null: nullpx

Si eres indocumentado y sales de EEUU por tu cuenta, igual te afecta la Ley del Castigo

La sanción obliga al migrante permanecer entre 3 a 10 años fuera sin poder regresar, a menos que lo pida un esposo ciudadano y gestione el permiso I-601, que debe ser aprobado en el Consulado de Estados Unidos.
13 May 2019 – 3:45 PM EDT

Con o sin una orden de deportación, cuando un inmigrante indocumentado pone un pie fuera de Estados Unidos se activa la denominada Ley del Castigo, que sanciona hasta con 3 años fuera a los inmigrantes que han vivido más de 180 días sin papeles o por 10 años si la presencia ilegal pasó de los 365 días.

La diferencia con los que son deportados es que, una vez cumplida la pena, los que se marchan por su cuenta deben ir a un consulado para pedir una visa de entrada, pero no están obligados a tramitar un perdón I-212 porque no fueron expulsados.

Cabe destacar, sin embargo, que con el gobierno Donald Trump los cónsules ahora son más rigurosos al momento de aprobar una visa, e incluso sus decisiones son inapelables.

“Cuando un consulado niega un trámite, le entrega al extranjero una notificación donde le indican que el fallo no es apelable, excepto en ciertos casos”, dice el abogado de inmigración Armando Olmedo, coautor del libro ‘Inmigración, las nuevas reglas, una guía de Univision’.

Cada día llegan preguntas a la redacción de Univision Noticias. Estas son las últimas que han respondido los abogados especializados que nos asesoran. Puedes mandarnos la tuya a: jcancino@univision.net.


Se marchó por su cuenta

La usuaria identificada con el nombre de Ximena, cuyo nombre es otro, pero pidió mantenerlo en el anonimato, cuenta que vivió en Estados Unidos durante 10 años, entró con una visa de turismo en el 2005 y contrajo matrimonio con un residente legal permanente en el 2015. “Pero por razones de enorme importancia me regrese a mi país, Nicaragua, en el 2018”, explica.

Añade que tiene dos hijas estadounidenses y que, debido a la situación política de se vive en el país centroamericano, “me urge regresar a Estados Unidos. ¿Hay solución a través de una petición familiar? ¿Cuánto tarda el proceso?”

El abogado de inmigración José Guerrero, quien ejerce en Miami, Florida, explicó que, asumiendo que el esposo ya es ciudadano estadounidense, “puede perfectamente hacer una petición familiar de residencia por medio del formulario I-130 y esperar que le notifiquen que hay un cupo de visa disponible”.

“Una vez reciba la notificación, puede ir al Consulado de Estados Unidos en Managua y gestionar un Perdón I-601 para que le levanten el castigo de los 10 años por haber permanecido más de 365 días indocumentada en Estados Unidos agrega.

Guerrero dijo además que, en caso de que el consulado no le autorice el Perdón I-601, “Ximena entonces deberá permanecer los 10 años que exige la ley y después de ese tiempo volver al Consulado para hacer el trámite de la residencia que ya fue aprobado”.

En cuanto al tiempo que demora el trámite del Formulario I-130, Guerrero dijo que “más o menos 18 meses, un año y medio. Y a eso debe agregar entre 8 a 10 meses la demora para que le autoricen el perdón I.601”.

A la pregunta si Ximena necesita tramitar un perdón I-212 adicional, Guerrero dijo que “no porque ella ni fue deportada de Estados Unidos, se fue por su cuenta y, al salir, activó la Ley del castigo”.


Visa nueva

La usuaria identificada como Alejandra, cuyo nombre es otro, pero no quiere que sea divulgado, cuenta que su suegra entró a Estados Unidos con una visa de turismo tipo B1/B2 y le dieron un mes de estadía, pero se quedó más tiempo del autorizado.

“Pero no sobrepasó los 180 días para que lo le caiga encima la Ley del Castigo”, indica. “¿Podrá regresar sin problemas? Ella nunca fue deportada, tiene 79 años y queremos que venga porque a mi esposo le diagnosticaron cáncer en el riñón y comenzaremos con sus tratamientos y operación”.

Guerrero explica que, en este caso, la suegra de Alejandra debe acudir al Consulado de Estados Unidos y solicitar una nueva visa, porque la que tenía, por haberse quedado más tiempo del permitido, es cancelada.

“Si se quedó menos de 180 días indocumentada, no le cae encima la Ley del Castigo, pero las autoridades consulares serán más rigurosas en la entrevista y para otorgarle una nueva visa”, agrega.

Guerrero explica demás que “si la persona se queda más allá del tiempo de su visa pero no cae dentro de lo que establece la Ley del Castigo, no tiene la penalidad no de los 3 ni de los 10 años, pero por lo general los cónsules lo hacen esperar”.

“Es una lotería. No se sabe si le darán una nueva visa o no. Hay que tener siempre en cuenta que en este tipo de casos existe una violación de los términos de la visa y eso conlleva consecuencias”, añadió.

En caso una respuesta negativa por parte del cónsul, el fallo por lo general es inapelable. “Los tribunales han tomado la posición de que no se revisen las decisiones consulares”, explica el abogado de inmigración Armando Olmedo, coautor del libro ‘Inmigración, las nuevas reglas. Una guía de Univision’. “Por lo tanto, oficiales consulares tienen una discreción casi absoluta sobre las decisiones que toman referente a la emisión de una visa”.

Olmedo indicó además que “los solicitantes de visa no tienen el derecho de apelación administrativa y los abogados no tienen derecho a estar presentes con sus clientes dentro de una embajada o consulado”.

Estos inmigrantes no hablaban inglés cuando llegaron a EEUU, pero brillaron

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés