null: nullpx

Cuestionan el costoso estilo de vida del dirigente nacional del PAN y su familia en el exterior

Una investigación periodística reveló que a Ricardo Anaya le cuesta más de 230,000 dólares al año mantener a su familia en Atlanta. Sus gastos superan en casi 100,000 dólares los ingresos que reportó.
4 Nov 2016 – 5:07 PM EDT

Más allá de los varios cargos públicos que ha ocupado a sus apenas 37 años de edad, de que dirija a nivel nacional la segunda fuerza política en México, o de su previsible aspiración a la presidencia del país, de Ricardo Anaya se habla en las últimas horas por una investigación periodística -que él no desmintió del todo- que revela que sus gastos superan en casi 100,000 dólares los ingresos anuales que reportó.

Ricardo Anaya es desde agosto de 2015 el dirigente nacional del conservador Partido Acción Nacional (PAN), por lo que se colgó las medallas de los buenos resultados que, aunque con muchas alianzas, ese órgano político obtuvo en las elecciones intermedias en junio de este año.

Sin embargo, las mieles de la victoria se tornaron amargas luego de que esta semana el periódico mexicano El Universal revelara que el estilo de vida de Anaya y su familia tiene un costo de más de 230,000 dólares anuales, que significan unos 4.5 millones de pesos mexicanos al tipo de cambio actual. La cifra no concuerda con los ingresos anuales de él y su esposa, según consta en su declaración 3 de 3, donde ascienden a unos 139,000 dólares al año (más de 2.6 millones de pesos).

La difusión de esta información se da en un contexto igualmente amargo. Las autoridades buscan a Javier Duarte, gobernador de Veracruz por el PRI, quien se encuentra actualmente prófugo de la justicia, acusado de corrupción y desvío de recursos, mientras la entidad está en bancarrota. Un caso parecido al de Guillermo Padrés, quien bajo la bandera del PAN gobernó la norteña Sonora y también está siendo buscado por acusaciones del mismo tipo.

Anaya se había erigido como un denunciante de la corrupción, particularmente en el caso de Duarte, "y sus características le permitían presentarse como una persona con la calidad para hacer esos señalamientos, incluso para asegurar que uno de los objetivos del PAN eran acabar precisamente con esas prácticas. Cuando ocurre todo esto, esa calidad queda en entredicho", consideró en entrevista con Univision Noticias Arturo Carrasco Cruz, maestro en estudios políticos y miembro fundador del Laboratorio de Análisis Social Estratégico (LASE).

Entre los gastos que reveló el medio se encuentran el mantener a su esposa y tres hijos viviendo en una exclusiva zona de Atlanta, Georgia, lejos del México que Anaya podría aspirar a gobernar. El Universal indica que la renta mensual de la residencia que habita la familia asciende a 4,120 dólares, mientras él asegura que son 3,500.

Además, los tres hijos de Anaya acuden a una de las escuelas más prestigiosas y costosas del lugar, cuyas colegiaturas ascienden a poco más de 4,000 dólares mensuales. Mientras tanto, el dirigente nacional del PAN renta un departamento en la Ciudad de México en unos 731 dólares al mes.

A través de una carta aclaratoria, el político indicó que su familia se encuentra temporalmente en EEUU, desde el verano de 2015 y volverá en 2017. Añadió que su esposa cuenta con ingresos por actividad profesional y que ambos tienen además percepciones por la renta de locales comerciales, mismas que, como puede comprobarse, no están especificadas en su declaración 3 de 3.

Atlanta-México-Atlanta

"Efectivamente vuelo a Atlanta con frecuencia, trato de ir los fines de semana, no puedo ir todos (…) por una razón muy simple, porque es mi absoluta prioridad mi familia, no tengo nada más importante en la vida", reconoció Anaya en una entrevista con el periodista Carlos Loret de Mola.

La declaración viene a colación después de que en su columna Itinerario Político en el diario Milenio, el periodista Ricardo Alemán sostuvo que la compañía aérea Delta Airlines ha reportado 121 vuelos de Anaya a través de esa aerolínea entre 2014 y 2016 y que en los 10 primeros meses de este año el dirigente del PAN ha realizado 71 vuelos ida y vuelta Ciudad de México – Atlanta, Georgia – Ciudad de México.

Alemán añadió que Anaya prefiere viajar en clase Premier, que apenas en ese periodo de 10 meses le habría costado unos 365,000 dólares, casi siete millones de pesos mexicanos. Sin embargo, Anaya dijo en la misma entrevista que nunca ha comprado un boleto en clase Premier y entregó el que llamó el pase de abordar original del boleto que publicó Ricardo Alemán.

En un sitio de venta de pasajes aéreos consultado por Univision Noticias, volar a Atlanta en clase turista tiene un costo promedio de entre 261 y 522 dólares (cinco mil y diez mil pesos mexicanos). El político dijo que se encuentra con su familia cada fin de semana si le es posible, pero que ha viajado casi cada fin de semana después del verano de 2015. Algunas veces incluso ha tenido que ir y volver el mismo día.

“Es innegable el derecho de buscar lo mejor para la familia; el problema es la posición en que se encuentra Anaya: líder nacional de un partido político con el mayor número de gubernaturas que había logrado, partido con posibilidades reales de volver a la presidencia. Sin embargo, parece mostrar que no confía en la educación que se imparte en este país y además tiene a sus hijos en escuelas especialmente costosas, fuera de la realidad de México”, agrega Carrasco Cruz.

El origen de los recursos

“Si bien el de Anaya no es un caso de corrupción, sí saltan varias cosas”, agrega por su parte René Cáceres, maestro en estudios políticos y sociales por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y también integrante de LASE. “Un líder de esta talla –subraya- debe ser altamente transparente y mostrar y demostrar de dónde provienen los recursos que gasta.

“El acceso a la información es un derecho que tenemos todas las personas, pero la transparencia es una obligación que tienen todos aquellos que hacen uso de recursos públicos. No basta con decir lo que tiene, Anaya debe amparar sus dichos, mostrar documentos, hacer una defensa tangible”

Para las elecciones presidenciales de 2018 falta relativamente poco tiempo, apenas suficiente para que cada partido prepare sus cartuchos y así saber si el PRI se mantendrá en el poder, pese a las embestidas a la popularidad de Peña Nieto; si el PAN volverá a la silla; o bien si la izquierda por fin gobernará al país. Todavía falta menos para los importantes comicios del céntrico Estado de México, que en 2017 pintan como la antesala de lo que será la disputa presidencial.

Además, más de uno se frota las manos buscando ser el abanderado de su respectivo partido político. En el caso del PAN de Anaya, éste mismo se dijo “abierto” a la posibilidad de competirle la candidatura a la ex primera dama Margarita Zavala y al todavía gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle. Por lo anterior, no puede descartarse que la revelación de los gastos del dirigente nacional del PAN tenga un tinte político.

“Sin duda, claro”, dice al respecto Luis Carlos Ugalde, director general de Integralia Consultores y quien fuera consejero presidente del Instituto Federal Electoral (IFE, ahora Instituto Nacional Electoral, INE).

En entrevista con Univision Noticias, Ugalde considera que el tema Anaya “se ha exagerado. Solo hay dos cosas por hacer: rectificar que no se hayan usado fondos del PAN en sus viajes, lo cual se hace revisando las cuentas del partido; y comprobar que sus ingresos comerciales son suficientes para solventar estos gastos familiares”.

Gustavo Madero, actual miembro del equipo de transición del gobierno de Javier Corral en Chihuahua (norte) y quien fuera también dirigente nacional del PAN, consideró a Univision Noticias que Anaya “ha empezado a dar la cara. Lo importante ahora es que el partido se abra a la reflexión y discusión de todos los intereses, visiones y proyectos rumbo al 2018”.

La polémica de los dirigentes nacionales

Anaya no ha sido el único líder nacional envuelto en la polémica. Pasada la mitad de 2016, la nota la dio Enrique Ochoa Reza, actual dirigente del PRI y quien encabezó la expulsión de Javier Duarte de ese órgano político. Igualmente, a través de su declaración 3 de 3, Ochoa reportó un ingreso anual de poco más de 3.5 millones de pesos mexicanos, equivalentes en dólares a unos 183,000. También indicó ser dueño de unos 50 automóviles, pagados todos al contado.

El líder del PRI desde el 12 de julio de este año dio cuenta además de poseer una vasta colección de obras de arte; añadió que los ingresos anuales de su esposa son de aproximadamente de la mitad de los suyos.

El pasado fin de semana, Enrique Ochoa encendió las redes sociales al compartir en su cuenta de Twitter una imagen de él y su esposa en el Gran Premio de la Fórmula 1 en la Ciudad de México. Los boletos del evento en la zona en que el dirigente priísta se ubicó tuvieron costos que oscilan entre los 11,000 y 19,000 pesos mexicanos, equivalentes a entre 574 y 992 dólares por persona.

No escapó de la polémica Andrés Manuel López Obrador. La declaración 3 de 3 del actual dirigente del izquierdista partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) levantó suspicacias en la opinión pública y en miembros de otros partidos políticos.

Dos veces candidato a la presidencia de México (2006 en coalición por los izquierdistas Partido de la Revolución Democrática –PRD-, Convergencia y Partido del Trabajo –PT; y 2012 por el PRD, PT y Movimiento Ciudadano), López Obrador indicó que sus ingresos al año son de apenas 600,000 pesos, que equivalen al tipo de cambio actual a poco más de 31,000 dólares.

Añade que tanto los bienes inmuebles declarados como el único vehículo que posee no están a su nombre, sino de su cónyuge u otro dependiente económico.

Lea también:


Más contenido de tu interés