null: nullpx
Crisis económica

Puerto Rico pide a acreedores ser racionales y a inversores perder el miedo

El gobierno de Puerto Rico se encuentra en Washington buscando soluciones para atacar la crisis económica. Mientras, en el Congreso, esta semana es una crucial con la discusión de la junta de control fiscal.
12 Abr 2016 – 11:51 AM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Secretario de Desarrollo Económico de Puerto Rico

El secretario de Desarrollo Económico de Puerto Rico, Alberto Bacó Bagué, urgió el lunes en Miami (EE.UU.) a los acreedores a ser "racionales" para superar la crisis fiscal y a los inversionistas de la región a perder el miedo de hacer negocios en la isla.

En una entrevista con Efe Bacó Bagué señaló que la incertidumbre sobre la solvencia fiscal de Puerto Rico ha "empañado" al Estado Libre Asociado (ELA) de EE.UU. e hizo un llamado a los acreedores a aceptar la segunda propuesta de reestructuración de la deuda que ha hecho el Gobierno puertorriqueño.

"Mi invitación es a que sean racionales y nos sentemos a terminar con este capítulo", expresó Bacó Bagué, al señalar que los líderes de los acreedores ya se han dado cuenta de que "es verdad" que Puerto Rico no puede pagar.

El secretario dijo que la demora en las negociaciones ha provocado una "ansiedad colectiva", que además tiene estancadas a "dos terceras partes" de inversionistas extranjeros dispuestos a hacer negocios con la isla caribeña en busca de alicientes fiscales.

Bacó Bagué, que viajó al sur de Florida para participar en la sexta edición del Foro Estratégico Mundial, advirtió a los acreedores de que "entre más tiempo esperen para llegar a un acuerdo, Puerto Rico se deteriora más y menos van a recibir".

El funcionario también tiene centradas sus esperanzas en la audiencia prevista para este miércoles en el Congreso federal en Washington para discutir el proyecto de ley que propone una junta de supervisión fiscal para Puerto Rico.

"Esto está mandando un mensaje bien claro a los acreedores que este proceso tiene que terminar", señaló Bacó Bagué.

Bacó Bagué espera que la reunión del Congreso allane el camino para llegar a un organismo que oriente a Puerto Rico y que además ofrezca unos incentivos "de una manera más madura, echando para atrás lo que se avanzó en no ser una colonia" de Estados Unidos.

"Hay un frente unido de distintos partidos para presionar y estar seguro de que lo que finalmente suceda el miércoles sea algo digno, no de castigo a Puerto Rico", agregó.

Pese a la crisis fiscal que arrastra la isla desde hace una década, con una deuda pública de más de 72.000 millones de dólares, el secretario se mostró optimista de que habrá un "preacuerdo" en la reestructuración para antes del 1 de julio.

Para esa época "ya va a haber unos preacuerdos con los tenedores de deuda, una junta fiscal en operación. Se va a haber sacado el manto de incertidumbre que nos ha dado tan duro", manifestó.

Bacó Bagué además invitó a los inversionistas extranjeros a dejar el miedo e invertir en Puerto Rico. Sobre todo les alentó a tener en cuenta la ubicación geográfica "privilegiada" y los beneficios tributarios que ofrece la isla.

"Lo más atractivo es que nos hemos convertido en una jurisdicción de tributación bien baja para inversionistas que llegan del exterior", explicó a Efe el secretario.

El Foro Estratégico Mundial reúne en Miami a altos funcionarios, empresarios, economistas y analistas de todo el mundo para explorar las oportunidades y desafíos del mercado global, servir de plataforma para negocios y fomentar el desarrollo económico sostenible.

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés