El candidato ultraderechista brasileño está grave pero estable tras ser apuñalado en el abdomen durante un mitin

Jair Bolsonaro, que lidera los sondeos de intención de voto para las presidenciales del próximo 7 de octubre, "llegó casi muerto" al hospital donde lo intervinieron, dijo su hijo Flavio, al rectificar una información previa en la que afirmaba que la herida fue superficial. Deberá estar hospitalizado durante 10 días.
Publicado 6 Sep 2018 – 4:29 PM EDT | Actualizado 25 Oct 2018 – 6:16 PM EDT

El candidato presidencial ultraderechista Jair Bolsonaro, líder en los sondeos de intención de voto para las elecciones presidenciales del 7 de octubre en Brasil, fue apuñalado este jueves en el abdomen durante un mitin electoral que celebraba en la ciudad de Juiz de Fora.

Al principio su hijo Flavio Bolsonaro aseguró que las heridas fueron superficiales, pero el doctor Luiz Henrique Borsato, quien operó al candidato, aseveró que "eran graves y ponían en riesgo la vida del paciente", agregando que ahora será un serio desafío prevenir una infección que podría ser causada por la perforación en los intestinos.

Deberá permanecer hospitalizado durante diez días, de acuerdo con los médicos que lo trataron.

En un tuit posterior, el hijo del candidato rectificó la información inicial al asegurar que el daño causado a su padre tras el apuñalamiento era “peor de lo que pensamos”.

Llegó al hospital “casi muerto”, escribió Flavio. “Parece que ya lo estabilizaron. Por favor recen por él”.


El diputado ultraderechista fue atacado por un desconocido cuando era cargado en hombros en medio de una multitud en una céntrica calle de Juiz de Fora, la segunda mayor ciudad del estado de Minas Gerais, según videos que se han multiplicado rápidamente en las redes sociales.

Las imágenes muestran el momento en que Bolsonaro, vistiendo una camiseta con los colores del uniforme de la selección brasileña, se retuerce de dolor en el momento en que es acuchillado, aunque el autor del ataque no aparece debido a la cantidad de personas que rodea al candidato presidencial.

En un comunicado, la policía federal señaló que el candidato contaba con guardaespaldas. En los videos, Bolsonaro no parece portar un chaleco blindado. Tales medidas son poco comunes para los candidatos en Brasil.

“Este incidente es triste”, comentó el presidente Michel Temer a los reporteros en Brasilia. “No tendremos un estado de derecho si tenemos intolerancia”.

La Policía Militarizada de Minas Gerais informó que detuvo a un hombre identificado como Adelio Bispo de Oliveira, de 40 años, al que un grupo intentaba linchar tras acusarlo del ataque.

De Oliveira ya había sido detenido en 2013 por otra agresión, informó la policía. Luis Boudens, presidente de la Federación Nacional de Policías Federales, comentó a la AP que el sospechoso parecía estar mentalmente trastornado.

En un video difundido por redes sociales y reproducido por varios medios brasileños, el agresor se ve en el suelo, esposado, diciendo que su intento de matar a Bolsonaro "fue un mandato de Dios".

El ultraderechista es uno de los candidatos más polémicos en la actual disputa electoral debido a que es un defensor de la última dictadura militar en Brasil (1964-1985); ha generado diversas protestas por sus insistentes declaraciones machistas, racistas y homófobas, y enfrenta procesos judiciales por discriminación e incitación a la violación.

El favorito en la primera vuelta

Según una encuesta divulgada la víspera, el candidato por el Partido Social Liberal (PSL) vencería las elecciones presidenciales del 7 de octubre en un escenario sin Luiz Inácio Lula da Silva, cuya candidatura fue vetada por la autoridad electoral, pero perdería en la segunda vuelta contra sus principales adversarios.


De acuerdo con el Instituto Ibope, la intención de voto en Bolsonaro subió desde el 20 % en agosto hasta el 22 % en septiembre, lo que lo convierte en el favorito para vencer la primera vuelta tras la decisión del Tribunal Superior Electoral (TSE) de inhabilitar a Lula, el carismático expresidente que está preso desde abril para cumplir una condena de 12 años por corrupción.

Lula era el líder en todos los sondeos, con hasta un 40 % de intención de voto, pero fue declarado "inelegible" debido a que la legislación prohíbe la postulación para cargos públicos de condenados en segunda instancia, como es su caso.

Tras Bolsonaro el sondeo ubica como favoritos a la ecologista Marina Silva y al diputado laborista Ciro Gomes, ambos con 12 %, y al socialdemócrata Geraldo Alckmin, con 9 %.

Pese a que según la encuesta vencería en la primera vuelta, el diputado ultraderechista perdería contra cualquiera de sus principales adversarios en la segunda, programada para el 28 de octubre en caso de que ningún candidato supere el 50 % en la primera.

Así como es el primer favorito, Bolsonaro también lidera los índices de rechazo electoral, con el récord de 44 % (el doble que su intención de voto).

EN FOTOS: El momento en que Lula da Silva se entregó a las autoridades brasileñas

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:BrasilJair Bolsonaro
Publicidad