null: nullpx
Desapariciones

Salió a correr hace dos semanas y desapareció: todos en un pueblo de Iowa buscan a Mollie Tibbetts

Desde el 18 de julio, cuando se le vio por última vez, los investigadores han realizado más de 200 entrevistas con el propósito de buscar pistas que conduzcan al paradero de la chica. Rastrean sus dispositivos personales, cuentas de correo y redes sociales, y la información de la pulsera electrónica que llevaba puesta cuando salió a ejercitarse.
2 Ago 2018 – 3:34 AM EDT

Mollie Tibbetts, una joven de 20 años, estudiante de la Universidad de Iowa, fue vista por última vez el 18 de julio cuando dejó la casa de su novio para salir a correr. Desde entonces está desaparecida.

Tras emprender una afanosa búsqueda por muchas partes, los habitantes de Brooklyn, el pequeño pueblo de Iowa donde vive la chica, a una hora al este de Des Moines, todavía no salen de su consternación y se han unido a las labores para encontrar a la muchacha.

Con poco más de 1,400 habitantes todos se conocen en Brooklyn. Lo dice Julie Weiss, empleada de la escuela local, cuyo hijo se graduó con Mollie y eran amigos casuales. "Es increíble que algo así pueda pasar aquí, en un pequeño pueblo donde todos se conocen".

Weiss formó parte del grupo de búsqueda original. En declaraciones recogidas por Fox News explicó que se dividieron en grupos de cinco a siete y buscaron por caminos rurales, zanjas, patios traseros y garajes de gente.

"Era una muy buena estudiante y muy querida por todos sus compañeros, muy respetada", afirma.

A lo largo de estas casi dos semanas de búsqueda, los investigadores han realizado más de 200 entrevistas con el propósito de buscar pistas que conduzcan al paradero de la chica, según la Oficina del Sheriff del Condado de Poweshiek.

"Estoy enloqueciendo", dice el novio

El novio de la Tibbetts, Dalton Jack, ha sido señalado por la policía local como posible sospechoso de su desaparición.

Jack le dijo a Fox News hace una semana que la última vez que habló con su novia fue el 17 de julio antes de salir de la ciudad para ir a trabajar. El novio comparte la casa con su hermano y su prometida, y Tibbetts se quedaba allí para cuidar a sus perros mientras él estaba fuera de la ciudad por negocios.

"Me fui a Dubuque, Iowa, que está a unas 100 millas de distancia, el martes por la mañana a las 5 de la mañana", dijo. "Y me quedé allí por trabajo hasta lo que se suponía que iba a ser el viernes. Y el jueves, cuando supimos que estaba desaparecida, volví a casa. Así que estuve en Dubuque todo el tiempo", contó a la televisora.

Al principio de la búsqueda, Jack seguía llamando al teléfono de Tibbetts, esperando que alguien contestara. "Lo hice durante la primera semana y media. No más recientemente. Sólo intentaba ver literalmente si alguien contestaría. Y luego, sí, directamente al correo de voz", dijo.

"No quiero meterme en la cabeza pensando en lo que pasó, lo que pasó, lo que pasó. Sólo me estoy volviendo loco", añadió.

Un criador de cerdos dijo que siete investigadores del FBI llegaron a su casa el viernes pasado y pidieron registrarla sin orden judicial. Estuvieron allí casi dos horas, tomando fotos del interior de la casa y también registrando su garaje. El granjero no ha sido acusado de un crimen y dijo que "no tiene nada que ocultar".

Jamie Manatt, camarera en un local de Brooklyn, recordó que la noche en que Tibbetts fue vista por última vez fue muy tranquila. Ella dijo que el FBI visitaron su casa y le preguntaron si había alguna gente "inusual" en el bar esa noche.

"Por lo general, cuando la gente viene de otro estado, aquí es donde se detienen", dijo Manatt. "Pero no había gente de fuera de la ciudad en este bar esa noche".


Rastrean el FitBit

Richard Rahn, el agente especial a cargo de la División de Investigación Criminal de la Unidad de Delitos Graves de Iowa, dijo a CNN que "la gente (de Brooklyn) está preocupada y quiere ayudar" con el caso.

“Vivimos en un mundo digital. Miraremos teléfonos celulares, computadoras, redes sociales, y todo el mundo sabe que hay un Fitbit (dispositivo electrónico para medir pulsaciones durante el ejercicio físico) involucrado también. Miramos eso, tratamos de establecer una línea de tiempo lo mejor que podemos. Sentimos que lo hemos hecho hasta ahora", explicó Rahn.

Los investigadores ejecutaron órdenes de cateo para el Fitbit que llevaba puesto Tibbetts, así como sus cuentas de Snapchat, Instagram y Facebook, dijo Mitch Mortvedt, portavoz de la División de Investigación Criminal de Iowa.

La policía ha distribuido avisos con fotos y datos de la joven desaparecida: 5.22 pies de altura, 120 libras de peso, cabello largo de color marrón, al igual que sus ojos.

"No vamos a renunciar a ninguna pista posible y esperamos poder encontrar a Mollie Tibbetts muy pronto", dijo este martes en una declaración Kevin Winker, director de operaciones de investigación del Departamento de Seguridad Pública de Iowa.

A más de 230 millas del sitio donde Tibbetts fue vista por última vez, en Kearney, Missouri, la policía reportó que el 26 de julio pudo haber visto a la chica en una parada de camiones en el área, indica ABC News.

Los agentes registraron la zona, hablaron con testigos y revisaron cualquier posible vídeo de vigilancia. No han proporcionado información adicional.


Vea también:


"Parece que me están siguiendo": el último mensaje que envió una madre hispana antes de desaparecer

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:DesaparicionesEstados Unidos
Publicidad