Acusan formalmente de corrupción a dos expresidentes de la petrolera estatal venezolana Pdvsa

Eulogio del Pino y Nelson Martínez han sido imputados por sus presuntos actos de corrupción en la industria petrolera del país, unas sospechas por las que las Fiscalía designada por el gobierno de Maduro ha acusado a más de 100 personas.
9 Mar 2018 – 6:41 PM EST

Dos expresidentes de la corporación estatal Petróleos de Venezuela S.A. (Pdvsa), Nelson Martínez y Eulogio Del Pino, están entre los 36 altos funcionarios de la petrolera acusados formalmente este viernes por presuntos actos de corrupción en la principal industria del país. Así lo informó en rueda de prensa Tarek William Saab, el fiscal designado por la Asamblea Nacional Constituyente que no es reconocido por el Parlamento de mayoría opositora.

“Son 36 altos funcionarios y seis dueños o representantes de empresas acusados formalmente en todas las grandes tramas de corrupción que hemos detectado e informado al país”, afirmó Saab, quien apuntó que en total hay 100 personas imputadas por presuntos actos de corrupción en la petrolera.


"Lo que quiero anunciar es que ya se han formalizado acusaciones en todas las grandes tramas de corrupción que hemos difundido e informado", añadió el funcionario.

Martínez y Del Pino fueron detenidos en noviembre del año pasado. Según explicó Saab, el primero está acusado por presuntas irregularidades en contrataciones en la Faja Petrolífera del Orinoco junto a un empresario y a ocho funcionarios de la refinería Citgo Petroleum en Estados Unidos, entre ellos su expresidente José Ángel Pereira, quien tiene doble nacionalidad estadounidense y venezolana .

Por su parte, Del Pino es uno de los 17 funcionarios imputados por presunta corrupción en Petrozamora, una empresa mixta constituida entre Venezuela y Rusia. Por ese caso, también se formalizó la acusacíon contra Orlando Chacín, presidente de la Corporación Venezolana de Petróleo.

Hasta poco antes de ser detenidos en noviembre, Del Pino se desempeñaba como ministro de Petróleo y Martínez como presidente de Pdvsa. Antes de su arresto, ambos fueron destituidos por el presidente Nicolás Maduro en una reestructuración del gabinete y sustituidos por el mayor general Manuel Quevedo, que pasó a asumir ambos cargos.

Venezuela tiene las reservas de petróleo más grandes del mundo y Del Pino y Martínez no son los únicos expresidentes de la petrolera estatal en problemas con la justicia. A finales del año pasado y a pedido de Maduro, la Fiscalía anunció el inicio de una investigación por corrupción contra Rafael Ramírez.

Ramírez, que hasta poco antes de que se anunciara la investigación hecha en su contra ejercía como embajador de Venezuela en la ONU, fue supuestamente señalado por un primo suyo, Diego Salazar, en el marco del caso de Andorra.

Por ese caso, Salazar y el empresario Diego Luongo están acusados de lavar millones de dólares de Pdvsa en la banca de Andorra, un paraíso fiscal, y también de asociación para delinquir y de corrupción.

En el pasado, Saab ha negado que las detenciones de exdirectivos y empleados de la estatal venezolana sean parte de un ajuste de cuentas dentro del chavismo. Pero para la oposición venezolana, las actuaciones del fiscal general designado responden claramente a una batalla de poder entre Maduro y el expresidente de Pdvsa de cara a las elecciones de 2018, con las que el presidente busca la reelección en solitario, es decir, sin rivales en el chavismo y tampoco en la oposición.

En fotos: Los nuevos funcionarios venezolanos sancionados por EEUU antes de la elección por la constituyente

Loading
Cargando galería
Publicidad