null: nullpx

El oscuro y polémico pasado del hombre negro que ovacionó a Trump en su discurso en Phoenix

'Michael, el hombre negro', como se autodenomina este controvertido seguidor del presidente, perteneció a un movimiento supremacista religioso de negros que estuvo envuelto en el asesinato de varias personas, una de ellas degollada. Él estuvo acusado de participar en los hechos, aunque finalmente fue absuelto.
23 Ago 2017 – 2:13 PM EDT

No es la primera vez que asiste a un evento de Donald Trump. De hecho, el hombre afroamericano que se vio el martes en la noche tras el presidente durante su mitin en Phoenix, Arizona, con la pancarta "Negros con Trump" ha asistido a un gran número de sus actos desde la campaña para las elecciones presidenciales y lleva años pidiendo el voto para los republicanos y atacando ferozmente a los demócratas. De Barack Obama ha llegado a decir que es "la Bestia", mientras que ha afirmado que Hillary Clinton pertenece al KKK.

El comportamiento entusiástico de este hombre autollamado 'Michael, el hombre negro' ante las palabras de Trump -incluso cuando defendía los símbolos confederados- ha hecho que nuevamente su nombre haya saltado a los medios. Vestido con una camiseta blanca donde se podía leer "Trump y los republicanos no son racistas" mostró continuamente sus eslóganes mientras el mandatario realizó un nuevo discurso populista ante sus bases.

En su camiseta también podía leerse la dirección de su página web, Gods2.com, donde proclama que los "latinos, los afroamericanos y los blancos deben unirse" junto a una bandera confederada.

Detrás de 'Michael, el hombre negro' se encuentra un activista originario de Miami, Florida, conocido también por varios nombres como Maurice Woodside, Michael Symonette y Mikael Israel. En su controvertido pasado, destaca que perteneció a un grupo religioso de supremacistas negros. Michael se integró en este movimiento en la década de los ochenta, después de encontrarse, cuando tenía 21 años, con Hulon Mitchell Jr, el fundador de este movimiento, quien fue acusado en la década de los noventa de conspirar para asesinar a varias personas, incluyendo a un hombre que fue degollado con un machete, según publicó Miami New Times.

Michael también estuvo involucrado en este episodio. Él, junto con otros 15 miembros fueron acusados de planear la muerte de varias personas.

Su hermano, que también pertenecía a dicho movimiento religioso hasta que falleció su madre, sostuvo que Michael ayudó a dar una paliza a un hombre que después mataron. Además, sostuvo que le clavó un objeto punzante en el ojo a otra persona. Sin embargo, el seguidor ahora de Trump, así como otros seis de sus compañeros, fueron absueltos, si bien el líder del movimiento recibió una condena de 20 años de cárcel.

Tras este grotesco episodio, se cambió de nombre, se hizo músico e incluso empezó una estación de radio en Miami. Rebautizado como 'Michael el Hombre Negro' comenzó a difundir su mensaje, basado en la Biblia según él, en contra de los homosexuales y los demócratas. Sus problemas con la Justicia volvieron en 1997, cuando fue acusado del robo de un auto, de intentar entrar a un avión con un arma e incluso de amenazar a un policía, si bien nunca fue condenado por ninguno de estos casos, reportó Miami New Times.

En su página web, sostiene que no tiene ningún antecedente penal y enlaza como prueba a una página de Facebook de una persona identificada como Maurice Symonette, cuyo perfil muestra una foto suya.

No está claro si la Casa Blanca o el presidente Trump conocen el pasado de este admirador que apareció tras él en Phoenix. Lo que sí está claro es que no es la primera vez que lo sigue. En Miami su presencia fue continua durante los actos en los que el entonces candidato realizó en la ciudad.

Tampoco es la primera vez que es situado tras Trump en un mitin. En un evento en Sandford, Florida, el pasado octubre, el presidente alabó la conocida pancarta con la que viaja y que estratégicamente habían situado. "Miren a esos carteles ahí detrás de mí", dijo en ese momento. "Negros por Trump. Me encantan esos carteles", aseguró ante sus seguidores mientras se podía ver la sonrisa de "Michael, el hombre negro".


También acudió a su toma de posesión y salió a la calle durante la Superbolw mostrandole su apoyo incondicional junto a otros afroamericanos que mostraban carteles con "negros con Trump 2020".

Su pasión por los republicanos es, según puede verse en su página web, solo comparable a su rechazo a los demócratas. "Yahveh nos enseñó que votemos por los republicanos" o "Isis y Hillary conspiraron para matar a todas las mujeres negras y blancas con la ayuda de la MS-13" son algunos de los mensajes que pueden leerse en medio de numerosas proclamas de dudosa credibilidad.

En un evento de Obama en Coral Gables, Miami, en 2008, no tuvo problemas en gritar "Barack, vuelve a casa" mientras mostraba carteles en los que se podía leer que el "KKK apoya a Obama" o "Negros contra Obama".

El resultado de las elecciones en 2008 mostró que estaba equivocado: más del 96% de los afroamericanos votó por Obama.

Entre saludos y protestas: la visita de Donald Trump a Arizona (FOTOS)

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés