null: nullpx
Sexualidad

Todo lo siempre quisiste saber sobre el 69 (pero temías preguntar)

Te presentamos un breve repaso por la historia de una de las posiciones sexuales más populares.
18 Jul 2016 – 6:07 PM EDT

Dicen que el 69 es la postura sexual (no) oficial del Festival de Cine de Cannes. Varias de las últimas cintas que ha premiado tienen al menos una escena con la posición más famosa de la historia. A mí me viene a la mente una secuencia, la de la Blue Is the Warmest Color (Palma de Oro 2013, por cierto), protagonizada por las bellísimas Léa Seydoux y Adèle Exarchapoulos. Más de ocho minutos (no es que los estuviera contando, pero eso dura) de sexo duro simulado —algunos dicen que no—, sin musiquita de fondo, sólo dos mujeres que se aman practicando el antiguo arte del cunnilingus (que significa, literalmente, comer la vulva).

67.

Llamado así porque el 6 y el 9 asemejan a dos cuerpos practicando sexo oral simultáneamente, los orígenes del 69 no están muy claros, pero la mayoría apunta a que nació (adivina) en Francia. La escritora, feminista y pensadora de la Revolución francesa, Théroigne de Méricourt, se refirió por primera vez al soixante–neuf (69, en francés) en su libro Whore’s Catechisms (El catecismo de las putas), publicado a finales del siglo XVIII. La autora moriría loca, en un sanatorio, pero no por practicar la postura.

Pero vayamos un poco más atrás, con los orientales, tan adelantados a nosotros sexualmente. El 69 es un símbolo taoísta donde fluyen armónicamente el yin y el yang. Para los monjes tantrikas —que siguen el camino religioso taoísta a través del sexo—, la práctica oral recíproca crea una corriente de energía que nivela, integra y regenera tanto el cuerpo como la mente. Y tan seriecitos que se veían.

La primera referencia visual del 69 —al menos en Occidente— se remonta a mediados del siglo XIX, a una litografía del artista (adivina) francés Achille Devéria.

68.

Pasemos a otra revolución, esta con menos cabezas rodando que la francesa. En el verano de 1968, la pareja más cachonda de la contracultura, formada por (adivina) el francés Serge Gainsbourg y Jane Birkin (él, cantante y ella, actriz), proclamaron que el siguiente (1969) sería el año más erótico de la historia. Su mensaje fue escuchado en todo el mundo.

Sin embargo y a pesar de que se trata de una posición que reivindica la liberación femenina frente al hombre, porque no hay otra que suponga una mayor igualdad en la cama, la sexóloga estadounidense Shere Hite hizo casi a un lado al 69 de su famoso informe sobre sexo publicado en 1976. Una de las mujeres ahí entrevistadas simplemente dijo: “Me gusta estar encima en el 69, porque así puedo controlar todo lo que se mete en mi boca. Debajo, siempre me atraganto o estoy al borde de la sofocación”.

69.

A veces los occidentales solemos ser de flojera, pero en el Kama Sutra, el famosísimo libro de texto hindú sobre el comportamiento sexual humano, hay no una, sino tres (¡tres!) posturas para practicar el 69. Toma nota y practica:

1. La mujer tendida de espaldas sobre la cama y el hombre, encima.
2. El hombre está de pie mientras la mujer, con los muslos anudados a su cuello, posa la cabeza en su vulva.
3. Ambos amantes reposan de costado en sentido inverso.

Dejemos la imaginación un rato, aquí viene mejor ilustrado:


¿Que cuánto es uno más uno? 69, si se suma bien. Y si no ahí están los Magnetic Fields y su álbum 69 Love Songs.

También ve:


Más contenido de tu interés