null: nullpx
Estados Unidos

El gobierno admite que retuvo dinero al Triángulo Norte a cambio de endurecer sus leyes migratorias ¿Es eso ilegal?

Mick Mulvaney, jefe de Gabinete de Donald Trump, admitió el jueves pasado que el gobierno retuvo ayuda financiera para El Salvador, Honduras y Guatemala para forzarlos a limitar la cantidad de migrantes que llegan a EEUU. Una vez los pactos de 'tercer país seguro' se firmaron, la ayuda financiera volvió a fluir. ¿Es esto el llamado quid pro quo, intercambiar una cosa por otra, del que se acusa a Trump en la investigación del impeachment?
22 Oct 2019 – 12:43 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Los tratados de "tercer país seguro" perjudican a Guatemala, Honduras y El Salvador mientras EEUU gana mucho. La ayuda financiera que se les retuvo era destinada antes a programas que ayudaban a aliviar los problemas que causan la migración. Ahora ese dinero se destina a reforzar la seguridad y las detenciones en las fronteras de los países centroamericanos. Crédito: Foto ilustración por Juliana Jiménez. Fotos por Chip Somodevilla y Win McNamee / Getty Images.

Fue una admisión que tomó por sorpresa incluso a los reporteros en la sala. Mick Mulvaney, el jefe de Gabinete interino de Donald Trump, aceptó que el gobierno había retenido ayuda financiera a Ucrania a cambio de que ese país investigara lo que parece ser una obvia teoría conspirativa para desprestigiar a los demócratas.

“Para ser claros, lo que usted acaba de describir es quid pro quo", le responde un periodista, "es 'los fondos no fluirán a menos de que la investigación a un servidor demócrata ocurra también'".

Mulvaney insistió e incluyó otra admisión: lo mismo ocurría con El Salvador, Honduras y Guatemala.

"Nosotros hacemos eso todo el tiempo con la política exterior. Al mismo tiempo estábamos reteniendo dinero para… eh, cuál era… ¡los países del Triángulo Norte! estábamos reteniendo ayuda para los países del Triángulo Norte para que cambiaran sus políticas de inmigración".

Horas más tarde, como suele ocurrir en el gobierno de Trump, Mulvaney se retractó, y, como también suele ocurrir en este gobierno, culpó a la prensa.

"Una vez más, los medios de comunicación han decidido malinterpretar mis comentarios para seguir con una cacería de brujas sesgada y política contra el presidente Trump", dijo en un comunicado.

¿El comentario del Triángulo del Norte era otra admisión de un quid pro quo (intercambiar un favor por otro), una de las acusaciones en el centro de la investigación de impeachment contra Trump? ¿De qué ayuda y de qué políticas de inmigración hablaba Mulvaney?

Lorena Arroyo y David Adams contribuyeron a este reportaje.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés