null: nullpx

Con el ataque a un colegio de Kentucky ya son 11 los incidentes con armas de fuego en escuelas de EEUU en lo que llevamos de 2018

Este martes por la mañana dos adolescentes de 15 años murieron baleados y otros 18 resultaron heridos en una escuela secundaria de Kentucky. El autor de la masacre fue otro estudiante cuya identidad aún no trascendió.
24 Ene 2018 – 06:39 PM EST
Comparte
Estudiantes de Marshall County High School en una vigilia luego de que un estudiante de 15 años abriera fuego con un arma: dos personas murieron y 18 resultaron heridas. Crédito: REUTERS/Harrison McClary

Dos adolescentes de 15 años murieron este martes en una secundaria de Benton, Kentucky, luego de que un estudiante de la misma edad disparara contra la multitud en un área común de la escuela. Este incidente en el que otros 18 alumnos resultaron heridos supuso un 'shock' en la Marshall County High School de este pueblo de poco más de 4,000 habitantes. Sin embargo, los disparos con armas de fuego en centros escolares se ha convertido en algo cotidiano en EEUU.

De hecho, este tiroteo en Kentucky es apenas uno de los 11 sucesos con armas de fuego que se registraron en ámbitos estudiantiles en lo que va de 2018, en apenas 24 días, según indica The New York Times. Los incidentes cuentan tiroteos, disparos e intentos de suicidio en instituciones educativas.

La agrupación Everytown, que registra estadísticas sobre violencia con armas, cuenta nueve incidentes:


-1/3/2018. East Olive Elementary School (Michigan): Intento de suicidio o suicidio sin intento de lastimar a más personas.

-1/4/2018. New Start High School (Washington): Disparos sin heridos ni muertos.

-1/10/2018. California State University, San Bernadirno (California): Disparos sin heridos ni muertos.

-1/10/2018. Grayson College (Texas): Disparos sin heridos ni muertos.

-1/10/2018. Coronado Elementary School (Arizona): Intento de suicidio o suicidio sin intento de lastimar a más personas.

-1/15/2018. Wiley College (Texas): Disparos sin heridos ni muertos.

-1/20/2018. Wake Forest University (Carolina del Norte): Ataque con armas con heridos o muertos.

-1/22/2018. Italy High School (Texas): Ataque con armas con heridos o muertos.

-1/22/2018. Marshall County High School (Kentucky): Ataque con armas con heridos o muertos.

No obstante, el periódico suma otros dos hechos con armas:

-1/5/2018. Autobús escolar en Forest City, Iowa: disparos sin muertos ni heridos.

-1/22/2018. Escuela charter de Nueva Orleans, Louisiana: disparos sin muertos ni heridos.


El tiroteo de Benton del pasado martes, con dos muertos y 18 heridos, fue hasta este 24 de enero el más grave de los incidentes con armas en escuelas en 2018.

En los últimos cinco años, desde 2013 hasta hoy, "han habido cerca de 300 incidentes con armas en escuelas de EEUU, un promedio de cerca de uno por semana", detallan desde Everytown.

Muchos señalan que un tiroteo en una escuela era antiguamente algo que llamaba la atención, pero ahora parece haberse vuelto paisaje corriente. Habiendo tantos incidentes, solo parecen llamar la atención aquellos que tienen ingredientes particulares como un alto número de víctimas.

Este fenómeno cobró visibilidad mundial con el ataque de dos adolescentes en la secundaria de Columbine, Colorado, en 1999, en donde murieron 13 personas, que fue retratado en un multipremiado documental de Michael Moore, Bowling for Columbine.

Luego, en 2007, el tema de las armas en ámbitos educativos volvió a sacudir a EEUU con la masacre de 32 personas en el Instituto Universitario Virginia Tech por parte de un estudiante. En ese momento, este ataque se convirtió en el tiroteo masivo más letal de la historia del país, récord que se va superando año tras año. Con el precedente de Columbine, Virginia Tech puso en el centro de la discusión la cultura de la posesión de armas y el fácil acceso a estas.

En 2012, la masacre de la escuela Sandy Hook, Connecticut, no rompió récords ni le hicieron ningún documental, pero tuvo el componente de que las víctimas fueron de las más jóvenes en este tipo de ataques: 20 niños de alrededor de seis años además de 6 adultos y la madre del atacante.

Hay quienes señalan que los tiroteos se han vuelto lo que en inglés llaman new normal, la nueva normalidad. A tal punto que muchas escuelas se han visto obligadas a rediseñar sus rutinas o sistemas de seguridad para intentar prevenir un ataque de este tipo. Desde entrenamiento para profesores hasta padres que buscan comprar mochilas con protección antibalas.

Los números son alarmantes y hay quienes señalan que no hay signos de que vayan a declinar sino que parecen ir en aumento.

Gun Violence Archive, una organización no lucrativa que recoge datos de unas 2,500 fuentes sobre violencia con armas de fuego en EEUU, muestra que solo en estos 24 días de 2018, 213 niños o adolescentes de entre 0 y 17 años recibieron disparos y resultaron muertos o heridos en incidentes diversos con armas (no solo en escuelas).

"Mi temor es que si no se escucha sobre un tiroteo en una escuela por algún tiempo, los educadores pasen a otras cosas", dijo a The New York Times William Modzeleski, un consultor que dirigió la Oficina de Seguridad del Departamento de Educación.

El mapa de incidentes con armas en escuelas se estrecha cada vez más. Este incidente en Benton sucedió a menos de una hora de distancia de la escuela de West Paducah, en donde el 1 de diciembre de 1997 tres personas murieron cuando un estudiante abrió fuego contra otros jóvenes.

El gobernador de Kentucky, Matt Bevin, dijo que el agresor de la secundaria de Benton es un estudiante de 15 años, aunque aún no lo han identificado. Las autoridades dijeron que ingresó a la escuela a las 8:00 am y comenzó a disparar contra los alumnos. Los tiros provocaron una estampida en la que varios terminaron heridos de bala y otros con heridas propias de la huida. De las 18 personas heridas, cinco están en estado crítico.

La joven Bailey Nicole Holt murió en la escuela, mientras que Preston Ryan Cope falleció en el hospital. El detenido enfrenta cargos por asesinato y varios cargos por intento de homicidio, informaron las autoridades.

Según el gobernador, "esta (Benton) es una herida que llevará mucho tiempo curarse".

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés