null: nullpx
Joe Biden

Biden, el calmado líder tradicional que destronó al rabioso 'antipolítico' Donald Trump

Joe Biden llega a la presidencia tras haberse presentado durante la campaña electoral como un estadista tradicional que buscará el consenso para que Estados Unidos recobre la estabilidad tras un mandato de Donald Trump marcado por una pandemia, recesión económica y un recrudecimiento de las tensiones raciales.
20 Ene 2021 – 12:54 PM EST
Comparte
Cargando Video...


Joe Biden alcanzó la presidencia al derrotar por las justas al presidente Donald Trump al cabo de una campaña electoral atípica marcada por la pandemia del coronavirus y sumida en agresivas tácticas de desinformación.

La victoria de Biden marca varios hitos: desde haber sacado la mayor cantidad de votos obtenidos por un candidato a la presidencia en la historia de EEUU, a ser la cuarta vez que un presidente en ejercicio pierde el cargo al final de su primer mandato y, más notable, ser la primera ocasión que una mujer llega a la Casa Blanca como compañera de fórmula presidencial.

Desde que se impuso en las primarias demócratas en marzo a una ventana de contrincantes en las internas del Partido Demócrata, Biden se presentó como un estadista dispuesto a aplicar su vasta experiencia para sacar a Estados Unidos de su crisis sanitaria y económica, aunque ese era justamente la principal debilidad que explotaba la campaña de Trump al presentarlo como un líder de la 'vieja guardia' de Washington DC..

La pandemia del coronavirus le robó abruptamente al mandatario Donald Trump el mejor argumento que traía para llegar galopando a su reelección: una actividad económica pujante que había aterrizado los índices de desempleo a mínimos históricos.

Tampoco le ayudaron una sucesión imparable de escándalos y protestas masivas contra el racismo y la brutalidad policial tras la muerte del afroestadounidense George Floyd a manos de un policía blanco en Minneapolis.

El coronavirus convirtió a Estados Unidos en el país con más infectados y provocó una aguda recesión económica que le abrió a Biden (guarnecido durante semanas en el sótano de su casa) un flanco ideal para criticar la respuesta de Trump a la pandemia como caótica, lenta y desapegada a las recomendaciones de los expertos.

Ya durante los últimos meses Biden celebró eventos de campaña con una cantidad mínima de personas y siguiendo de manera estricta las precauciones sanitarias ante el covid, como una manera de marcar contraste con los discursos multitudinarios de Trump y su renuencia a dejarse ver en público con mascarillas.

Trump lo acusó de no tener la vitalidad necesaria por tener 77 años de edad que sería fácilmente controlado por los izquierdistas más radicales del Partido Demócrata.

Cargando Video...
"Ya tengo un plan": Biden habla sobre la reforma migratoria que presentará de ser electo presidente


Pero tras darle la oportunidad en 2016 a un neófito político que prometía romper con el estamento tradicional para defender las aspiraciones de los grupos más olvidados, el electorado esta vez prefirió darle una nueva oportunidad a un político de carrera que lanzaba su tercera candidatura presidencial.

En 1988 Biden debió abandonar tras reportes de que había plagiado a un político británico en fragmentos de un discurso.

En 2008 también se retiró tras obtener menos de 1% en Iowa, durante unas primarias eclipsadas por la ex secretaria de Estado Hillary Clinton y Barack Obama.

En 2016 mantuvo al Partido Demócrata en vilo sobre una posible nueva postulación, pero finalmente ofreció su apoyo a Hillary Clinton.

36 años en el Senado

Tras graduarse de abogado en la Universidad de Syracuse en 1968, Biden ejerció leyes por un par de años y ganó un puesto como concejal en el condado New Castle, Delaware.


Resultó electo al Senado por Delaware en noviembre de 1972, pero consideró no juramentarse debido al duelo que lo agobiaba tras la muerte de su primera esposa y su hija en un accidente vial.

Finalmente decidió asumir como senador en 1973 y tuvo una trayectoria notable, destacándose en temas de política exterior y el combate al crimen.

Fue autor de una ley contra la violencia de la mujer que entró en vigencia en 1994. Votó a favor de la invasión militar a Irak, pero luego criticó el conflicto.

Uno de los episodios más destacados fue cuando presidió la comparecencia de Anita Hill durante las audiencias celebradas por el Comité Judicial para considerar la confirmación del hoy magistrado de la Corte Suprema Clarence Thomas.

Biden recibió numerosas críticas por la manera en que manejó la denuncia de acoso sexual que Hill presentó contra Thomas.

Ocho años como vicepresidente

En 2009 asumió como vicepresidente durante los dos mandatos de Obama, y dedicó gran parte de su tiempo a la Ley de Atención Médica Accesible.

Fue artífice de la política estadounidense hacia Irak y encargado de las relaciones con América Central en el intento por ayudar al desarrollo de la región para frenar las migraciones.

Negoció con la oposición republicana para abortar varias crisis presupuestarias y supervisó el desembolso de los fondos correspondientes a la Ley de Recuperación Económica de 2009 para enfrentar la Gran Recesión.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés