null: nullpx
Crisis en Venezuela

Detenciones y tensión en Venezuela horas antes de la 'toma de Caracas'

Tres días antes de la marcha opositora para exigir que se celebre el referendo revocatorio este año, el gobierno anunció la detención del dirigente de Voluntad Popular Yon Goicoechea. Además, un equipo periodístico que llegó desde Argentina para cubrir la concentración fue detenido y deportado.
30 Ago 2016 – 12:27 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

CARACAS, Venezuela.- La noche del lunes, en el horario estelar, todas las televisoras y radios venezolanas transmitieron el mismo programa. Ráfagas de disparos, personas ensangrentadas tiradas sobre el asfalto y armas de distintos calibres tomaron por asalto las pantallas sin dar tregua a los espectadores. Parecía una película de acción muy violenta, pero no lo era.

En realidad, se trató de 'Puente Llaguno, claves de una masacre', documental chavista que narra los hechos ocurridos el 11 de abril de 2002, día que comenzó con una gigantesca marcha opositora que atravesó toda Caracas y que terminó con un levantamiento militar que derrocó por unas horas al difunto presidente Hugo Chávez.

El Gobierno ordenó la difusión obligatoria de esta cadena a dos días de que se celebre la llamada 'toma de Caracas ', manifestación convocada por la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) para exigir la celebración de un referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro este mismo año.

El chavismo repite constantemente que la movilización que se realizará este primero de septiembre es una especie de secuela de aquel “filme” que se rodó hace ya 14 años. Y, de alguna manera, con sus actuaciones ha comenzando a escribir un guión que incluye desapariciones, arrestos y conspiraciones imperiales.

En la mira

Al dirigente de Voluntad Popular, Yon Goicoechea, se lo tragó la tierra este lunes en la mañana. “Yon Goicoechea fue secuestrado a las 9:30am por un grupo armado. ¡Está desaparecido!”, denunció su compañero de partido y alcalde del municipio El Hatillo, David Smolansky, a través de su cuenta en Twitter.



Todos sospechaban que Goicoechea, quien encabezó las protestas organizadas por el movimiento estudiantil en 2007 contra el régimen chavista, estaba en manos de los cuerpos de seguridad del Estado, pero nadie conocía con exactitud su paradero ni las razones de su captura. Hasta que nueve horas después de su retención, en medio de un mitin en el estado Barinas, el primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello, desveló el enigma.

“Hoy fue detenido un señor que llaman Yon Goicoechea y en su poder encontraron cordones detonantes para explosivos, ese señor fue entrenado por el imperio norteamericano durante años”, expuso Cabello, quien remató su intervención con esta frase: “Nosotros preferimos un millón de veces encarcelar con tiempo a un asesino que una gota de sangre vaya a correr en las calles de Venezuela”.

Actuando bajo esa consigna trazada por Cabello, el Gobierno aumenta la presión sobre sus adversarios a pocas horas de la “toma de Caracas”. Los blancos de estas acciones han sido, en su mayoría, representantes de Voluntad Popular, cuyo fundador Leopoldo López enfrenta una condena de casi 14 años de prisión en la cárcel militar de Ramo Verde.


Agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) sacaron en la madrugada de este sábado 27 de agosto al exalcalde de San Cristóbal (estado Táchira), Daniel Ceballos, de su residencia en Caracas, donde cumplía arresto domiciliario, y de manera sorpresiva lo trasladaron a un internado judicial en el centro del país. El ministro de Relaciones Interiores, mayor general Néstor Luis Reverol, justificó la medida argumentando que Ceballos pretendía fugarse.

“Los órganos de inteligencia están trabajando de manera oportuna con la finalidad de prevenir, descubrir y neutralizar cualquier acción de aquellos elementos perturbadores de la soberanía de la patria”, declaró Reverol, quien ha sido acusado de narcotráfico en una corte federal de Nueva York.

Sobre el alcalde de Maturín (estado Monagas), Warner Jiménez, pesa una orden de captura y su colega del municipio Mario Briceño Iragorry (estado Aragua), Delson Guarate, recibió la “visita” de funcionarios del Sebin la madrugada del lunes en su casa. “La persecución contra Voluntad Popular no nos intimida, solo nos da más fuerza”, indicó Guarate, quien posteriormente comunicó que la casa de su madre fue objeto de un allanamiento.

Las autoridades resolvieron cambiar el centro de reclusión de otros cuatro dirigentes de Voluntad Popular que permanecían en prisión. Por esta decisión, los jóvenes Francisco Márquez y Gabriel San Miguel, apresados en junio durante el proceso de recolección de firmas para solicitar la activación del revocatorio contra Maduro, ingresaron a un recinto considerado de máxima peligrosidad en el estado Carabobo.

El último de los anuncios gubernamentales lo hizo el presidente Nicolás Maduro este miércoles. "He pedido que (...) me preparen un decreto constitucional para consultarle a la Sala Constitucional (del Tribunal Supremo de Justicia) levantar la inmunidad a todos los cargos públicos, empezando por la inmunidad parlamentaria en Venezuela, si fuese necesario para mantener la paz y combatir el golpismo", dijo en vísperas de la marcha.

¿Qué pasará?

Venezuela es en este momento un hervidero de rumores. Aquí se dice de todo. El ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, tuvo que salir a desmentir que hubiera ordenado elaborar una lista de “personalidades y organizaciones identificadas como enemigas del proceso revolucionario”. “La desesperación, la intriga y el odio no son buenos consejeros para la convivencia social, antivalores de la paz”, apuntó Padrino López en Twitter.



Cabello exigió a su militancia obstaculizar el paso de los manifestantes que viajan desde el interior del país hacia Caracas para participar en la concentración opositora, al tiempo que el jefe de Gobierno de Distrito Capital, Daniel Aponte, anunció que impedirá a la MUD protestar en el territorio bajo su jurisdicción. “Nosotros estamos en el poder político y no nos lo vamos a dejar quitar”, sentenció Aponte.

Los medios están en el ojo del huracán. El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) informó que el equipo reporteril del canal Al Jazeera que venía a cubrir la “toma de Caracas”, proveniente de Argentina, fue detenido a su llegada al aeropuerto internacional de Maiquetía y que sería deportado a Colombia. Lo mismo pasó con los periodistas de Radio Caracol (de Colombia), Le Monde (de Francia) y NPR (de Estados Unidos), según informó el sindicato este miércoles en su cuenta de Twitter . Por su parte, el diario El Nacional sufrió la madrugada de este martes una agresión a su sede, ubicada en el este de Caracas. Los atacantes lanzaron excremento en llamas y bombas molotov, y dejaron un panfleto en el que fustigaban al director del periódico, Miguel Henrique Otero, por su “posición de conspirador en contra del pueblo y la revolución bolivariana”.

La Cancillería venezolana señaló que Washington está detrás de “la autoría del golpe de Estado planificado para este venidero 1 de Septiembre de 2016 en Venezuela, en complicidad con la oposición antidemocrática y la derecha internacional”. En esa misma línea, el PSUV tiene previsto llevar a cabo una serie de actividades de calle en distintas regiones del país en defensa de la revolución chavista.

El Instituto Nacional de Aeronáutica Civil (INAC) emitió un comunicado por medio del cual “prohíbe la operación y circulación aérea en el territorio nacional y demás espacios geográficos de la República de las aeronaves clasificadas como de aviación general y privada” hasta el próximo 5 de septiembre. El veto en cuestión incluye a los drones.

Pero, desde la oposición temen que el Gobierno promueva algún tipo de altercado para sustentar su relato sobre el supuesto golpe de Estado: “Un régimen sin liderazgo, sin ideas, sin propuestas y sobre todo sin pueblo, necesita la violencia. La provoca, la induce, la estimula. Si aún así no la logra, es capaz de producirla, recurriendo al expediente de los ‘falsos positivos’, los montajes”, alertó el secretario ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba.

Las próximas horas prometen un aumento de las tensiones y también de las detenciones políticas, según comentó Cabello. “Nuestra propuesta siempre será la paz, pero a veces la paz hay que conquistarla peleando (…) Nadie se sorprenda cuando los organismos de inteligencia vayan a la casa de Juancito, Pedrito, María, tun, tun, y véngase pa' acá por conspirador y que la justicia se imponga”, advirtió el portavoz del PSUV.


¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés