EEUU impone sanciones a oligarcas y funcionarios rusos por "actividades desestabilizadoras de su gobierno"

El Gobierno de Donald Trump impuso este viernes sanciones contra siete oligarcas rusos y 12 compañías controladas por ellos, según informó el Departamento del Tesoro. En la lista, también hay 17 funcionarios del gobierno ruso -entre ellos el yerno del presidente Putin- así como una compañía gubernamental dedicada al comercio de armas.
6 Abr 2018 – 8:42 AM EDT

El Gobierno de Donald Trump impuso este viernes sanciones contra siete oligarcas rusos y 12 compañías controladas por ellos en represalia por la supuesta injerencia de Rusia en las elecciones de 2016. En l a lista, también hay 17 funcionarios del gobierno ruso -entre ellos el yerno del presidente Vladimir Putin- así como una compañía gubernamental dedicada al comercio de armas.

Las sanciones, de carácter económico, están expresamente diseñadas para afectar a oligarcas vinculados con Putin. Entre los nuevos sancionados se encuentran Oleg Deripaska -a quien se considera un operador del gobierno ruso-, Suleyman Kerimov, Kirill Shamalov y Viktor Vekselberg. Algunos de los funcionarios son Andrey Akimov, Andrey Kostin y Alexey Miller, director del gigante energético estatal Gazprom.

"El gobierno ruso opera por el beneficio desproporcionado de oligarcas y elites del gobierno", dijo el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin, en un comunicado. "El gobierno ruso se involucra en una serie de actividades malignas en todo el mundo, incluyendo la ocupación de Crimea e instiga la violencia en el este de Ucrania, suministra al régimen de (Bashar al) Assad con material y armamento mientras bombardean a sus propios civiles, intentando subvertir las democracias occidentales, y maliciosos actividades cibernéticas. Los oligarcas y elites rusos que se benefician de este sistema corrupto ya no estarán aislados de las consecuencias de las actividades desestabilizadoras de su gobierno".

Altos funcionarios del gobierno en Washington reforzaron este viernes la idea de que las sanciones no responden a un hecho en particular sino a la totalidad de las actividades agresivas de Moscú.

Una gran lista

El pasado mes de enero se publicó la "lista Putin" y en ella el Gobierno de Estados Unidos identificó, a petición del Congreso, a 96 oligarcas y 114 altos funcionarios del Kremlin que han ganado poder o riqueza gracias al mandatario ruso.

La elaboración de esa lista se hizo como parte de la conocida como ley CAATSA (siglas en inglés), aprobada por el Congreso en julio de 2017 con el objetivo de imponer sanciones a Rusia por su anexión de Crimea en 2014, su papel en la guerra civil siria y su supuesta injerencia en los comicios estadounidenses de 2016.


Trump ha recibido numerosas críticas de miembros de su propio partido, el republicano, por no reaccionar con suficiente dureza contra los supuestos ataques rusos de 2016.

La campaña electoral de Trump es objeto de las pesquisas del fiscal especial Robert Mueller, que desde mayo de 2017, de forma independiente al Gobierno, investiga los supuestos lazos entre dicha campaña y el Kremlin, al que las agencias de inteligencia de EEUU acusan de interferir en las elecciones de 2016.

Según informó CNN, el equipo de Mueller está investigando si oligarcas rusos donaron directa o indirectamente fondos a la campaña presidencial de Trump o a su comité de investidura. El Washington Post publicó recientemente que Mueller indicó a los abogados del presidente que Trump no es "por ahora" un objetivo de la investigación del 'Rusiagate'.

El pasado 15 de marzo, Estados Unidos ya impuso sanciones a 5 entidades y 19 rusos, de los que 13 habían sido imputados por el equipo de Mueller por interferir en los comicios.


Las relaciones entre Washington y Moscú han empeorado en las últimas semanas debido al intento de asesinato en Reino Unido de Serguéi Skripal, el exespía ruso envenenado junto a su hija con un agente químico de fabricación rusa, en lo que se considera el primer uso de un arma química en suelo europeo desde la Segunda Guerra Mundial.

En reacción a ese ataque, EEUU ordenó el pasado 26 de marzo la expulsión de 60 funcionarios rusos y el cierre del consulado ruso en Seattle (Washington), a lo que Rusia respondió tres días después con la expulsión de 60 diplomáticos estadounidenses y el cierre del consulado general en San Petersburgo.

En fotos: Así fue parte de la intervención rusa en la campaña presidencial 2016 a través de Facebook

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:EEUURusiaDonald Trump