null: nullpx
Tiroteos

Sospechoso de los tiroteos en Atlanta, autocalificado como "adicto al sexo", es acusado de 8 cargos de asesinato

El sospechoso fue acusado este miércoles de un total de ocho cargos de asesinato y un cargo de agresión agravada. El hombre dijo a la policía que los ataques no tenían un motivo racial, sino que estaban relacionados con su "adicción sexual" pero funcionarias del estado aseguran que hay un trasfondo de odio.
17 Mar 2021 – 12:01 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

Robert Aaron Long, el sospechoso de 21 años que disparó contra las personas de tres centros de masajes del área de Atlanta ha sido acusado de un total de ocho cargos de asesinato y un cargo de agresión agravada, según informó la policía el miércoles.

La Oficina del sheriff del condado de Cherokee identificó el miércoles a cuatro víctimas del tiroteo del martes: Delaina Ashley Yaun, 33; Paul Andre Michels, 54; Xiaojie Yan, 49; y Daoyou Feng, 44. Una quinta víctima sufrió heridas que no ponen en peligro su vida, dijo la policía.

Por su parte, fuentes policiales dijeron a CNN que las autoridades que investigan los ataques creen que el hombre compró el arma que usó en el ataque el mismo martes. Una de las fuentes declaró que nada en los antecedentes del sospechoso Robert Aaron Long hubiera impedido esa compra.

En total, ocho personas fallecieron en los ataques, entre ellas seis mujeres asiáticas lo que generó una preocupación generalizada de que los asesinatos podrían ser los últimos en una oleada de crímenes de odio contra estadounidenses de origen asiático.

"Entre violencia de género, misoginia y xenofobia"

El propio sospechoso, Robert Aaron Long, dijo a la policía que el ataque no tuvo motivaciones raciales y que en cambio, está impulsado por su padecimiento de lo que calificó como una "adicción al sexo", por lo que se ha señalado que aparentemente arremetió contra lo que percibía como una tentación.

Pero la representante estatal Bee Nguyen, primera legisladora de ascendencia vietnamita en la Cámara Baja de Georgia, advierte del peligro de que se estén enfocando estos hechos desde una perspectiva sexual, obviando el trasfondo racial y de género.

"No hace falta que un sospechoso detenido admita que fue un crimen de odio para determinar que en efecto, se trata de un crimen de odio", escribió la legisladora local en Twitter.


Estos ataques parecen encontrarse en “un punto de confluencia entre la violencia de género, la misoginia y la xenofobia”, dijo Nguyen, citada en un reporte de la AP.

La alcaldesa de Atlanta, Keisha Lance Bottoms, declaró que sin importar los motivos del atacante, “es inaceptable, es un acto de odio y debe detenerse”.

Por su parte, el presidente Biden, si bien no quiso pronunciarse sobre el posible motivo de los hechos, aseguró que estos ataques han avivado el miedo entre los estadounidenses de origen asiático, blancos de una ola de racismo y discriminación desde el inicio de la pandemia.

"Fuera cual fuera la motivación, sé que los estadounidenses de origen asiático están muy preocupados”, declaró Biden a la prensa. "Llevo dos meses hablando sobre la brutalidad contra los estadounidenses de origen asiático y creo que es muy, muy preocupante", agregó el mandatario.


Las autoridades dijeron desconocer si el acusado frecuentó alguna vez los salones de masaje que atacó, pero aseguraron que estaba planeando ir a Florida para realizar otros ataques allí, probablemente contra “alguna modalidad de la industria pornográfica”.

De acuerdo con una base de datos realizada por The Associated Press, USA Today y la Universidad de Northeastern, estos ataques constituyen el sexto asesinato múltiple en EEUU en lo que va de año y el de mayor número de víctimas desde la masacre en un bar en Dayton, Ohio, en agosto de 2019, en la que murieron nueve personas.

Los hechos

El primer reporte sobre un tiroteo fue recibido sobre las 5:00 pm, desde el Young's Asian Massage cerca de Acworth, Georgia, según informó el alguacil del condado de Cherokee, Howard J. Baker. Al llegar al lugar encontraron a cinco personas con heridas de bala. Dos personas murieron en el lugar y tres fueron trasladadas a un hospital, donde otras dos fallecieron.

Alrededor de las 5:50 pm y respondiendo a una llamada por un robo en curso en Atlanta, la policía encontró a tres mujeres muertas al parecer por heridas de bala en el local de masajes asiáticos Gold Spa, en el vecindario de Buckhead. Estando allí les llamaron porque hubo disparos en un tercer centro de spa, al otro lado de la calle, el Aromatheray Spa, en donde encontraron a una mujer muerta por disparos.

La Oficina del sheriff del condado de Cherokee dijo que el sospechoso del tiroteo fue capturado tras una breve persecusión en el condado de Crisp, que está a unas dos horas y media de la escena. Minutos antes, las autoridades habían publicado fotos del hombre que fue visto en un video de vigilancia en el lugar en el momento del ataque.

Advertencia a otros negocios asiáticos

Tras los tiroteos del martes en tres locales de masajes asiáticos en Atlanta y una población cercana, la policía aconsejó a otros salones de masajes en el área que cerraran con llave, según dijo un oficial de la ley a CNN.

En respuesta a lo ocurrido, la unidad antiterrorista de la Policía de Nueva York informó en Twitter que estaba desplegando a sus efectivos para proteger a la comunidad.

"#NYPDCT está monitoreando los disparos contra estadounidenses de origen asiático en Georgia. Si bien no existe un nexo conocido con #NYC, desplegaremos activos en nuestras grandes comunidades asiáticas en toda la ciudad por precaución", informaron.

Loading
Cargando galería
Comparte
RELACIONADOS:TiroteosMuertesPolicíaArrestosGeorgia

Más contenido de tu interés