null: nullpx
Muertes

Sobrevivió al ataque de un oso, pero al volver a casa encontró que el animal había matado a su mujer y a su bebé

La trágica escena ocurrió en el salvaje territorio canadiense de Yukon. El hombre es un experimentado cazador que estaba hospedado junto a su mujer y su hija de 10 meses en una cabaña alejada de zonas pobladas.
29 Nov 2018 – 08:27 PM EST

Valérie Théorêt y su pareja, Gjermund Røsholt se hospedaban desde hacía meses en una cabaña en el vasto territorio de Yukon, en Canadá, junto a su bebé. Esta semana, luego de sufrir un ataque de un oso pardo el hombre volvió a la casa para buscar a su familia y se encontró con su mujer y su pequeña muertas.

Théorêt tenía 37 años. Junto a su pareja y la hija de ambos de apenas 10 meses, Adele Røsholt, estaban quedándose en el área de Einarson Lake, en Yukon. Pero el lunes, cerca de las 3:00 pm hora local, la familia se vio inmersa en una tragedia.

Las autoridades recibieron el aviso del incidente luego de que Røsholt activara una alarma a las 3:45 pm, señalaron en un comunicado de prensa.

"El Servicio de Coroners (investigadores) de Yukon fue notificado de la muerte de dos personas luego de una 'activación de punto de emergencia' que se informó al centro de Mayo desde el Centro de Coordinación de Respuesta de Emergencia a las 3:45 pm del 26 de noviembre de 2018", informa el comunicado.

El lago en donde se hallaba la familia está a unas 124 millas (unos 200 kilómetros) al noreste del poblado de Mayo.

Las autoridades explican que la llamada vino luego de que Røsholt, quien estaba cazando, quedara atrapado "a unos 100 metros de la cabaña que compartía con su esposa y su hija de 10 meses" tras ser atacado por un oso pardo.

"(El cazador) se vio obligado a matar al oso", informan. "Al regresar a la cabaña, encontró los cuerpos de su esposa y su hija justo afuera de la cabaña".

Todo indica que la mujer y su bebé habían salido a caminar "entre las 10:00 am y las 3:00 pm" de ese fatídico 26 de noviembre.

Las muertes están aún bajo investigación a cargo de RCMP de Mayo mientras que el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Yukon está ayudando al Servicio Médico Forense.

La familia había estado en la cabaña en el área de Einarson Lake desde hacía tres meses. Según BBC la mujer estaba de licencia por maternidad.

Théorêt trabajaba como maestra de francés de Whitehorse, ciudad capital de Yukon. Según medios locales, enseñaba en 6º grado en la Escuela Primaria Whitehorse desde hacía seis años. Ella nació y se crió en Quebec, pero se mudó Whitehorse en 2005 para asistir a la universidad.

Según información de medios locales, hablaba español básico y estaba aprendiendo noruego porque su pareja es de allí. Se describía como "apasionada del aire libre y la naturaleza". La mujer y su pareja tenían una compañía, Wildtracks, que ofrecía servicios vinculados a la caza y la pesca en Yukon. Mientras que Théorêt se definía como diseñadora de productos de piel artesanal, Røsholt es descrito como un experimentado cazador y guía de Yukon.

"Es un gran golpe. Todos están totalmente devastados en este momento (...) Muchos de nuestros amigos se reúnen para llorar un poco y apoyarse unos a otros", dijo al medio canadiense CBC este martes Rémy Beaupré, amigo de la familia.

Los ataques fatales de osos son raros en el área. Yukon News señala que una de las últimas muertes documentadas relacionadas con un encuentro con osos fue en 2014. En esa ocasión, Claudia Huber, una mujer de 42 años, fue atacada por un oso pardo, pero una investigación determinó luego que murió por una bala perdida de su esposo que iba dirigida al oso.

Mira también:



En fotos: los animales también buscan escapar de los devastadores incendios en California

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:MuertesAccidentesAnimales
Publicidad
Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.