Cierran campamento que albergaba a niños migrantes en Tornillo, Texas

El centro, que llegó a albergar unos 2,500 jóvenes y niños que habían cruzado la frontera con México de manera ilegal, se había convertido en un símbolo de la política de 'tolerancia cero' del presidente Trump. Los niños serán transferidos a otros albergues y algunos serán entregados a sus cuidadores.
12 Ene 2019 – 2:01 PM EST

El centro de retención en Tornillo, Texas, que llegó a albergar unos 2,500 jóvenes y niños migrantes que habían cruzado la frontera con México de manera ilegal, ha sido clausurado, dicen las autoridades.

"A partir de este fin de semana, el último grupo de niños extranjeros no acompañados habrá sido transferido o dado de alta de las instalaciones de Tornillo", dijo en un comunicado Lynn Johnson, secretaria adjunta de la Administración de Niños y Familias del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS).

Algunos niños serán entregados a familiares o patrocinadores, pero para otros la odisea no termina y serán transferidos a otros albergues.

El cierre fue confirmado por el representate republicano Will Hurd por Texas en Twitter.

"ÚLTIMA HORA: Acabo de hablar con la gerencia de las instalaciones del Tornillo: el último niño se acaba de ir. Esta ciudad-campamento nunca debió existir en primer lugar, pero es una buena noticia que se haya acabado.

La instalación abrió el 14 de junio, unos dos meses después de que la administración del presidente Donald Trump instalara su polémica política de "tolerancia cero", para ayudar a manejar el creciente número de niños migrantes no acompañados que estaban detenidos como resultado de esa política.


De las 120 carpas instaladas progresivamente ya quedan pocas. La compañía encargada del manejo de las instalaciones, BCFS, le confirmó a Reuters que estaba trabajando para desmovilizar las instalaciones y retirar los remolques y tiendas de campaña.

"Eran tres camiones de 55 pasajeros cada uno los que salieron", le dijo Martin Norman, un activista que se encontraba en el área, a Dalinda García de Univision Noticias, "no supe si estaban llenos pero fue como a las 3:17 am". Varios activistas habían permanecido afuera de las instalaciones del centro desde el pasado 23 de diciembre monitoreando la situación.

"Yo diría que por lo menos 60% de las carpas fueron retiradas", dijo Norman, "la más grande donde posiblemente comían ya no está".

Gabriela Castañeda, directora de Border Network for Human Rights, o la Red Fronteriza para los Derechos Humanos, lo consideró como un progreso en la dirección correcta.

"Es una victoria, sin duda", le dijo Castañeda a Univision Noticias, "pero recordemos que van a haber niños que van a ser liberados, los van a mandar con sus papás, sus mamás o familiares o patrocinadores, pero hay otros que simplemente los están cambiando de un centro de detención a otro y esos niños nos preocupan".


Según The Washington Post, quienes abogan por los inmigrantes señalaron que el gobierno aún detiene a adolescentes en otros albergues grandes, como las instalaciones de Homestead, Florida, donde están agregando 1,000 camas nuevas, para un total de 2,350.

En noviembre, el inspector general de HHS, Daniel R. Levinson, advirtió sobre "vulnerabilidades significativas" en el campamento del Tornillo, incluidas las revisiones de antecedentes penales inadecuadas para los miembros del personal.

Se sabe que los menores que lograron reunirse con los familiares o patrocinadores pronto podrán iniciar sus procesos migratorios en libertad, como pedir asilo o una visa juvenil especial para menores que hayan sido maltratados por sus padres.

Se espera que las carpas que aún permanecen sean retiradas a finales de enero.

Las carpas de Tornillo, el nuevo centro de detención para niños inmigrantes (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés