Elecciones 2016

Tras el embate contra el juez "mexicano", Trump dice que "nadie debería ser juzgado por su raza"

El empresario había creado una fuerte controversia por sus comentarios contra los orígenes étnicos del juez Gonazalo Curiel, quien preside la demanda en su contra.
10 Jun 2016 – 6:48 PM EDT

Después de sus controvertidos ataques a la "mexicanidad" del juez Gonzalo Curiel, quien preside la demanda contra la desaparecida Universidad que lleva su nombre, Donald Trump dio un discurso exhortando a la igualdad y anti-discriminación racial.

"Libertad de todo tipo significa que nadie debería ser juzgado por su raza o color de piel", dijo este viernes el virtual nominado republicano durante la Conferencia de la Coalición por la Libertad de Culto "Camino a la mayoría" (Faith and Freedom Conference "Road to the Majority" ) en Washington DC., uno de los eventos de grupos religiosos conservadores más grandes del país.

Estas palabras, nunca antes pronunciadas por el magnate en sus intervenciones, apuntan a un abrupto cambio de tono a raiz de las fuertes criticas recibidas por su arremetida contra Curiel, incluso por miembros de su propio partido.



"Ahora mismo tenemos una nación muy dividida, vamos a unir nuestra nación", apuntó el empresario, cuya alocución fue guiada casi enteramente por el teleprompter.

En las cuestiones de libertad religiosa, Trump dijo que "El derecho de las personas de fe es practicar libremente su fe". Sin embargo, se comprometió a "respetar y defender a los cristianos americanos."

"Vamos a trabajar juntos para reconstruir restaurar y reconstruir todo", espetó, "No se trata de solo grupo determinado, todo el mundo "

El magnate ha propuesto la prohibición temporal de los musulmanes al país, lo que muchos líderes evangélicos han condenado bajo el argumento de que va en contra de las libertades religiosas estipuladas en la constitución estadounidense.

No obstante, el magnate dijo que quiere "detener temporalmente todo lo que está pasando con los refugiados" que huyen de Siria.

"No sabemos de dónde vienen, pero hay que tomar un descanso", dijo Trump. "Tenemos que tener un tiempo de espera. Tenemos que usar el dinero para cuidar de nuestros estadounidenses más pobres y trabajar con ellos, para que puedan salir de esta horrible situación en la que se encuentran."



La conferencia "Road to the Majority" se considera una oportunidad para atraer a los votantes evangélicos, quienes han mostrado un fuerte apoyo al magnate en durante las elecciones primarias.

Según la encuesta más reciente de la cadena ABC y The Washington Post, Trump tiene una ventaja de 76% entre los evangélicos protestantes blancos que se identifican a sí mismos como detractores de Clinton.

"Un poco de libertad de expresión"

Además, Trump tuvo una actitud conciliadora con los múltiples manifestantes que interrumpieron constantemente su discurso.

"Los refugiados son bienvenidos aquí", exclamó uno. "No al odio, paren a Trump", gritó otro. "Dios odia a Trump", una más.

"Un poco de libertad de expresión, libertad de expresión. Gracias, que grosera. ¿Pero que se le va a hacer?, gracias, cariño", replicó Trump.

"Por cierto, son agitadores profesionales. El otro partido los envía, son profesionales", añadió.

Primer dardo de ataque a Clinton

El magnate no desaprovechó para criticar a su potencial rival Hillary Clinton, acusándola de querer expandir a un "500%" el plan del presidente Barack Obama de incrementar el número de admisiones a refugiados sirios.

También reprochó el reciente apoyo del mandatario a la campaña presidencial de la ex secretaria de Estado. Según Trump, Clinton se encuentra bajo un proceso de investigación criminal por el escandalo de sus correos electrónicos.

"Es la primera vez en la historia que el presidente de Estados Unidos apoya a alguien que está bajo investigación criminal", apuntó el multimillonario.

Finalmente se desbordó en críticas a la ex primera dama.

"Sus políticas serán un duro golpe a todos los pobres del país. Sus políticas de educación, sus políticas económicas, sus políticas de inmigración y sus políticas comerciales van a hundir a nuestros pobres afroamericanos y comunidades hispanas en el caos y lo que es peor, la desesperación, créame ", concluyó.

Minutos antes del discurso de Trump, Clinton había terminado de presentarse en las misma ciudad frente a cientos de miembros de la organización de salud reproductiva, Planned Parenthood. En su alocución, la candidata demócrata también lanzó fuertes ataques al magnate por sus comentarios contra las mujeres.

Washington DC cerrará el ciclo electoral de primarias con los comicios del 14 de junio.


Lea más:


Más contenido de tu interés