null: nullpx
Walmart

EEUU demanda a Walmart alegando que ayudó a impulsar la crisis de los opioides al despachar recetas ilegales en sus farmacias

El Departamento de Justicia alega que Walmart violó la ley federal al vender sustancias controladas mediante miles de recetas que sus farmacéuticos “sabían que no eran válidas”. Según la demanda, Walmart, considerada la empresa minorista más grande del mundo, creó un sistema que convirtió a sus 5,000 farmacias en un proveedor de analgésicos altamente adictivos.
22 Dic 2020 – 05:48 PM EST
Comparte
Cargando Video...

El Departamento de Justicia de Estados Unidos demandó este martes a Walmart, alegando que la cadena despachó ilegalmente sustancias controladas a través de sus farmacias y ello contribuyó a impulsar la crisis de opioides en el país.

Según el Departamento de Justicia, Walmart violó la ley federal al vender sustancias controladas mediante miles de recetas que sus farmacéuticos “sabían que no eran válidas”, explicó Jeffrey Clark, subsecretario interino de Justicia para asuntos civiles. Las acciones de la mayor cadena minorista del mundo ayudaron a “provocar una crisis nacional”, agregó Clark, quien se negó a decir con exactitud qué sanciones busca el gobierno.

“Walmart sabía que sus centros de distribución estaban usando un sistema inadecuado para detectar y reportar pedidos sospechosos”, afirmó por su parte Jason Dunn, un fiscal federal con sede en Colorado. “Como resultado de este sistema inadecuado, durante años Walmart no informó prácticamente ningún pedido sospechoso. En otras palabras, las farmacias de Walmart ordenaron opioides de una manera que esencialmente no fue supervisada ni regulada”, detalló.

Walmart creó un sistema que convirtió a sus 5,000 farmacias en un proveedor de analgésicos altamente adictivos desde junio de 2013, según la demanda.

“Los gerentes de Walmart presionaron enormemente a los farmacéuticos para que despacharan recetas, exigiéndoles que procesaran un alto volumen de estas lo más rápido posible y, al mismo tiempo, les negaron la facultad de negarse categóricamente a despachar recetas emitidas por prescriptores que los farmacéuticos sabían que estaban emitiendo continuamente recetas inválidas”, señaló la demanda.

Hasta ahora, Walmart no ha emitido comentarios al respecto.

Según las leyes federales, Walmart estaba obligada a detectar recetas sospechosas de sustancias controladas y reportarlas a la Administración de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA por sus siglas en inglés). Pero los fiscales acusaron a la empresa de no haberlo hecho.


Clark añadió que Walmart “violó disposiciones importantes de la Ley de Sustancias Controladas que buscaban evitar que dichas sustancias controladas, entre ellos opioides con receta, se desviaran para su uso indebido”.

La demanda del Departamento de Justicia se presentó casi dos meses después de que Walmart entablara su propia denuncia preventiva contra el Departamento de Justicia, el secretario de Justicia, William Barr, y la DEA.

En su demanda, Walmart dijo que la investigación del Departamento de Justicia, iniciada en 2016, había identificado a cientos de médicos que escribieron recetas dudosas que los farmacéuticos de Walmart no debieron, según la DEA, haber despachado. Sin embargo, según la queja de Walmart, casi el 70% de los médicos todavía tienen registros activos con la DEA.

La epidemia de opiáceos ha cobrado la vida de unas 450,000 personas en todo Estados Unidos desde 1999, debido a sobredosis de analgésicos de venta con receta y de drogas ilegales.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés