null: nullpx
Desapariciones

Trump pide a Turquía la supuesta grabación con detalles sobre la posible muerte del columnista de 'The Washington Post'

El presidente dijo que han solicitado un audio, "si es que existe", difundido por un diario turco en el que se revelan escabrosos detalles de cómo fue retenido, torturado y asesinado el periodista Jamal Khashoggi por parte de agentes secretos sauditas.
18 Oct 2018 – 4:22 AM EDT

Transcurridas dos semanas de la extraña desaparición de Jamal Khashoggi, un colaborador del diario The Washington Post, y con las sospechas cada vez más firmes de que fue asesinado por el servicio secreto saudita, el gobierno de Estados Unidos ha solicitado a Ankara una presunta grabación que podría revelar detalles espantosos de lo ocurrido, dijo el miércoles el presidente Donald Trump.

Khashoggi desapareció el pasado 2 de octubre luego de entrar al consulado de Arabia Saudita en Estambul, Turquía. Las autoridades sauditas afirman que están investigando el caso y niegan que haya desaparecido en su dependencia consular, pero medios de Turquía han difundido grabaciones que dejan aparentemente en evidencia que el periodista fue retenido, torturado y posteriormente asesinado.

El mandatario estadounidense no ha confirmado si existe esa grabación mencionada por el periódico turco progobierno Yeni Safak y ha pedido paciencia mientras Arabia Saudí afirma estar investigando. “La hemos solicitado, si es que existe”. En otro momento, el presidente estadounidense afirmó que no tenía "certeza aún de que exista”.

De acuerdo con la versión del diario turco, una docena equipo de agentes, muchos cercanos al príncipe Salman, esperaban a Khashoggi en el consulado el 2 de octubre, quien buscaba legalizar documentos para casarse con su novia turca. Los agentes lo interceptaron y comenzaron a golpearlo y torturarlo, contó un funcionario turco al Safak.

El Safak indica que primero le cortaron los dedos durante el interrogatorio y luego lo decapitaron. Una fuente le dijo al diario que Khashoggi fue llevado de la oficina del cónsul general de Arabia Saudita en Estambul a una mesa en su estudio.

"Los gritos cesaron cuando le inyectaron a Khashoggi una sustancia aún desconocida", dice la fuente. "El jefe de pruebas forenses en el departamento de seguridad general de Arabia Saudita, Salah Muhammad al-Tubaigy, comenzó a cortar el cuerpo de Khashoggi en una mesa en el estudio mientras aún estaba vivo. Cuando comenzó a desmembrarlo, Tubaigy se puso los auriculares y escuchó música. Él le aconsejó a otros miembros del escuadrón que hicieran lo mismo", agrega.


Trump, que advritió a Riad sobre posibles sanciones cuando la desaparición de Khashoggi salió a la luz por primera vez hace dos semanas, ha subrayado desde entonces en forma reiterada los desmentidos de las autoridades saudíes e insistido en que Estados Unidos debe conocer los hechos antes de adoptar medidas.

A la pregunta de si estaba “encubriendo” a las autoridades sauditas, Trump declaró que no. “No, para nada”, declaró este miércoles.

Riad, aliado crucial de Washington en el Medio Oriente, afronta las exigencias de que explique lo sucedido a Khashoggi, que vivía en Estados Unidos y era un agudo crítico del régimen saudita, especialmente del príncipe heredero Mohammed bin Salman.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, a quien Trump envió a la región, dijo que Estados Unidos considera con seriedad la desaparición de Khashoggi.

"Van a hacer una investigación, y cuando la investigación salga, la evaluaremos. No se trata del beneficio de la duda", dijo Pompeo a los reporteros que viajaron con él a Bruselas, horas después de su visita a Turquía.

"Es razonable darles algunos días más para completarla, para que la hagan bien, para que sea exhaustiva y completa y eso es lo que indicaron que necesitan, y luego lo veremos, lo evaluaremos. Sobre una base objetiva y directa", agregó.


El Post publica la última columna de Khashoggi

The Washington Post publicó este miércoles lo que parece ser la "última" columna de Khashoggi, en la que el periodista escribe sobre la importancia de la libertad de prensa en el mundo árabe.

En la columna del Post, Khashoggi escribe que "el mundo árabe se enfrenta a su propia versión de una Cortina de Hierro, impuesta no por actores externos sino a través de fuerzas domésticas que compiten por el poder".

"El mundo árabe necesita una versión moderna de los viejos medios transnacionales para que los ciudadanos puedan estar informados sobre los eventos mundiales. Más importante aún, debemos proporcionar una plataforma para las voces árabes", escribe Khashoggi.


"A través de la creación de un foro internacional independiente, aislado de la influencia de los gobiernos nacionalistas que propagan el odio a través de la propaganda, la gente común en el mundo árabe podría abordar los problemas estructurales que enfrentan sus sociedades".

En la introducción de la columna de Khashoggi -que fue acompañada por una foto sonriente del escritor- la editora de Opinión Global del Post, Karen Attiah, dijo que el diario se había abstenido de publicarlo con la esperanza de que regresara.

"Ahora tengo que aceptarlo: esto no va a suceder. Esta es la última pieza de él que editaré para el Post", escribió Attiah.

Imágenes: estos periodistas han sido asesinados en México

Loading
Cargando galería
Publicidad