null: nullpx
Crisis económica

Reservas ante proyecto de Ley federal que atiende la situación de Puerto Rico

El liderato de la Isla rechaza las dos versiones del borrador para una junta de control fiscal por entender que le resta soberanía a Puerto Rico.
13 Abr 2016 – 05:54 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Viejo San Juan, Puerto Rico Crédito: Getty

El Departamento del Tesoro de EE.UU., el Comisionado Residente de Puerto Rico en Washington y varios legisladores estadounidenses mostraron este miércoles reservas ante el proyecto de Le y del Congreso federal que impone la creación de una junta que supervise las decisiones financieras del Gobierno local.

Las objeciones fueron planteadas durante la vista pública organizada este miércoles por el Comité de Recursos Naturales de la Cámara de Representantes en Washington para conocer la opinión sobre ese texto, después de que fuera modificado respecto de la versión que se publicó originalmente el pasado marzo.

Ambas versiones son rechazadas por el liderato de la isla por entender que ponen en entredicho la soberanía nacional.

El consejero del Departamento del Tesoro de EE.UU., Antonio Weiss, que mostró dudas sobre varios puntos del proyecto, dijo que e s urgente un acuerdo inmediato para evitar una crisis de consecuencias impredecibles y que es fundamental que el texto incluya herramientas para el crecimiento económico de Puerto Rico.

Weiss subrayó que no dotar a Puerto Rico de los medios para atender el problema de la deuda provocará, en el momento que se produzcan los esperados impagos, demandas judiciales por parte de los acreedores que solo complicarán más la delicada situación actual.

El funcionario estadounidense, que fue el interviniente más consultado por los legisladores participantes que querían conocer detalles de la situación por la que atraviesa la isla, dijo que el periodo de la moratoria que establece el texto para el pago de vencimientos de deuda -hasta mediados de febrero de 2017- no es suficiente para que autoridades puertorriqueñas y acreedores negocien.

Weiss indicó además que exigir, como establece el nuevo proyecto, una mayoría de dos tercios de los acreedores para que se pueda adoptar un plan de reestructuración de la deuda pública de la isla es, prácticamente, conceder derecho de veto a los bonistas.

Otro de los puntos cuestionados del nuevo texto por Weiss es que el proceso de reestructuración implique el apoyo de cinco de los siete miembros de la junta de supervisión fiscal, con lo que una minoría de tres permitiría el veto.

El representante -sin voto- de Puerto Rico ante el Congreso en Washington, Pedro Pierluisi, dijo que el proyecto H.R. 4900, o Ley fiscalizadora para la administración y estabilidad económica de Puerto Rico, tiene que ser equilibrado , "para evitar posibles consecuencias graves, tanto para Puerto Rico como para los acreedores".

La congresista demócrata por Nueva York Nydia Velázquez subrayó durante su intervención la ausencia de miembros del Gobierno de Puerto Rico en la vista, lo que demuestra, dijo, "el poder total del Congreso de EE.UU." sobre la isla, a la que catalogó de "colonia".

Velázquez criticó además que la legislación no proponga medidas para mejorar la economía de la isla caribeña.

El gobernador Alejandro García Padilla ya dijo el martes, tras publicarse el texto del proyecto, que se trataba de "un paso importante en la dirección correcta".

Su intención es continuar hasta finales de la semana en la capital federal con el objetivo de que el proyecto sea lo más favorables posible para Puerto Rico.

El secretario de Asuntos Públicos del Ejecutivo puertorriqueño, Jesús Manuel Ortiz, dijo en una conferencia de prensa que la nueva versión introdujo mejoras en relación al texto original, aunque observó que la junta seguiría teniendo un control evidente sobre el presupuesto y la política financiera del Ejecutivo.

El presidente en la Cámara de Representantes estadounidense, Paul Ryan, señaló en un comunicado que Puerto Rico está al borde del colapso, por lo que se necesita tomar medidas, aunque matizó que éstas deben defender tanto los derechos de la población de la isla como los de los acreedores.

Ryan destacó que la normativa propuesta permite que una junta independiente de control financiero supervise al Ejecutivo local e introduzca los cambios necesarios en asuntos fiscales de Puerto Rico antes del comienzo de reestructuración de su deuda.

Todavía no se conoce con exactitud cuándo se votará el proyecto hoy debatido y al que se pueden introducir enmiendas. Antes de convertirse en Ley deberá ser ratificado por el Senado.


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés