null: nullpx
Patrulla Fronteriza

Trasladan a la frontera con Canadá al jefe de CBP de El Paso, el segundo sector por el que llegan más centroamericanos a EEUU

Según un vocero de la Patrulla Fronteriza, el cambio de Aaron Hull sería temporal y a partir de este lunes. Ocurre en momentos en que arrecian las críticas a la agencia por la manera en la que son tratados los inmigrantes indocumentados en los centros de procesamiento en esa zona.
29 Jul 2019 – 9:38 AM EDT

El funcionario de mayor rango de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) en el sector El Paso, Aaron Hull, será trasladado temporalmente a partir de este lunes a la frontera con Canadá en momentos en que la agencia federal atraviesa duras críticas por la manera en la que son atendidos los inmigrantes en los centros de procesamiento en esta zona, la segunda en recibir mayor flujo de personas.

"El jefe de patrullaje del sector El Paso (CPA) Aaron Hull estará sirviendo temporalmente como CPA encargado en el sector de Detroit a partir del 29 de julio", dijo un vocero de CBP a Univision Noticias.

Hull había sido jefe de este sector desde 2017; ahora estará a cargo de la frontera norte, donde la actividad es mucho menor. Según un vocero de CBP, el traslado es parte de un movimiento de rutina: "Varios miembros del liderazgo de CBP están siendo rotados (...) a funciones en la sede central y en posiciones de campo en todo el país", explicó.


El sector El Paso —que se extiende desde Nuevo México hasta el oeste de Texas— ha sido el que registró el mayor aumento en el porcentaje de arrestos de familias de un año al otro: para junio de 2019 alcanzó un incremento de 1,759% en relación con el mismo mes del año anterior. Y desde hace más de un año se ha mantenido como la segunda zona de la frontera sur —después del Valle del Río Grande— por la que más inmigrantes indocumentados buscan llegar a Estados Unidos, pese a la caída en el número de arrestos del último mes.

Bajo la gestión de Hull, este sector implementó la política de separación de familias, con la que el gobierno de Donald Trump buscaba frenar la llegada en masa de inmigrantes centroamericanos que huyen de la pobreza y la violencia en sus países.

Y en este mismo sector se han conocido innumerables denuncias de organizaciones de derechos humanos sobre las malas condiciones de alojamiento y el maltrato que sufren los inmigrantes alojados en sus centros de procesamiento tanto para adultos como para menores.

Univision Noticias tuvo acceso exclusivo a cartas escritas por menores migrantes que estuvieron en custodia de la Patrulla Fronteriza. Denuncian amenazas, gritos, torturas como falta de sueño, frío y condiciones de trato inhumano. Hablan de que los guardias los castigaban poniéndolos de rodillas si los escuchaban reírse, niños de apenas dos años que habían sido separados de sus familiares y recluídos en espacios bajo el cuidado de otros adolescentes.


Por esas condiciones consideradas como de "tortura", un grupo de abogados urgió a finales de junio a una corte de California a tomar una medida de emergencia para que los centros de detención de menores de CBP en El Paso y el Valle del Río Grande fueran inspeccionados. Alegaron que las condiciones de reclusión de estos niños y adolescentes son insalubres y que están generando un "daño irreparable" en estos menores.

La petición estaba avalada por 65 declaraciones de médicos, abogados, niños detenidos y sus padres. Citan el Acuerdo Flores de 1997, que establece entre otras exigencias que los niños en custodia de Estados Unidos deben ser detenidos en espacios seguros e higiénicos hasta por un máximo de 72 horas en centros de CBP y de 20 días en centros de ICE o del HHS.

Pero en su lugar, denuncian, están siendo recluidos por semanas "en condiciones deplorables", privados del acceso a elementos básicos como el jabón, el agua potable, duchas, ropa limpia, de poder ir al baño, usar cepillo de dientes, contar con una adecuada nutrición y dormir. Los demandantes exigen que los niños puedan tener acceso a todo lo anterior.

La medida fue la respuesta a visitas programadas de distintos abogados a las instalaciones de CBP en esas zonas y en las que conversaron con grupos de niños. Allí constataron las violaciones de derechos humanos a las que son sometidos los menores.

Y este viernes, el mismo grupo de senadores demócratas que visitó tres centros de CBP la semana pasada en Texas, envió este viernes una carta al secretario interino del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), Kevin McAleenan, exigiendo al gobierno que trate a los migrantes con “humanidad” y no como “criminales”.

“Tenemos la responsabilidad de garantizar que todas las mujeres, hombres y niños bajo la custodia del gobierno de Estados Unidos sean tratados con humanidad. No deben caracterizarse como delincuentes cuando, como usted mismo reconoció, solo un pequeño porcentaje de personas detenidas tienen antecedentes penales documentados. Nuestra nación puede y debe hacerlo mejor”, se lee en la misiva a la que tuvo acceso Univision Noticias.

El anuncio del traslado de Hull a Detroit también ocurre semanas después del escándalo sobre la existencia de un grupo de Facebook del que más de 9,000 miembros de la Patrulla Fronteriza eran miembros. En él, según reportes de medios como ProPublica, los agentes hacían bromas sobre las últimas muertes de inmigrantes que habían intentado cruzar el río Bravo, decían que lanzarían burritos a una comisión de congresistas que visitaban uno de sus centros de procesamiento en Texas y hacían comentarios vulgares sobre congresistas latinas, como las demócratas Verónica Escobar y Alexandria Ocasio-Cortez.

Según el diario The New York Times, que cita fuentes anónimas, Hull es considerado por sus colegas como un funcionario orientado al cumplimiento de la ley. Uno de ellos lo catalogó como "de la vieja guardia" de agentes fronterizos, al referirse a aquellos que se han molestado por los cambios en la forma de actuación de la agencia. Cuentan que se ha resistido a los intentos de Washington de "entrometerse" en las labores de este sector de la frontera. Dicen que a menudo se le escucha decir que los migrantes exageran los problemas que tuvieron en sus países de origen.

El Times reporta que Hull será reemplazado en El Paso por Gloria Chávez, quien lidera las labores de CBP en el sector del Centro, al sureste de California.

Ve también:

"Una jaula tenía 20 niños adentro": así es el centro de procesamiento de la Patrulla Fronteriza en Texas (fotos)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés