null: nullpx

El servicio de inmigración cancela la suspensión de 13,400 empleados anunciada para fin de mes

La agencia federal tenía previsto enviar a casa a unos 13,400 empleados y agentes a partir del 30 de agosto. Pero ahora advierte que la suspensión de la medida causará serias demoras en trámites, incluyendo los de ciudadanías.
25 Ago 2020 – 12:48 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Los 13,400 empleados del servicio de inmigración que el 28 de julio fueron notificados que serían enviados a casa porque la agencia no tenía fondos para pagar sus salarios, respiran aliviados este martes luego de que la agencia les notificara que la medida fue suspendida.

Los trabajadores, que representan el 70% de la fuerza laboral de la Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS), fueron notificados por medio de un correo electrónico.

“Desde mayo, nuestra situación financiera ha mejorado un poco debido al aumento de los ingresos”, dice la nota. “Como resultado de los agresivos recortes de gastos y los aumentos constantes en los ingresos diarios entrantes, ahora estamos en condiciones de cancelar el permiso administrativo actual que estaba programado para comenzar el 30 de agosto de 2020”, señala.

Pedido al Congreso

En mayo la agencia, le comunicó al Congreso que tenía serias dificultades financieras y le solicitó una partida presupuestaria reembolsable de emergencia de $1,200 millones para cubrir las operaciones hasta finales del 2020. De lo contrario, advirtió, se vería obligada a suspender administrativamente al 70% de su personal, unos 13,400 entre trabajadores y agentes.

Pero los comités de Supervisión y Asignaciones del Congreso respondieron que la agencia tenía un superávit suficiente para pagar salarios y seguir operando sin problemas por lo menos hasta el 31 de diciembre, urgiendo a la agencia a dar marcha atrás en la medida.


En un comunicado emitido este martes poco después del correo electrónico enviado a los empleados, la USCIS dijo que “evitará una licencia administrativa a más de 13,000 empleados programada para comenzar el 30 de agosto”.

Agrega que la decisión se tomó “como resultado de recortes de gastos sin precedentes y un aumento constante en los ingresos y recibos diarios”.

La agencia indicó que “espera poder mantener las operaciones hasta el final del año fiscal 2020”, pero advirtió que “las agresivas medidas de reducción de gastos afectarán todas las operaciones de la agencia, incluidas las ciudadanías y también afectarán drásticamente los contratos de la agencia”.


Abogados consultados por Univision Noticias dijeron que la advertencia es presagio de más demoras en los trámites de inmigración a partir de ahora.

Costo operativo

La USCIS dijo que, a pesar de la incertidumbre causada por la pandemia, “se mantiene firme en su misión de administrar el sistema de inmigración legal, salvaguardar su integridad y proteger al pueblo estadounidense, incluso mientras se avecinaba una licencia".

“Sin embargo, evitar esta licencia tiene un costo operativo severo que aumentará los retrasos y los tiempos de espera en todos los ámbitos, sin ninguna garantía de que podamos evitar futuras licencias”, indicó Joseph Edlow, subdirector de políticas de USCIS.

Edlow agregó que “el regreso a los procedimientos operativos normales requiere la intervención del Congreso para sostener a la agencia hasta el año fiscal 2021”.

La agencia tiene previsto un aumento de tarifas a partir del 3 de octubre. El alza va del 30% al 200% en algunos servicios.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés