null: nullpx
Ataque en Niza

Un camión como arma: lo que diferencia la masacre en Niza de otros ataques en Occidente

El método empleado recuerda las palabras del portavoz de Estado Islámico, quien pidió a los seguidores del grupo que atenten contra Europa y EEUU con lo que encuentren, "incluso autos para matar infieles".
15 Jul 2016 – 10:19 PM EDT

El ataque ocurrido este jueves en Niza, Francia, tiene a diferencia de los últimos atentados en Occidente, un elemento que llama particularmente la atención: el uso de un camión como principal arma.

Este tipo de ataques son un método generalmente utilizado por terroristas que pretenden causar gran daño en eventos con multitudes, tal y como sucedió en la ciudad francesa cuando un camión embistió a una multitud durante la celebración nacional del Día de la Bastilla dejando al menos 84 muertos y decenas de heridos.

“Desde el mes de marzo se está hablando en Europa del potencial de objetivo blando. Este puede ser un evento deportivo, un lugar de recreo, un mall de compras. Se estaba celebrando la fiesta de la Bastilla, equivalente a la independencia de Estados Unidos, eso lo hace un blanco blando, que no necesita muchos preparativos, que se puede hacer sin coordinación central”, explica Octavio Pérez, coronel retirado del Ejército estadounidense y analista militar.

Aunque en este caso no hay claridad sobre si el autor es un grupo terrorista, sobresale el método utilizado por el atacante -que hasta el momento se conoce como único agresor- pues esta es una conocida técnica de terrorismo en países de Medio Oriente como Israel o Irak.

De acuerdo con el Departamento de Seguridad Nacional de EEUU y el FBI, la embestida vehicular es una forma de ataque en el que uno o varios terroristas, usando vehículos -modificados o no- irrumpen deliberadamente contra una multitud o edificio. “Las embestidas vehiculares permiten a los terroristas con acceso limitado a explosivos y armas una oportunidad de conducir un ataque nacional con mínimo entrenamiento previo o experiencia”, indican.

Nuevas formas de atacar

El consultor sobre terrorismo Jacques di Bona dijo a BFMTV que el camión se trata de "un nuevo método operativo en Francia", que demuestra una diversificación de las formas de ataque y una búsqueda de las acciones "más espectaculares posibles en días simbólicos y lugares simbólicos".

La inteligencia francesa ya había alertado, justo esta misma semana, de que los extremistas islámicos que amenazan la seguridad de Francia, como los que perpetraron los ataques que dejaron 147 muertos en París en 2015, estarían buscando nuevas formas para incrementar su capacidad de atacar a través de vehículos y bombas.

Esta advertencia fue revelada por agentes de seguridad del país en un informe presentado por una comisión parlamentaria que analiza formas para combatir el terrorismo, según reportó el diario The New York Times.

En el reporte, Patrick Calvar, quien lidera la agencia de seguridad interna DGSI (por su sigla en francés), señaló a finales de mayo que preveía una evolución en torno a cómo los extremistas llevan a cabo ataques en Francia con técnicas que puedan matar a más personas y reducir el número de atacantes.

“Estoy convencido de que ellos utilizarán vehículos con trampa y bombas (...) Sabemos muy bien que usarán este modo de operación: van a terminar enviando comandos que su misión sea organizar campañas terroristas sin tener que ir necesariamente al asalto a enfrentar la muerte”, dijo el jefe de inteligencia.

Esa predicción coincide con lo ocurrido este jueves en Niza, donde el daño ocasionado no se compara con la aparente facilidad con que se perpetró el ataque.

“Este método es popular en Bagdad, con camiones bomba, pero en este caso no tienen ni el capital ni la forma de hacer esto en Europa; pero nos damos cuenta que atropellar a una multitud tiene tanto efecto como un carro bomba que mató a ocho personas esta mañana en Bagdad”, asegura el coronel Pérez.

¿Ataque terrorista?

De acuerdo con los analistas, aún es prematuro saber quién o qué pudo motivar lo sucedido en Niza. Sin embargo hay pistas que empiezan a dibujar el perfil de este aparente atentado.

El presidente de Francia, Francois Hollande, aseguró durante su intervención tras lo ocurrido, que "la naturaleza terrorista del ataque en Niza es innegable".

“Fue un ataque deliberado, pero no se puede llegar a conclusiones. Se teme que su motivación haya sido terrorista y, haya o no vinculación con algún grupo, es una ataque terrorista, doméstico, coordinado o no coordinado. Ya por lo que ha ocurrido el terror está definido por este tipo de ataques”, aseveró el analista militar.

Otro de los detalles que medios locales han destacado es el llamado que ha hecho durante los últimos meses el grupo Estado Islámico (EI, también conocido como ISIS) a realizar actos terroristas en su nombre alrededor del mundo. En junio, al inicio del Ramadán (mes sagrado para los musulmanes) el portavoz del grupo, Abu Mohammed al Adnani, incitó a los seguidores del grupo a atacar.

“Ningún ataque es demasiado pequeño. La acción más pequeña que haces en el corazón de su tierra (Europa - EEUU) es la acción más grande que puedes hacer por nosotros y es más eficaz y perjudicial para ellos”, dijo Al Adnani.

Desde 2014 este vocero había advertido a todos los seguidores que “podían y debían” realizar ataques terroristas en su nombre: “No le pidan permiso a nadie. Si no pueden comprar armas deben utilizar piedras, cuchillos o incluso autos para matar infieles”.

Esta no es la primera vez que se registra una embestida vehícular en Francia. Aunque a menor escala y sin dejar víctimas mortales, en 2014 un hombre arrolló con su auto a varios grupos de personas en la ciudad de Dijon mientras gritaba “Allahu Akbar” (Dios es el más grande). En este incidente resultaron heridas al menos 11 personas y el conductor fue arrestado.

Lea también:

Publicidad