null: nullpx

Zuckerberg revela al Congreso que sus propios datos personales también fueron filtrados a Cambridge Analytica

El CEO de la red social fue interpelado en el Congreso por temas varios: desde el robo de datos de 87 millones de usuarios de los que la consultora se sirvió para la campaña de Trump en 2016, hasta de presunta 'censura' de contenidos conservadores en la red social.
11 Abr 2018 – 10:18 AM EDT
Comparte
Cargando Video...

El CEO de Facebook, Mark Zuckerberg, se presentó este miércoles frente al Comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes, en su segundo día de comparecencia en el Capitolio de Washington. Zuckerberg intentó explicar la masiva filtración de datos de unos 87 millones de usuarios que la consultora política Cambridge Analytica (CA) usó para la campaña política de Trump en 2016.

"Cometimos errores". "No hicimos lo suficiente", son las frases que el CEO de Facebook ha repetido este miércoles frente a los congresistas siguiendo con la tónica que ya mostró en la víspera y en todas sus intervenciones públicas desde que estalló el escándalo a mediados de marzo. También dijo que aunque la empresa tiene 20,000 personas trabajando luego de este escándalo, es difícil "ver todo".


Al igual que en la comparecencia del martes, varios congresistas lo acorralaron sobre la posibilidad de una mayor regulación en la industria de las redes sociales e internet. Zuckerberg, tibio pero correcto, dijo que para él "es inevitable" la llegada de más regulación.

Buena parte de las preguntas de los congresistas de ambos partidos giró en torno a la responsabilidad de la empresa en el escándalo de la filtración de datos y cómo evitará un nuevo escándalo semejante.

Zuckerberg recibió un trato más rudo este miércoles en la Cámara Baja que en el Senado. El CEO continuó con su estrategia de asumir la culpa y desviar ligeramente sus respuestas muchas veces recurriendo a un desconocimiento de muchos temas de su empresa que no pareció del todo creíble.

Sus propios datos fueron 'vendidos' a CA

Zuckerberg admitió que sus propia información personal fue vulnerada cuando la congresista demócrata por California, Anna Eshoo, lo acorraló con preguntas.

"¿Se incluyeron sus propios datos personales en los vendidos a los terceros de forma malintencionada?", cuestionó Eshoo quien representa la región del estado en donde está el corazón de la industria tecnológica de EEUU, Silicon Valley. "Sí", dijo Zuckerberg.

"No vendemos datos"

Zuckerberg dice que los errores en seguridad y privacidad fueron por falta de seguimiento, debido a que su empresa estaba enterada del robo de datos por parte de Cambridge Analytica desde 2015.

Por otra parte, el CEO indicó que contrariamente a lo que "se divulga" muchas veces, Facebook no comercia con los datos de sus usuarios. “No vendemos datos (...) pero podemos hacer un mejor trabajo sobre cómo funciona nuestra publicidad”, dijo.

Marsha Blackburn, republicana por Tennessee, fue al ataque de Zuckerberg. "Su acogedora comunidad está empezando a parecerse a Truman Show", dijo en referencia a la película protagonizada por Jim Carrey en la que él es el centro de un reality show mundial sin saberlo. "¿A quién pertenece el 'yo virtual'? ¿A quién pertenece la presencia on line?", prosiguió.

"Creo que todos poseen y crean su propio contenido on line", repondió el CEO y aclaró que cada usuario puede decidir cuándo compartir o quitar su contenido de la red social sin ahondar en detalles sobre qué sucede cuando esos datos ya fueron obtenidos por alguien más.

'Diamond and Silk': la 'censura' del contenido conservador

Un punto común entre varios de los congresistas republicanos que este miércoles entrevistaron a Zuckerberg es que no hicieron tanto foco en la filtración de datos a CA o sobre el acceso de operadores extranjeros a datos privados de usuarios sino en la presunta censura del contenido conservador en la red social.

En línea con el senador republicano Ted Cruz el martes, que comenzó a hablar sobre lo que él considera una menor relevancia de contenidos afines a causas conservadoras, varios congresistas interrogaron en ese sentido al CEO.


En principio, Leonard Lance, republicano de Nueva Jersey, se refirió a la profunda "ofensa" de la censura del discurso conservador. Luego, Blackburn continuó en la misma línea.

"¿Usted cambia subjetivamente sus algoritmos para priorizar o censurar el habla (en Facebook)?", preguntó Blackburn. Zuckerberg dijo que no creían que la regulación del contenido en la red social fuera "censura". "No lo consideramos censura. Eliminamos contenido terrorista".

"Diamond y Silk no son terroristas", replicó Blackburn, en referencia a dos mujeres afroestadounidenses que hacen contenido con alabanzas al presidente Trump en la red social.

Diamond y Silk aseguran que Facebook ha considerado sus videos como peligrosos y comenzó a acotar las notificaciones y la difusión de sus posts a sus seguidores. Facebook hizo cambios en sus algoritmos y aún no está del todo claro si el dúo fue afectado por esos cambios que tocaron a decenas de generadores de contenido en la red social.

Steve Scalise, republicano por Louisiana, insitió en el tema al preguntar si "las personas que cometieron un error con Diamond y Silk van a ser castigadas". "¿Quién diseña el algoritmo, pregunta? ¿Hubo una directiva para poner un sesgo (al contenido conservador)?"

"No hay ninguna directiva en ninguno de los cambios que hacemos para imponer ese sesgo", respondió Zuckeberg y agregó que hay un seguimiento en el caso de Diamond y Silk.

"Por favor, miren si realmente hay parcialidad", le recomentó Scalise al CEO.

Luego llegó el momento del republicano Billy Long, quien llevó una gran imagen de -otra vez- Diamond y Silk.

"¿Qué es inseguro sobre dos mujeres negras que apoyan al presidente Trump?", preguntó. Y sin dejar que Zuckerberg concluya su respuesta, recomendó que "esas 20,000 personas" que revisan contenido en Facebook hagan un chequeo sobre "cuántos sitios conservadores y cuántos liberales" fueron sesgados, dando a entender que si Diamond y Silk fueran liberales no hubieran visto diezmada la distribución de sus videos.

"Los opiáceos"

Otro tema que se tocó este miércoles es el de las publicidades de medicamentos opiáceos en la red social, en medio de una crisis de adicción en EEUU que de acuerdo con datos oficiales ocasiona la muerte de 142 estadounidenses a diario por una sobredosis de drogas.

David McKinley fue uno de los que criticó a Zuckerberg.

"Su plataforma todavía hoy se usa para eludir la ley y permitir que las personas compren drogas altamente adictivas sin receta", le dijo al CEO de Facebook. "¿Cuándo usted va a eliminar estas publicaciones que hacen farmacias digitales ilegales?", preguntó el congresista.

"En este momento, cuando las personas nos informen de esas publicaciones, las eliminaremos y haremos que la gente las revise", dijo Zuckerberg.

Una semana atrás, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) pidió a las plataformas sociales que eliminen el comercio de opiáceos en línea "incluidos Twitter, Facebook, Instagram, Reddit, Google, Yahoo y Bing".

¿Por qué interrogan a Zuckerberg?


Semanas atrás se supo que la consultora política CA, una firma que trabajó para la campaña de Trump, había obtenido ilegalmente los datos de millones de usuarios de Facebook y que los usó para publicidad electoral durante la campaña presidencial 2016.

CA obtuvo esos datos a partir de 2014, mediante una aplicación de un test de personalidad que hizo una empresa que adquirió. Cerca de 300,000 usuarios participaron desde Facebook sin saber que el desarrollador de ese test (Alexander Kogan, profesor de la Universidad de Cambridge, en Reino Unido), estaba accediendo a los datos de ellos y todos sus amigos.

En total, esos datos 'robados' resultaron ser, nada menos, que 87 millones de usuarios, lo que convierte el caso en la filtración más grande de la historia de las redes sociales. Ese 'robo de datos' fue posible porque en esos años Facebook no tenía controles para frenar ese tipo de movimientos.

Cuál fue la responsabilidad de Facebook

En principio, Facebook no tenía políticas de protección de los datos de los usuarios. Además, hace años la empresa supo del robo de Cambridge Analytica pero no lo informó a los usuarios.

Zuckerberg detalló en un comunicado el pasado 21 de marzo que en 2014 hicieron cambios para evitar estas prácticas. El CEO dijo que en 2015 se enteraron de que Kogan había compartido datos con la consultora. EL CEO dice que en ese año prohibieron la aplicación y exigieron a ambos (CA y Kogan) que eliminaran todos los datos adquiridos de forma inadecuada. Según él, días atrás cuando estalló el escándalo en Facebook se enteraron de que "CA pudo no haber eliminado los datos como lo había certificado".

Este escándalo sobre CA converge con la investigación de la comunidad de inteligencia de EEUU que determinó que granjas de trolls rusos operaron en redes sociales con publicidades políticas falsas, perfiles y grupos falsos, para fomentar diferencias raciales y políticas en EEUU de cara a las elecciones presidenciales 2016.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés