null: nullpx
Salud

El gobierno de Biden requerirá vacuna obligatoria o test regular de covid-19 a empresas con más de 100 empleados

Decenas de millones de personas que trabajan en empresas con 100 o más empleados deberán vacunarse contra el covid-19 antes del 4 de enero o hacerse la prueba del virus semanalmente. Las nuevas reglas gubernamentales entrarán en vigor el jueves.
4 Nov 2021 – 09:00 AM EDT
Comparte
Cargando Video...

Millones de personas que trabajan en compañías en Estados Unidos con 100 o más empleados deberán vacunarse obligatoriamente contra el covid-19 antes del 4 de enero o deberán hacerse un test de coronavirus semanalmente, según indican las nuevas reglas del gobierno.

La Administración de Salud y Seguridad Ocupacional (OSHA) dijo que las empresas que no cumplan podrían enfrentar multas de casi $ 14,000 por infracción.

Los nuevos requisitos, que fueron previstos por primera vez por el presidente Joe Biden en septiembre, se aplicarán a unos 84 millones de trabajadores en empresas medianas y grandes, aunque no está claro cuántos de esos empleados no están vacunados.

Se aplicarán reglas más estrictas a otros 17 millones de personas que trabajan en hogares de ancianos, hospitales y otras instalaciones que reciben dinero de Medicare y Medicaid. Esos trabajadores no tendrán la opción de realizar pruebas y deberán vacunarse.

No estaba claro cómo planeaba OSHA hacer cumplir las reglas. Los trabajadores podrán solicitar exenciones por motivos médicos o religiosos.

Esta nueva norma llega tras semanas de revisión regulatoria y reuniones con grupos empresariales, sindicatos y otros. Las regulaciones forman la piedra angular del esfuerzo más agresivo de la administración de Biden para combatir la propagación del covid-19, que ha matado a más de 750,000 personas en Estados Unidos.

Conflicto en puerta

Los trabajadores deberán recibir dos dosis de la vacuna Pfizer o Moderna o una dosis de la vacuna Johnson & Johnson antes del 4 de enero. Los empleados no vacunados deben presentar una prueba negativa verificada a la empresa al menos una vez a la semana y usar mascarillas en el trabajo.

Los empleados que den positivo en la prueba deben ser retirados del lugar de trabajo.

Se espera que la administración enfrente desafíos legales inmediatos por parte de los funcionarios estatales republicanos. Más de dos docenas de republicanos que se desempeñan como fiscales generales estatales han indicado que planean demandar al gobierno federal, argumentando que solo el Congreso puede promulgar requisitos tan amplios bajo la autoridad de emergencia.

La semana pasada, 19 estados demandaron para detener el mandato más estricto de Biden de vacunar a los empleados de los contratistas federales.

Tal requisito estaba programado para entrar en vigencia el 8 de diciembre, pero la administración dijo el jueves que se retrasará hasta el 4 de enero.

OSHA requerirá que las empresas proporcionen tiempo libre remunerado para que los empleados reciban vacunas y licencia por enfermedad para recuperarse de los efectos secundarios que les impiden trabajar. Los requisitos para las máscaras y el tiempo libre pagado para las vacunas entrarán en vigencia el 5 de diciembre.

Debido a que las vacunas son gratuitas, dijo OSHA, las empresas no tienen que proporcionar ni pagar las pruebas.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés