'CBS This Morning' que la niña comenzó con tos y congestión, presentó fiebre alta, de hasta 104 grados y no fue atendida de manera eficiente.

Yazmín y su bebé cruzaron la frontera en marzo de 2018, en medio de la política de 'tolerancia cero' emprendida por el gobierno de Donald Trump, que ordenó detener y en algunos casos separar a los niños de sus padres. Más de 2,300 niños fueron separados de sus familias, aunque al cabo de tres meses el presidente canceló la medida.

Yasmín y su hija venían a EEUU huyendo de la violencia en su natal Guatemala. Fueron liberadas juntas el 25 de marzo y un día después la pequeña fue hospitalizada por complicaciones de lo que empezó como una simple gripe y terminó como una fatal infección respiratoria. El 10 de mayo la niña murió en un hospital de Nueva Jersey, a donde habían viajado porque ahí vivía la madre de Juárez


Tras la muerte, el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) no hizo ningún comentario específico sobre este caso. "Nos tomamos muy en serio la salud, seguridad y bienestar de los que están bajo nuestro cuidado, incluyendo la provisión de acceso a la necesaria y apropiada atención médica", dijo la agencia en un comunicado tras el fallecimiento.

Abrazos, llanto y emoción: las imágenes de los reencuentros entre padres e hijos que han sido separados en la frontera sur

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés