Mira Quien Baila

Drama en MQB: Mike explota contra el show, Irina se niega a bailar y nominan a Rosie Rivera

Mira Quién Baila vivió este domingo una de las noches más polémicas en la historia de la competencia. Los números musicales quedaron relegados a un segundo plano luego de que Mike Bahía, quien no fue salvado por los votos del público, criticara con dureza el programa ante la perplejidad de los jueces; Irina Baeva fuera nominada por negarse bailar y Rosie Rivera fuera elegida por sus compañeros para abandonar el concurso.
13 Ago 2018 – 10:31 PM EDT

Todo parecía ir bien en la sexta edición de Mira Quién Baila hasta esta tercera gala, cuando la armonía del concurso saltó por los aires durante las dos horas de emisión en las que Mike Bahía, Irina Baeva y los jueces protagonizaron algunos de los enfrentamientos más controversiales de la historia de famoso 'reality' de baile. El final de la noche aún preparaba una última sorpresa: Rosie Rivera vería cómo todos sus compañeros la dejaban nominada para salir del programa.

El show arrancó con la incógnita de la expulsión. Mike Bahía y Sara Corrales, fueron los nominados la semana anterior y se disputaron los votos del público. Todo el mundo sabía que solo uno de los dos iba a continuar bailando, lo que nadie esperaba es que el colombiano, antes de bailar su “último tango” -casi no lo hace- iba a lanzar serias acusaciones contra la producción y se enfrentaría con los jueces en los minutos más tensos que se recuerdan en el concurso.

“Ya no es divertido” estar en el programa, aseguró Mike Bahía. Y ante la insistencia del conductor Javier Poza, tuvo que admitir que su desencanto comenzó cuando, según él, hubo “palabras manipuladas indebidamente” de una de sus compañeras y se pusieron al aire. El cantante colombiano, que terminó por abandonar MQB por decisión popular, hasta calificó ese hecho de “bullying” y agregó: “Es mucho más bonito aplaudir al compañero, darle críticas constructivas que de pronto le construyan a futuro”.

Rosie Rivera había sido una de las que públicamente más apoyo ofreció a Sara Corrales para que siguiera en MQB, incluso pidiendo el voto por ella en redes sociales. Esta semana, la producción decidió poner en manos de los participantes -y no del jurado- la elección de uno de los nominados a expulsión y Sara se sumó al resto de compañeros a la hora de señalar con el dedo a Paul Stanley para que prevalezca en la competencia y no a la hermana de Jenni Rivera. ¿Traición? Parece que Rosie no se lo tomó así.

La empresaria vuelve a estar al borde de la eliminación. Es la segunda vez en tres programas. En la primera ocasión, la audiencia prefirió que siguiera ella en MQB a que lo hiciera Verónica Montes. Ahora medirá su popularidad frente a la de la actriz Irina Baeva que fue nominada luego de anunciar a los jueces que no iba a bailar. Durante la semana había manifestado molestias en un tobillo y posteriormente en una costilla y fue llevada al médico. Este explicó que no había factura, aunque sí podría haber una fisura. Ella prefirió no arriesgar.

Traiciones, lesiones y nuevas reglas en la tercera gala de Mira Quién Baila

Loading
Cargando galería

Su decisión fue recibida con sorpresa por parte de los jueces, especialmente por Joaquín Cortés. El bailaor español le contó que él llegó a bailar durante 35 minutos con un clavo, que se había salido de su bota, y se incrustó en uno de sus pies. “Terminé chorreando sangre”, indicó e insistió en que él daba la vida por el baile. A pesar del conmovedor relato, la actriz permaneció inamovible en su postura.

"Yo no quiero que esto (su lesión) sea algo más grave a la larga.... Suelo hacerme responsable de las consecuencias de mis decisiones. Entiendo que (la nominación directa) es lo justo porque no presenté mi baile", soltó la rusa.

Tanto Joaquín Cortés como Lola Cortés indicaron que la postura de Irina les daba “rabia”, sobre todo por las millones de personas que sintonizan el programa y que se quedaron sin ver su actuación.


De mal en peor


Entre polémica y polémica, los bailes se fueron sucediendo en el estudio. El primero en salir a la pista a ritmo de pasodoble fue Emmanuel Palomares, con el tema ‘Dont’ Let Me Be Misunderstood’, pero su número pasó con más pena que gloria pues Joaquín Cortés, especialista en ese género, lo destrozó con su evaluación, al igual que Lola Cortés.

Al clavadista mexicano Rommel Pacheco tampoco le fue bien con su rock and roll ‘Great Balls of Fire’ y mostró su disconformidad al asegurar que en este programa, como en las competencias deportivas , “el mejor no siempre gana”.

A ninguno de los dos Cortés les tembló el pulso (ni la voz) en sus críticas durante la noche. Al actor y modelo venezolano Emmanuel Palomares lo calificaron de “robótico”, mientras que al clavadista mexicano Rommel Pacheco lo describieron como un “niño de fiesta” a quien querían ver como un “hombre en el escenario”.

Dayanara Torres se convirtió en el ángel guardián de los concursantes, pues en más de una ocasión abogó por ellos explicando que sólo estaban siguiendo las directrices de sus coreógrafos y que ella los comprendía, porque como exconcursante y ganadora de MQB en 2017, sabía por lo que estaban pasando.

El tercer baile fue un Jive, esa alegre mezcla de música swing y rock and roll, la cual estuvo a cargo de Greeicy Rendón. Aunque el público la aplaudió efusivamente, el jurado se quejó de la falta de “espectacularidad” en su coreografía.

Los mensajes positivos tampoco faltaron y, antes de bailar la salsa ‘Pedro Navaja’, el actor Santiago Ramundo indicó que más que a bailar llegó a ese programa a ser honesto, sobre todo ahora “en un momento que la palabra ha perdido peso”. Mientras que Paul Stanley, quien bailó el tema disco ‘September’, arremetió contra los estereotipos de la televisión comentando que en esta vida “no todos somos guapos” y que “uno tiene que aprender a quererse como es”.

Rosie Rivera, a pesar del apoyo recibido la semana anterior por sus fans, no tuvo una buena noche. Trató de mostrar su lado menos reverente bailando una sensual bachata de Antony Santos (‘Tu cárcel’) pero su danza fue muy criticada por Joaquín Cortés por presentar “mucha descoordinación”.

La manzana de la discordia llegó en el octavo número, cuando le tocó el turno Mike Bahía. Sus declaraciones le sacaron chispas a los jueces y, después de bailar, Lola Cortés le pagó con la ley del hielo… No solo no calificó su baile, ¡ni siquiera lo volteó a ver!

Todo lo contrario sucedió con Sara Corrales, quien contagió a todo el mundo con su dinamismo al interpretar el baile de ‘I’m So Excited’. En las declaraciones previas a su presentación explicó que la nominación solo la hizo trabajar más fuerte para no salir.

Tanta energía desbordó Sara Corrales que no fue sorpresa que pasara de la zozobra como sentenciada a la concursante que realizó el mejor baile de esta noche.

Por primera vez en pantalones: el (inusual) look de Chiquinquirá Delgado en MQB

Loading
Cargando galería


Irina Baeva versus Rosie Rivera

Como Irina Baeva ya había quedado nominada por su decisión de no bailar, entonces el jurado nombró a los otros tres concursantes que postulaban a la ronda eliminatoria: Emmanuel Palomares, Paul Stanley y Rosie Rivera, quienes tuvieron una segunda oportunidad en la pista para demostrar quién merecía librarse de la nominación.

Tras el segundo baile, los jueces salvaron a Palomares y la producción indicó que los participantes que ya se habían salvado harían de jueces en esta ocasión. Uno a uno los compañeros fueron favoreciendo a Paul Stanley. Y así, de forma unánime, dejaron a su suerte a Rosie Rivera. Pocos segundos después Rommel Pacheco, indicó que esto no fue producto de la casualidad, sino de una decisión en equipo.

¿Logrará nuevamente Rosie Rivera el apoyo del público? ¿Merece Irina Baeva continuar si no bailó? ¿Es injusto ser expulsado por estar lesionado? La incertidumbre está que quema en Mira Quién Baila y la suerte de Rosie e Irina está en manos del público que tiene hasta el martes por la noche para votar por su preferida a través de la aplicación Univision Conecta. El resultado se conocerá el próximo domingo a las 8PM/7C por Univisión.