null: nullpx
Acoso

Lanzar improperios a una mujer en la calle es ahora un delito en Francia, con multas hasta de 800 dólares

Un día después de que el país se conmocionara con un video viral de un hombre agrediendo a una mujer que se defiende de un acoso, la ministra de Igualdad de género logró aprobar una ley que penaliza todo tipo de amenaza callejera.
3 Ago 2018 – 5:41 PM EDT

El acoso callejero será desde ahora un delito en Francia y todo el que lo practique será multado con 750 euros, algo más de 800 dólares. Este cambio en la jurisdicción francesa fue aprobado este pasado martes justo un día después de que el país y el mundo se viera conmocionado por un video viral en el que se veía cómo un hombre atacaba a Marie Laguerre, una mujer de 22 años, después de que ella se defendiera de los improperios que le había dicho.

"El acoso callejero nunca había sido castigado hasta ahora", explicó Marlene Schiappa, ministra de Igualdad de género del país europeo, quien fue la encargada de llevar adelante esta iniciativa que prohíbe insultar, intimidar, amenazar o perseguir a una mujer en un espacio público. "La ley contra la violencia sexual callejera ha pasado de manera unánime, gracias parlamentarios", puso la ministra en su Twitter.

En el texto que acompañó la publicación de Facebook que hizo Laguerre mostrando el video en el que fue atacada, se esbozaba de forma expresa el sentir de muchas mujeres en torno al sistemático acoso callejero que padecen en la calle: "Estoy enferma de sentirme insegura al caminar por la calle. Las cosas tienen que cambiar, y tienen que cambiar ahora".


Las discusiones sobre cómo evitar que las mujeres tengan que sufrir de intimidaciones en los espacios públicos se vienen dando en todo el mundo.

En México fue muy sonado el caso de Tamara de Anda, una joven periodista y bloguera mexicana que iba por una de las calles de la capital y decidió encarar al taxista que le había gritado improperios sobre su cuerpo.

En su momento de Anda, envalentonada, se regresó y le dejó saber al hombre que lo que estaba haciendo era un falta cívica tipificada en el Artículo 23 de la Ley de Cultura Cívica del Distrito Federal. Lo sabía porque unos meses atrás, cuando otro hombre había proferido improperios sobre su cuerpo y ella lo confrontó, un policía se le acercó y le dijo que, si quería proceder, ella podía denunciarlo.


De Anda decidió que esta vez era el momento de acogerse a la ley y denunciar al taxista. El hombre no quiso pagar la multa por su falta, por lo que terminó pasando una noche en la cárcel en medio de un fuerte debate nacional sobre si el castigo había sido excesivo o no.

"El 'piropo', que debería llamarse 'acoso' sin ningún endulzante, ha hecho que los hombres se sientan con el derecho de comentar sobre tu cuerpo y convertirte un objeto al que ellos pueden acceder sin tu consentimiento . El piropo es el primer escalón en una cadena de violencia que hace que luego se justifiquen agresiones físicas y hasta el feminicidio. El acoso verbal hace que los hombres piensen que cuando sea y en donde sea ellos tienen derecho sobre el cuerpo de una mujer y eso no puede seguir así”, explicó a Univision Noticas la joven mexicana en su momento.

Para la ministra de la igualdad de género francesa, este tipo de legislaciones son, sin embargo, un buen comienzo: Esto no es un final sino el comienzo de una implementación resuelta para erradicar la violencia contra las mujeres, un cambio de la sociedad".

¡Vivas NOS queremos! los testimonios de quienes acudieron a la histórica marcha

Loading
Cargando galería


Publicidad