null: nullpx
Detector de Mentiras

¿Salió realmente el virus covid-19 de un laboratorio en China como sugiere Trump y su equipo?

El gobierno de Trump dice que hay "enormes pruebas" de que el nuevo coronavirus se creó en un laboratorio en Wuhan, China. Pero, la ciencia indica que es un producto de la naturaleza. Sin embargo, el gobierno chino tiena mucha responsabilidad por la confusión por la falta de transparencia.
9 May 2020 – 04:47 PM EDT

Donald Trump dijo a los periodistas el jueves que "algo sucedió" cuando se le preguntó sobre la teoría de que el nuevo coronavirus fue liberado de un laboratorio en Wuhan, China, el epicentro del brote.

"Probablemente fue incompetencia. Alguien fue estúpido", dijo durante una reunión con el gobernador de Texas, Greg Abbott.

"Personalmente, creo que cometieron un error horrible y no quisieron admitirlo", dijo a Fox News el domingo 3 de mayo.

Trump y el secretario de Estado, Mike Pompeo, afirman haber visto "enormes pruebas" de que el virus se había originado en el Instituto de Virología de Wuhan (WIV), un laboratorio de investigación biológica reconocido internacionalmente.

Hasta ahora, la administración Trump no ha presentado esa evidencia y China ha negado las afirmaciones.

Entonces, ¿cuán ciertas son las afirmaciones que vinculan el nuevo coronavirus a un laboratorio en Wuhan?

Muchas teorías

Desde el comienzo de la pandemia de covid-19, muchas teorías han dado vuelta sobre su origen. Incluso, algunas publicaciones afirmaron -sin prueba alguna - que el virus se originó en un laboratorio chino como arma biológica.

No es sorprendente que, para muchas personas, parezca una extraña coincidencia que el coronavirus provenga de la misma ciudad donde hay un laboratorio de investigación de coronavirus, posiblemente con murciélagos.

La comunidad de inteligencia de Estados Unidos y científicos como Anthony Fauci, director del Centro Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, dicen que la evidencia es clara de que el virus evolucionó naturalmente, rechazando así de forma categórica las afirmaciones de que se desarrolló como una arma biológica.


"La comunidad de inteligencia (...) está de acuerdo con el amplio consenso científico de que el virus COVID-19 no fue creado por el hombre ni modificado genéticamente", dijo el director de inteligencia nacional en un comunicado el 30 de abril.

Sin embargo, agregó que su equipo "continuará examinando rigurosamente la información y la inteligencia emergentes para determinar si el brote comenzó a través del contacto con animales infectados o si fue el resultado de un accidente en un laboratorio en Wuhan".

Eso aún deja abierta la teoría impulsada por Trump y Pompeo, de que el virus podría haber escapado de un laboratorio en Wuhan, China.

El mercado de animales

La otra teoría menos conspirativa, respaldada por la mayoría de los expertos, es que el virus probablemente saltó naturalmente de un animal a un humano, tal vez en un notorio mercado de animales en Wuhan.

Fuentes de inteligencia estadounidenses y aliadas, en filtraciones a varios medios de comunicación, han desestimado la "enorme evidencia" como una interpretación políticamente interesada de la información pública disponible sobre el trabajo que realiza el laboratorio y las preocupaciones de seguridad anteriores.

"Mi conclusión es que no hay absolutamente ninguna prueba definitiva de la inteligencia que sugiera que provenía del laboratorio porque estos tipos la hubieran filtrado", dice Chris Johnson, ex analista de la CIA en China que ahora dirige la firma consultora China Strategies Group.

En fotos: la 'ciudad fantasma' en la que viven 11 millones de personas

Loading
Cargando galería

La teoría del laboratorio surge en parte de un informe del 14 de abril de Josh Rogin en el Washington Post que reveló que en 2018, funcionarios de la embajada de los Estados Unidos en Beijing enviaron dos advertencias oficiales a Washington sobre problemas de seguridad en el Instituto de Virología de Wuhan.

Un día después, Fox News citó fuentes anónimas para informar que los investigadores del instituto Wuhan podrían haber estado estudiando el nuevo coronavirus y que el paciente cero trabajaba en el laboratorio.

"Existe una creciente confianza en que el brote de covid-19 probablemente se originó en un laboratorio de Wuhan, aunque no como una arma biológica sino como parte del intento de China de demostrar que sus esfuerzos para identificar y combatir el virus son iguales o mayores que las capacidades de los Estados Unidos", escribió Fox.

Culpan a Obama

También se han hecho reclamos en los círculos conservadores de los medios de comunicación de que la administración de Obama ayudó a financiar la investigación de los coronavirus en Wuhan a través de una subvención de 3.7 millones de dólares.

"Durante años, el gobierno de los Estados Unidos ha estado financiando crueles experimentos con animales en el Instituto de Virología de Wuhan, que pueden haber contribuido a la propagación mundial de COVID-19", tuiteó el 13 de abril el representante Matt Gaetz, republicano por Florida.

Gaetz elogió al presidente Donald Trump en Fox News por "comprometerse a poner fin a esta última concesión de Estados Unidos otorgada a los laboratorios en Wuhan por la administración de Obama".

Sin embargo, debe señalarse que los Institutos Nacionales de Salud otorgan anualmente más de 32 mil millones de dólares en fondos de investigación biomédica a organizaciones de todo el mundo. El Instituto de Virología de Wuhan, recibió solo alrededor de 600,000 dólares, durante un período de varios años.

Las claves del coronavirus en fotos: una contagiosa infección respiratoria que tiene en alerta al mundo

Loading
Cargando galería

Estudios de los casos en Wuhan

Durante meses, los informes han señalado que el mercado mayorista de mariscos de Huanan en Wuhan es el origen probable del virus. Un grupo de casos identificados al principio del brote del virus tuvo contacto con el mercado. El mercado tenía una amplia variedad de vida silvestre, incluidos murciélagos, que según los expertos posiblemente fueron el vector para la creación del virus y su salto a los humanos.

Sin embargo, el Washington Post de esta semana informó que la localización del origen del virus no está tan clara.

Citó un estudio publicado en el New England Journal of Medicine que encontró que de los primeros 425 pacientes, solo el 45% tenía conexiones con el mercado. Un análisis separado del 24 de enero publicado en The Lancet encontró que tres de los primeros cuatro casos, incluido el primer caso conocido, no tenían vínculos con el mercado.

Algunos informes han identificado erróneamente que el laboratorio de Virología mencionado en los cables del Departamento de Estado está ubicado cerca del mercado. De hecho, está a ocho millas de distancia. Hay otro laboratorio, el Centro Wuhan para el Control y Prevención de Enfermedades (WHCDC), que se encuentra a la esquina del mercado de animales.

Sin embargo, algunos científicos no están convencidos de que el SARS-CoV-2, el nombre científico del virus covid-19, se haya creado en un laboratorio, y dicen que su composición genética es más de lo que se puede encontrar en la naturaleza.

Falta de transparencia

Los funcionarios chinos son en parte culpables de las teorías de conspiración debido a su propia falta de transparencia.

El Dr. Li Wenliang, uno de varios en Wuhan que hizo sonar las primeras alarmas y lanzó pruebas iniciales en línea, fue castigado por divulgar la información y murió de la enfermedad cinco semanas después.

Honores al "héroe" de Wuhan: indignación tras la muerte del médico que advirtió del coronavirus (fotos)

Loading
Cargando galería


Antes de que el gobierno hubiera alertado a la Organización Mundial de la Salud sobre la creciente epidemia, a los científicos se les dijo que destruyeran las primeras muestras del virus, según el Straits Times.

Luego, el gobierno chino apuntó al mercado, diciendo que las muestras ambientales del mercado contenían el nuevo coronavirus, sin proporcionar evidencia para que los científicos lo revisen.

En conclusión: la evidencia científica parece respaldar la conclusión de que el nuevo coronavirus es un producto de la naturaleza, muy probablemente del mercado de Wuhan. No hay evidencia científica que sugiera que provenga del laboratorio WIV.

Sin embargo, el gobierno chino podría ayudar en gran medida al proporcionar información al mundo para verificar las muestras tomadas del mercado de Wuhan.

Coronavirus: China regresa poco a poco a la normalidad tras su crisis de salud pública (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés