null: nullpx

Ante la amenaza de redadas, ¿cómo puedo averiguar si tengo una orden de deportación? Respondemos tus preguntas de inmigración

Si recibe una orden de deportación, todavía tiene opciones para que no lo expulsen del país. Puede apelar o pedir la reapertura de su caso, pero para hacerlo necesita del consejo de un abogado.
21 Jul 2019 – 2:52 PM EDT

La amenaza de redadas y deportaciones masivas lanzada en junio por el presidente Donald Trump tiene en vilo a millones de inmigrantes con y sin papeles en Estados Unidos. El mandatario aseguró que millones de extranjeros están en la mira de las autoridades para ser ubicados, detenidos y expulsados, pero hasta ahora las operaciones han sido retrasadas.

Mientras se van conociendo más detalles de esta nueva estrategia, hemos recibido correos electrónicos en la redacción de Univision Noticias con la pregunta “cómo saber si tengo una orden de deportación”. Puedes mandarnos la tuya a: jcancino@univision.net.


Cómo averiguo si tengo una orden de deportación

Un lector identificado con el nombre de Joel cuenta que su familia fue arrestada en la frontera, “pero a mí no me dejaron (ir a la) corte porque yo ya había estado aquí. Mi pregunta es si tengo una orden de deportación”.

Hay una manera fácil y gratis de saber si tiene una orden de deportación. Llame por teléfono al número 1(800) 898-7180 y luego marque el número 2 para recibir instrucciones en idioma español.

Una grabadora le explicará los pasos a seguir: te pedirá primeramente el ingreso de su número de extranjero (que comienza con una letra A mayúscula seguido de un guion y números), que puede hallarlo en correspondencias que ha tenido con el gobierno federal sobre su caso migratorio o en los documentos cuando lo detuvieron y/o liberaron con instrucciones de presentarse ante las autoridades de inmigración o la corte de inmigración.

Recuerde que durante la campaña presidencial Trump advirtió que, dentro de sus prioridades, estaba hallar y deportar hasta tres millones de inmigrantes indocumentados con antecedentes criminales, y en algún momento también mencionó a cuatro millones que entraron con visa y luego sus permisos de entrada se vencieron.

“Últimamente ha dicho que solo se enfocará en los que han cometido crímenes”, señala Jaime Barron, un abogado de inmigración que ejerce en Dallas, Texas. “Y del resto, aquellos que llevan tiempo y carecen de antecedentes penales, lo decidirá después a medida que asegure la frontera. Habrá entonces que esperar para conocer cuáles serán sus planes al respecto con la totalidad de indocumentados”.

Cabe destacar que el 25 de enero de 2017, apenas cinco días después de llegar a la Casa Blanca, Trump decretó que la presencia indocumentada constituye una amenaza a la seguridad pública y nacional de Estados Unidos, colocando a los 11 millones de indocumentados en la mira de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), la agencia que encabeza la fuerza nacional de deportaciones prometida durante la campaña.

Firmé una salida voluntaria y no me fui, ¿me andan buscando?

Una inmigrante identificada con el nombre de Liliana pregunta qué pasa con las personas que no tuvieron dinero para pagarle a un abogado, firmaron una salida voluntaria, pero no se fueron. “¿Me andan buscando para deportarme?”, nos pregunta.

Para esta pregunta “puede haber varias respuestas” dependiendo del estatus de Liliana, según explica el abogado de inmigración Ezequiel Hernández, un abogado de inmigración que ejerce en Phoenix, Arizona y colabora frecuente con la redacción de Univision Noticias. Esto es lo que sugiere:


  • Debe consultar inmediatamente con un abogado para que revise su expediente
  • Si el indocumentado que firmó la salida voluntaria está casado con un ciudadano, este puede pedir su ajuste de estatus (la residencia). Si el cónyuge indocumentado entró sin visa, puede gestionar un Perdón Provisional 601-A para hacer el trámite consular en su país de origen y luego volver con una visa y esperar la residencia legal permanente. Si el cónyuge entró con visa, no deberá salir del país.
  • Si está casado con un residente legal permanente, el cónyuge puede pedirlo dependiendo de cuándo contrajo matrimonio. Si ya hizo las gestiones para el ajuste de estatus como residente legal permanente y le avisaron que su visa está disponible, puede entonces pedir un perdón provisional 601-A para salir y hacer el trámite consular.

En cuanto a si la andan buscando para deportarla, Hernández recordó la lista de prioridades de deportación del 25 de enero de 2017:


  1. Quienes hayan sido condenados por cualquier delito;
  2. ´Quienes hayan sido acusados de cualquier delito, cuando dicho cargo no haya sido resuelto;
  3. Quienes hayan cometido actos que constituyen un delito penal imputable;
  4. Quienes hayan incurrido en fraude o tergiversación deliberada en relación con cualquier asunto oficial o solicitud ante un organismo gubernamental;
  5. Quienes hayan abusado de cualquier programa relacionado con la recepción de beneficios públicos;
  6. Quienes estén sujetos a una orden final de deportación, y no hayan cumplido con su obligación legal de abandonar Estados Unidos; o
  7. Quienes a juicio de un funcionario de inmigración supongan un riesgo para la seguridad pública o la seguridad nacional.

“Hay que revisar el expediente y averiguar cuándo fue emitida o firmada la orden de deportación”, dijo Hernández, un consejo que se extiende para todos los casos. “Tiene que buscar un abogado para que revise el expediente y le aconseje el mejor camino a seguir”, reiteró.

En fotos: Así recomiendan actuar a los inmigrantes en caso de ser detenidos por ICE o la policía

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés