null: nullpx
Deportaciones

"Lo despertaron y lo montaron en un avión": sin avisar a sus abogados ni a su familia, deportan a El Salvador a un veterano que sirvió en Irak

José Segovia Benitez tuvo suerte en octubre, cuando ya montado en el avión para ser deportado a El Salvador lo bajaron y le permitieron permanecer en Estados Unidos peleando su caso. Pero este miércoles todo cambió inesperadamente y fue deportado.
24 Oct 2019 – 07:27 PM EDT

Cuando el abogado Roy Petty llegó el miércoles al Centro Correccional de Florence, en Arizona, a visitar a su cliente, él ya no estaba: lo habían deportado a El Salvador la noche anterior sin notificarle a nadie, contó al diario Phoenix New Times.

Petty había llegado al centro del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) para completar con Segovia unos papeles para poder reabrir su caso de deportación, pero quedó sorprendido con la noticia. "ICE mantuvo su deportación en secreto tanto para él como para mí, su otro abogado y su madre. No es un práctica común", dijo al diario. Lo normal sería, explicó, que la persona sea notificada para que pueda hacer los arreglos de su viaje: "Lo despertaron y lo montaron en un avión".

El caso de Segovia ha alcanzado interés nacional por la forma como ha sido manejado. Recién en octubre de 2019, ICE también se preparó para expulsarlo a El Salvador, pero el proceso dio un giro inesperado y lo bajaron del avión en el último minuto. El gobernador de California, Gavin Newsom, estaba analizando entonces una solicitud de indulto para el veterano que combatió en dos ocasiones en Irak y fue dado de baja con honores en 2004, pero terminó en manos de las autoridades migratorias en 2018 por haber cometido algunos delitos, entre ellos, conducir bajo los efectos del alcohol, lesiones a su pareja y agresiones con arma de fuego.


Segovia, de 38 años, nació en El Salvador pero se mudó con su familia a Estados Unidos cuando apenas tenía 3 años, por lo que no conoce ese país. Creció en Long Beach, California, donde se hizo residente permanente y sirvió durante cinco años en la Marina de Estados Unidos. Volvió de Irak en 2004 con un daño celebral producto de una explosión a la que estuvo expuesto.

Después de su regreso, dijo Petty al Arizona New Times, nunca fue tratado médicamente por las consecuencias que dejó Irak en su salud física y mental, que incluyen también un diagnóstico por estrés postraumático (PTSD).


Luego de completar su condena de ocho años en prisión, fue dejado en custodia de ICE cerca de dos años antes de que un juez ordenara su deportación en octubre de 2018.

La semana pasada, cuenta el periódico, su deportación parecía inminente, luego de que le negaran una apelación y dos peticiones para permanecer en Estados Unidos. Se le concedió un aplazamiento de la deportación en Arizona, por lo que esperaban a que el gobernador le diera el perdón o que se pudieran tomar nuevas decisiones en su caso. Pero fue deportado sorpresivamente.

Petty dijo al diario que espera que "ICE corrija este problema y le permita regresar a pelear su caso".

Ve también:

En fotos: Veteranos de guerras estadounidenses que viven del lado mexicano del muro

Loading
Cargando galería
Publicidad