null: nullpx
Desapariciones

Con pizzas gratis, un joven en Reino Unido ayuda a encontrar a una niña desaparecida en EEUU

A 5,000 millas de su casa en Surrey y vía Internet, Reino Unido, Harry Brown ayudó a los abuelos de la pequeña Yvette Henley a rastrear a la niña que había desaparecido y llevada a Arizona ilegalmente por su padre.
14 Ago 2017 – 4:32 PM EDT

Un trabajador en Reino Unido resolvió el caso de una niña desaparecida en EEUU mediante una promesa de pizza gratis vía redes sociales con la cual ubicó al padre de la pequeña, que era quien la tenía retenida.

La pequeña Yvette Henley, de cuatro años, estaba viviendo en California bajo la custodia de sus abuelos Gary y Kim Forester, de 46 años y 47 años, luego de que el 20 de junio un tribunal determinara que Yvette estaba sufriendo "daño emocional" mientras vivía con su padre, Virgil Henley.

Tras la determinación de la justicia, la niña desapareció. Según detalló la Oficina del Alguacil del condado de San Bernardino a Univision Noticias, el abuelo de Yvette reportó como desaparecida a Yvette a las autoridades de Hesperia, California.


En una búsqueda desesperada tras semanas sin noticias, Gary y Kim comenzaron su propia investigación por redes sociales revisando los contactos del padre de la niña. Así, llegaron hasta Harry Brown, un perfecto desconocido para ellos que tenía entre sus amigos de Facebook a Virgil Henley.

Harry Brown es un joven de 21 años, ferviente usuario de juegos en línea y redes sociales, que vive en Surrey, cerca de Londres, y trabaja en un supermercado Sainsbury's.

Brown había hecho contacto con Virgil Henley en la red social algunos años atrás. Según detallan medios británicos solo habían tenido breves conversaciones vía internet y Henley estaba usando un perfil de Facebook bajo el nombre de Mark Johnson.

Después de ver este vínculo entre Brown y Henley, los abuelos de Yvette le rogaron que los ayudara. El joven accedió y comenzó a entablar una conversación con el padre de la pequeña.

Pasaron más de dos días de conversación, hasta que Harry pudo obtener información sobre él.

En dichos intercambios, supo que Virgil Henley había llevado a su novia Alyssa, de 28 años, y a Yvette a Arizona, EEUU, y que los tres estaban pasando las noches en hoteles baratos.

Brown logró convencer a Henley para que compartiera su ubicación exacta y su número de habitación ofreciéndole un envío de pizza gratis. Pero en lugar de una pizza, Brown dio aviso a la policía, que se dirigió de inmediato al motel.

"El denunciante (el abuelo) se puso en contacto con la Estación de Policía de Hesperia diciendo que le habían informado que la niña se encontraba en Kingman, Arizona y que iba a llamar a oficiales de allí", dijo Jodi Miller del Departamento de Asuntos Públicos de la Oficina del Alguacil del condado de San Bernadino a Univsion Noticias.

Luego, los Servicios de Protección Infantil recuperaron a la niña -detalló Miller- y se la entregaron nuevamente a sus abuelos en Hesperia, California.

Con respecto a padre de la pequeña, desde el condado de San Bernadino dijeron que "no hay información adicional en relación a cargos criminales contra el señor Henley (el padre)".

El abuelo de la pequeña Gary Forester publicó un mensaje de agradecimiento en Facebook para Brown: "Harry fue tan inteligente para continuar un diálogo con él, para no precipitarlo ni levantar sospechas ... Me estaba volviendo loco, pero Harry nos dio la dirección (de donde estaba la niña)"

"Luché a diario con autoridades locales que no me tomaron en serio (...) Harry (desde Reino Unido) fue el único que ayudó y encontró a nuestra Yvette. Harry siempre estará en el corazón de nuestra familia", agregó el abuelo.

Cinco casos de menores desaparecidos que conmocionaron a sus comunidades

Loading
Cargando galería
Publicidad