null: nullpx
Protestas

La causa de los maestros reúne dos marchas distintas en las calles de la Ciudad de México

Líderes magisteriales y familiares de los 43 alumnos desaparecidos de Ayotzinapa tuvieron que compartir el turístico Paseo de la Reforma en la Ciudad de México con una movilización de Andrés Manuel López Obrador. Todos exigieron que se anule la reforma educativa de Peña Nieto.
26 Jun 2016 – 7:13 PM EDT


A las diez de la mañana de un domingo ordinario, el turístico Paseo de la Reforma de la Ciudad de México está invadido por decenas o hasta cientos de ciclistas. Este domingo, sin embargo, los deportistas fueron replegados para dar lugar a dos manifestaciones que, aunque con el mismo propósito, marcaron su distancia la una de la otra.

Venceremos, va a caer, va a caer, la reforma (educativa) va a caer”, así como “ Fuera Peña”, fueron las consignas más escuchadas.


Se cumplen 21 meses de la desaparición de 43 estudiantes de la escuela para maestros Isidro Burgos, de Ayotzinapa (Guerrero). Se cumple además una semana de la violencia desatada en Nochixtlán, (Oaxaca), en medio de una manifestación de maestros en contra de la reforma educativa impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto. Esas han sido las dos razones que tuvieron los maestros para tomarse las calles de la zona centro de la capital del país.

Pero en una maniobra que ha provocado críticas desde distintos niveles, el dos veces candidato presidencial y líder del político Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), Andrés Manuel López Obrador, decidió también hacer un llamado a las calles para anunciar su apoyo al magisterio y demandar que se frene la represión por parte de la policía.

Los simpatizantes de López Obrador se apostaron desde temprana hora en el emblemático Ángel de la Independencia, ese monumento que lo mismo ha visto festejos deportivos que eventos políticos. Su intención: respaldar al movimiento que exige se detenga la reforma educativa.


Unas cuadras adelante, específicamente en la esquina que hacen Paseo de la Reforma y avenida Bucareli, se realizaba la concentración de miembros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). Éstos pretendían realizar allí un mitin para avanzar después hacia las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía), también en Paseo de la Reforma.


Los maestros, familiares de los 43 alumnos de Ayotzinapa y el contingente que les acompañaba --que se esforzaron en que su movilización no se mezclara con la que realizaba el político-- tuvieron que esperar alrededor de una hora para avanzar a su destino, toda vez que López Obrador se encontraba en un mitin.


López Obrador pidió renuncias

En la Glorieta de Colón de Paseo de la Reforma estaba colocado desde temprano un templete, que sería sede del discurso que dirigió López Obrador a sus simpatizantes. Apenas a unos metros, a sus espaldas, se encontraba el contingente de los maestros.

En su discurso, el líder de MORENA aseguró que acompaña a los educadores en su exigencia de frenar la reforma educativa, se manifestó en contra de la actuación policial en Nochixtlán, y exigió que sea destituido el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

“Todavía podemos buscar una transición ordenada y pacífica para que en 2018 el pueblo elija a su próximo gobierno y la política que más le convenga, y eso implica una nueva etapa en el gobierno, un nuevo gabinete y un cambio de actitud bajo la premisa del diálogo. Estamos proponiendo que en este último tercio de su mandato Enrique Peña Nieto encabece un gobierno de transición”, señaló.

Aludiendo a quienes aseguran que él es un peligro para México, López Obrador aseguró que “ el verdadero peligro para México es la corrupción”. La movilización concluyó tras cantar en el sitio del Himno Nacional Mexicano; contrario a lo que habían anunciado, los manifestantes no trataron de llegar al Zócalo.


Las demandas de la CNTE

Por su parte, en el mitin de los líderes magisteriales una vez en la sede de la fiscalía, se exigió la aparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, la derogación de la reforma educativa, educación pública y gratuita, la mejora de las condiciones laborales de los maestros, la liberación de los profesores encarcelados y que se castigue a los responsables de las muertes en Nochixtlán.

El grupo magisterial denunció que los autobuses en que se trasladan han sido objeto de agresiones en distintos puntos. “Otros meses que no sabemos nada de nuestros hijos, ayer que viajábamos nos atacaron y ¿quién es el responsable? Peña Nieto”, señaló la madre de uno de los estudiantes desaparecidos, Cristina Bautista.


Exigieron además que renuncie Tomás Zerón, jefe de la Agencia de Investigación Criminal que protagonizó una controversia por un video revelado por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI). “Queremos justicia y aquellos que la entorpecen deben irse”, señaló su vocero, Melitón Ortega.

El miércoles pasado se realizó el primer encuentro entre miembros de la CNTE y de la Secretaría de Gobernación (Segob, ministerio de Interior). Ahí programaron un nuevo encuentro para mañana lunes, en el que esperan las autoridades muestren “sensibilidad política”, según dijo durante la marcha Enrique Enríquez, el representante del organismo en la Ciudad de México.

Las autoridades de la Ciudad de México calcularon que unas 17,000 personas participaron en las manifestaciones en Paseo de la Reforma. Para su cuidado desplegaron a unos 3,500 policías de tránsito.


Publicidad