null: nullpx
Elección revocatoria Newsom

Los escándalos que pesan en contra de Gavin Newsom en la elección revocatoria del 14 de septiembre

A continuación reseñamos algunos puntos que han levantado polémica durante la administración de Gavin Newsom y que han salido a relucir durante la campaña que busca su salida de la gobernación. La elección revocatoria es el 14 de septiembre.
1 Sep 2021 – 07:53 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

El camino de Gavin Newsom hacia la elección revocatoria no ha estado exento de episodios cuestionables que sus adversarios aprovechan para justificar su destitución como gobernador de California.

Algunos de los temas cuestionables en la administración de Newson son el desempleo, la sequía y los incendios que azotan a California.

Aunque Newsom ha dado apoyos a los latinos y a los inmigrantes indocumentados, para algunas personas esto no ha sido suficiente.

A continuación reseñamos algunos puntos que levantaron polémica durante su administración y que han salido a relucir durante la campaña en su contra.

Órdenes ejecutivas

El punto de inflexión en su administración sin lugar a duda lo marcó la pandemia del coronavirus que, sin ser su responsabilidad, marcó un nuevo estilo de gobernar a partir de órdenes ejecutivas mientras el Congreso de California no podía reunirse en persona debido a la pandemia.

Los reclamos por esta forma de gobernar California fueron expuestos por políticos republicanos, quienes incluso se mofaron del gobernador llamándolo “Rey Gavin”.

Incendios forestales

En 2020, los incendios forestales en el estado obligaron al entonces presidente Donald Trump a visitar el estado, quien no perdió la oportunidad de cuestionar al gobernador y, en su momento, amagó con retirarle a California fondos federales debido a los abrumadores incendios.

Newsom, por su parte, reprochó a Trump su negación a reconocer los efectos del cambio climático, el cual ha sido uno de los temas con el que los demócratas se han enfrentado más a los republicanos, pues mientras los primeros buscan desarrollar energías limpias, los segundos insisten en mantener la industria de los combustibles fósiles.

Restricciones y el escándalo del French Laundry

Newsom se ganó acusaciones de hipocresía al acudir a cenar en plena pandemia al restaurante The French Laundry, un exclusivo restaurante del Valle de Napa.

La molestia no solo se creó en grupos políticos opositores al gobernador, sino también dentro de la misma sociedad califoniana, ya que el gobernador obligó a cerrar muchos establecimientos calificados de no esenciales mientras la pandemia azotaba al estado.

Por si fuera poco, este restaurante se vio beneficiado con $2.4 millones en fondos de ayuda, recibiendo 17 veces más de lo que recibió en promedio cualquier otro negocio del mismo giro en el Área de la Bahía, según un reporte.

Una de las inconformidades la planeó el restaurante Eat at Joe's, en Redondo Beach, que aludió al episodio de la cena de Newsom, que puso afuera de su establecimiento un rótulo de The French Laundry, simulando ser el restaurante de lujo en donde cenó el gobernador y que se mantuvo abierto en desacato a las restricciones del condado de Los Ángeles.

Pero lo que también llamó la atención es que esta cena fue para celebrar a Jason Kinney, uno de sus amigos cabilderos del sector petrolero.

Por este episodio, Newsom se vio obligado a disculparse.

“Quiero pedir disculpas porque necesito no solo predicar sin practicar y cometí un grave error”, dijo Newsom.

“Debería haberme levantado y regresado a mi auto y conducir de regreso a mi casa, en lugar de elegir sentarme”, declaró el gobernador en noviembre, después del escándalo.

Newsom y el ‘fracking’

Mientras se desarrollaba en 2020 la campaña por la presidencia de Joe Biden, quien en su agenda ha prometido energías limpias, salió a relucir que el gobernador de California había permitido la fracturación hidráulica o ‘fracking’ para explotar petróleo.

Según señala el sitio Capital and Main, el 1 de julio, mientras el país lloraba la muerte de George Floyd y múltiples protestas sacudían al país, la administración del gobernador Newsom emitió de forma casi imperceptible 12 permisos de ‘fracking’ a Aera Energy, una empresa conjunta propiedad de ExxonMobil y Shell.

Los nuevos permisos autorizaban la fracturación hidráulica en el campo petrolero Lost Hills, ubicado en la ciudad del mismo nombre, en el condado de Kern. En la ciudad de Lost Hills, el 99.3% de la población es hispana o latina, según datos de 2018.

Fraude en el EDD

Entre fines del 2020 y principios del 2021 se reveló un millonario fraude en contra del Departamento de Desarrollo del Empleo (EDD).

Según la agencia, se tramitaron 19.5 millones de reclamos y pagó 114 mil millones de dólares en beneficios de desempleo, entre marzo de 2020 y el 16 de enero de 2021, aproximadamente 9.7% fueron pagados a reclamos fraudulentos, dijo la agencia.

La estafa se calcula que ascendió al menos a 11,000 millones de dólares durante la pandemia de coronavirus y por ella Newsom fue cuestionado.

Los pagos fraudulentos fueron vinculados en su momento a reos que se encuentran en prisiones de California.

A este problema se suman los retrasos en las entregas legales de los beneficios de desempleo, lo que se convirtió en una avalancha de reclamos, los cuales fue muy difícil gestionar para la agencia.

Este tema de los retrasos en los pagos por desempleo ha sido uno de los temas favoritos de los opositores a Newsom, lo que han usado incluso en propaganda conservadora.

“El Departamento de Desarrollo de Empleo de Newsom gastó más de $30 mil millones en pagos fraudulentos a criminales y reclusos de prisiones, mientras obligaba a cientos de miles de californianos que luchaban y sin trabajo a esperar meses por su dinero”, dijo Orrin Heatlie, un sargento retirado del sheriff del condado de Yolo que promueve la destitución de Newsom.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés