null: nullpx
Inundaciones

Tras el paso del 'ciclón bomba' varios estados del Medio Oeste sufren históricas inundaciones

Nebraska, Iowa, Minesota, Wisconsin y Dakota del Sur sufren las consecuencias de crecidas de ríos que han roto los registros históricos. Al menos tres personas han fallecido por las inundaciones y miles han recibido órdenes de evacuación, mientras algunos diques se desbordan y agrietan. La central nuclear Cooper corre riesgo de inundarse y la base áerea Offutt de la Fuerza Aérea está parcialmente bajo las aguas.
18 Mar 2019 – 3:03 AM EDT

Dos personas fallecieron en Nebraska y otra en Iowa este fin de semana a causa de las inundaciones "históricas" provocadas por el paso de un llamado 'ciclón bomba', que generó profundos daños a la infraestructura en varios estados del Medio Oeste.

Las autoridades de Nebraska confirmaron este domingo que un agricultor murió ahogado cuando intentaba ayudar a alguien que estaba atrapado en un vehículo, y un anciano falleció en su vivienda, después de negarse a evacuarla cuando las autoridades se lo pidieron.


Entretanto, funcionarios del Condado de Fremont, en Iowa, confirmaron en su página de Facebook el fallecimiento de una persona vinculado a las crecidas de los ríos.

El Servicio Meteorológico Nacional calificó de "históricas" estas inundaciones que también han afectado a Minesota, Wisconsin y Dakota del Sur.

Fuertes lluvias y nieve derretida han provocado el aumento súbito de los niveles de agua en riachuelos y ríos de varios estados de la región, y el río Missouri ha alcanzado registros históricos en muchas zonas.

Los gobernadores de Nebraska, Wisconsin y Dakota del Sur declararon el estado de emergencia para facilitar el flujo de fondos federales y estatales.

Protegen central nuclear

En Nebraska, miles de personas que residían cerca de los ríos Misuri, Platte y Elkhorn recibieron órdenes de evacuación y más de 650 se refugiaron en albergues tras el paso del 'ciclón bomba', cuyos fuertes vientos y lluvias golpearon una región donde la nieve no se había derretido aún, lo que empeoró sus efectos.

"Son algunas de las peores inundaciones que hemos visto en muchos años, y en algunos lugares, las peores que ha habido jamás", dijo Brian Barjenbruch, el encargado de ciencia y operaciones del Servicio Meteorológico en Omaha (Nebraska), al diario The Washington Post.

Los responsables de la central nuclear Cooper, ubicada en la ribera del río Missouri en Nebraska, se plantean cerrar esas instalaciones si el agua sigue subiendo, y están colocando sacos de arena alrededor del dique que protege la planta.

El río Missouri inundó la Base Offutt de la Fuerza Aérea, y aproximadamente una tercera parte de la misma estaba bajo el agua el domingo. La portavoz, la sargento técnico Rachelle Blake, le dijo al periódico Omaha World-Herald que 60 edificios, la mayor parte en el extremo sur de la base, sufrieron daños, incluidos unos 30 que han sido inundados totalmente hasta con 8 pies (2.4 metros) de agua.

Cientos de personas seguían fuera de sus viviendas en Nebraska, donde el agua de las inundaciones alcanzó niveles récord en 17 localidades. Casi 300 personas han sido rescatadas.

Diques desbordados

Los residentes en partes del suroeste de Iowa fueron obligados a dejar sus casas este domingo cuando un torrente de agua del río Missouri se desbordó por los diques, poniéndolos en una situación similar a la de cientos de personas en la vecina Nebraska que han sido desplazadas por las inundaciones.

Mientras el río comenzaba a estabilizarse el domingo en partes de Nebraska, el agua está tan elevada en muchos sitios que se prevé que las inundaciones persistan varios días. Y las comunidades río abajo en Kansas y Missouri se preparaban para probables inundaciones.

En Iowa, el río Missouri alcanzó 30.2 pies (9.2 metros) el domingo en el condado Fremont en el extremo suroeste del estado, 2 pies (0.6 metros) más que el récord pasado fijado en 2011. Residentes de los pueblos de Bartlett y Thurman eran desalojados mientras los diques se desbordaban y agrietaban.

El director de Gestión de Emergencias del condado, Mike Crecelius, dijo que no era sólo la cantidad de agua, sino también la rapidez de la corriente lo que creaba el peligro.

“Este no fue un aumento gradual”, dijo Crecelius. “Fluye a gran velocidad y es campo abierto; no hay nada que la detenga”.

Casi 2,000 personas han sido evacuadas en ocho localidades del estado desde que comenzaron las inundaciones a fines de la semana pasada, dijo Lucinda Parker, de Seguridad Nacional y Manejo de Emergencias de Iowa. La mayor parte se alojaron con amigos o familiares.

Fuertes lluvias más nieve derretida: las históricas inundaciones en Nebraska, Iowa y otros estados del Medio Oeste

Loading
Cargando galería
Publicidad