null: nullpx
Donald Trump

Biden arma inmenso equipo legal para enfrentar a Trump ante posibles denuncias infundadas de fraude electoral

Trump considera al voto por correo como una amenaza para las posibilidades de triunfo de los republicanos y ha creado dudas infundadas sobre la legitimidad del proceso
14 Sep 2020 – 03:08 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

La campana de Joe Biden está formando un nuevo equipo legal de cientos de abogados para resguardar la integridad de la elección que se está siendo socavada por las acusaciones sin base de fraude del presidente Donald Trump, reportó The New York Times.

El equipo estará dirigido por Dana Remus, quien estaba trabajando como asesora legal de la campaña del exvicepresidente, y Bob Bauer, quien fue asesor legal de la Casa Blanca durante el gobierno del presidente Barack Obama y comenzó a trabajar a tiempo completo este verano con la campaña de Biden.

La operación contará con una “unidad litigante” que será encabezada por dos exasesores legales del gobierno de Obama, Donald B. Verrilli Jr. y Walter Dellinger. Mientras tanto, en ex fiscal general Eric Holder también será asesor y trabajará como un tipo de enlace entre la campaña y las organizaciones independientes involucradas en cualquier la disputa legal por la elección.

La campaña de Biden dice que la operación es el programa de protección electoral más grande en la historia de campañas presidenciales.

“Podemos y tendremos elecciones justas y libres este otoño y podremos confiar en los resultados”, dijo Remus al diario.

Remus y Bauer dijeron que el plan incluye algunas estrategias de campañas pasadas, como combatir la supresión de votos y asegurarse de que la gente entienda cómo votar y otros preparativos relacionados a la pandemia y en contra de posibles injerencias de gobiernos extranjeros.

“Va a haber algunos desafíos únicos este año”, dijo Bauer, quien fue asesor legal de la Casa Blanca de Obama y jefe del equipo legal de las dos campañas presidenciales de Obama.

La operación es en respuesta a la creciente campaña de desinformación de Trump y los republicanos sobre fraude electoral. Tras hacer declaraciones sin base desde hace muchos años sobre fraude electoral, como que la excandidata a la presidencia Hillary Clinton ganó el voto popular hace cuatro años porque millones de indocumentados votaron por ella, Trump ha comenzado a crear cada vez más temores infundados de posibles fraudes.

A principios de este mes, Trump incluso sugirió que sus simpatizantes pongan a prueba el sistema electoral de Carolina del Norte votando dos veces, lo cual es ilegal.

En julio, el presidente sugirió la idea de retrasar la elección debido al posible fraude, pero que es rechazado ampliamente por expertos en asuntos electorales.

"Con la votación universal por correo (no la votación en ausencia, lo cual es bueno), 2020 será la elección más INEXACTA Y FRAUDULENTA de la historia. Será una gran vergüenza para Estados Unidos. ¿¿¿Retrasar la elección hasta que las personas puedan votar de manera adecuada y segura???", dijo por Twitter hace dos meses.

Tanto el voto por correo como el voto en ausencia son lo mismo, y este tipo de errores de concepto que lanza por Twitter el presidente Trump agregan incluso más confusión.

Varios estados tendrán elecciones totalmente por correo debido al coronavirus, mientras que muchos otros han ampliado este sistema para facilitar el voto por correo y así minimizar el contagio del virus.

Trump, sin embargo, considera al voto por correo como una amenaza para las posibilidades de triunfo de los republicanos y ha creado dudas infundadas sobre la legitimidad del proceso.

Las falsas declaraciones del presidente han sido rechazadas incluso por republicanos como Benjamin Ginsberg, quien fue uno de los abogados más prominentes del Partido Republicano durante muchas décadas.

“La retórica del presidente ha puesto a mi partido en la posición de un bombero que deliberadamente causa incendios para parecer como un héroe al apagarlos”, dijo Ginsberg en una columna de opinión en The Washington Post. “Decir que las elecciones son ‘fraudulentas’ y los resultados ‘apañados’ sin casi ninguna evidencia es antiético a la postura del partido de la ‘ley y el orden’”.

Así inicia el voto por correo en Carolina del Norte a menos de 60 días de las elecciones

Loading
Cargando galería
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés