Universidades

Qué impacto tiene que menos estudiantes extranjeros apliquen a universidades en EEUU

Estudios e investigaciones muestran cómo integrarse con personas de diferentes culturas es esencial no solo para el bienestar de los estudiantes, sino también para su competitividad en un mercado cada vez más global. Además, puede tener beneficios colaterales para la seguridad nacional e internacional.
12 Jul 2017 – 3:49 PM EDT

El nacionalismo de la administración Trump (aparente en sus políticas, desde la construcción de un muro fronterizo a la prohibición de viaje a países de mayoría musulmana) ha tenido un efecto desafortunado en las universidades de Estados Unidos. Algunos estudiantes internacionales, suponiendo que no son bienvenidos o no estarán seguros estudiando en EEUU, ya no están aplicando tanto a las escuelas del país, y estás ya están reportando un descenso significativo en las solicitudes de estudiantes internacionales.

"Tenemos que ser inteligentes, alertas y duros. Necesitamos que las cortes nos devuelvan nuestros derechos. ¡Necesitamos La Prohibición de Viaje como un nivel de seguridad extra!", tuiteó el presidente Trump este 3 de junio, tras los atentados en Londres.

Esta disminución en las solicitudes a universidades de parte de extranjeros, aunque aplaudida por aquellos que esperan mejorar las admisiones de estudiantes estadounidenses, tiene consecuencias inesperadas a largo plazo: hace que EEUU sea menos seguro y esté menos preparado para el crecimiento mundial en el futuro.

Como investigadora que estudia cómo los individuos desarrollan competencias transculturales, he encontrado que la integración de estudiantes nacionales e internacionales en las universidades estadounidenses es esencial para desarrollar el entendimiento cultural, el cual es esencial para el futuro de la seguridad nacional y económica.


Porqué es importante que los estudiantes se integren

Más de 600 presidentes de universidades le recordaron recientemente al Secretario de Seguridad Nacional John Kelly los beneficios de los estudiantes internacionales para la seguridad nacional. En una carta del 3 de febrero, declararon que los estudiantes internacionales que estudian en EEUU regresan a sus países de origen como "…embajadores de los valores estadounidenses, la democracia y el libre mercado".

Según la NAFSA (una organización sin fines de lucro para educadores internacionales), los estudiantes internacionales pueden ayudar a contrarrestar los estereotipos negativos sobre los estadounidenses en sus países de origen. Las investigaciones han revelado que los estudiantes universitarios con amigos de diferentes países son más abiertos y tienen menos aprensiones al entablar conversación con personas de diferentes países. Ambas son, en mi opinión, características útiles para combatir el terrorismo; aquéllos a quienes les caen bien los estadounidenses serían menos propensos a atacar a EEUU.

Además de los beneficios para la seguridad nacional, la integración de los estudiantes internacionales es fundamental para el desarrollo de la agilidad cultural de los estudiantes estadounidenses: la habilidad para trabajar con comodidad y eficacia en diferentes países y con personas de diferentes culturas. La agilidad cultural es una competencia que tiene gran demanda por parte de los empleadores, lo que la convierte en un activo para los estudiantes estadounidenses e internacionales tras su graduación.

Aproximadamente un tercio de las firmas multinacionales mencionan la falta de agilidad cultural de los empleados como un límite a su competitividad global. Cuando más de 13,000 profesionales de 48 países calificaron su eficacia en 12 tareas de gestión, las tres tareas con las calificaciones más bajas fueron aquéllas con un componente intercultural: integración en ambientes foráneos, comunicación intercultural y adaptación del estilo de liderazgo a los diferentes países y culturas. Claramente, es una habilidad muy valorada por los empleadores, pero escasa en la fuerza laboral.

Mi investigación ha revelado que la agilidad cultural puede fomentarse fácilmente en campus universitarios diversos que promueven con éxito la inclusión. Se adquiere a lo largo del tiempo, a través de la colaboración y la amistad entre las personas de diferentes culturas.

Fomentar la integración de estudiantes nacionales e internacionales

Algunas universidades han empezado campañas como #YouAreWelcomeHere para compensar y atraer estudiantes internacionales con un mensaje de apertura e inclusión. La campaña, con un poco de suerte, también estimulará a los estudiantes internacionales desconfiados a solicitar el ingreso a la universidad. Sin embargo, la inscripción es sólo la mitad de la solución. ¿Qué sucede cuando los estudiantes internacionales llegan?

Aunque estudiar en otro país es promisorio para el desarrollo de competencias transculturales, la realidad es a menudo bastante diferente. Según el South China Morning Post, el 25% de los estudiantes chinos que asisten a universidades de la Ivy League en Estados Unidos abandonó la escuela. Muchos reportaron dificultades adaptandose al nuevo entorno.

De aquellos estudiantes internacionales que no la abandonaron, casi 40% dijo no tener amigos íntimos estadounidenses, aunque les gustaría tener más relaciones importantes, según un estudio de más de 450 estudiantes internacionales que asisten a 10 universidades públicas en EEUU. Las experiencias de estudiantes internacionales están por debajo de la expectativa de que la vinculación a través de culturas y el desarrollo de habilidades se producen automáticamente; compartir un campus y clases no es suficiente para formar amistades.

La universidad es un período de estrés. Cuando se encuentran en períodos de estrés, los estudiantes, como todos nosotros, se sienten más cómodos cognitiva y emocionalmente con quienes perciben que están pasando por la misma experiencia.

El resultado es que las personas del mismo país, cuando se encuentran en un nuevo país, juntos, como extranjeros, se conectan unos con otros. Esto lo vemos cuando recorremos no sólo universidades sino también las comunidades de inmigrantes que viven en el extranjero. Aunque es una respuesta humana natural, los estudiantes que se relacionan sólo con otros estudiantes similares pierden la oportunidad de desarrollar su agilidad cultural.

En una intervención realizada en la Facultad de Administración de Empresas de la Universidad Estatal de Kent, encontramos que la integración estudiantil podría fomentarse mediante la formación de los estudiantes, tanto internacionales como nacionales, en habilidades conversacionales y culturales. El estudio, aunque no se ha publicado aún, reveló que los estudiantes que participaron en este programa de fomento de habilidades tenían una mayor apertura y mayores niveles de integración en comparación con un grupo de control. El beneficio fue un aumento de la sensación de facilidad para hacer amigos en el campus, una mejor percepción de apoyo social, un sentido de pertenencia y satisfacción general, especialmente entre aquellos alumnos que eran menos abiertos al iniciar su primer año.

Mirando hacia el futuro

Los estudiantes, tanto nacionales como internacionales, se benefician de sus amistades multiculturales. A través de sus amistades en la universidad, pueden desmitificar las diferencias y volverse más abiertos a personas de diferentes países y culturas. Esta facilidad con la diferencia cultural es el cimiento de la agilidad cultural.

Esta agilidad cultural, a su vez, puede tener un efecto duradero y positivo en el éxito de sus carreras personales y la cooperación internacional.

El desafío, especialmente en el entorno actual, es que las universidades se adelanten a la disminución de las solicitudes de estudiantes internacionales antes de que se convierta en una tendencia perjudicial. Si esto no se aborda, las oportunidades para el desarrollo cultural serán limitadas, y podrían potencialmente erosionar la seguridad nacional y el éxito profesional de nuestros estudiantes conforme compiten en la economía global.


*Paula Caligiuri es profesora distinguida de Negocios Internacionales y Estrategia en Northeastern University

The Conversation


Estas universidades de Estados Unidos son gratis

Loading
Cargando galería
Publicidad