null: nullpx
Elecciones 2016

¿Podrían los jubilados blancos de Florida inclinar la balanza a favor de Trump?

En el condado de Sumter, hogar de la creciente comunidad de jubilados The Villages, la población creció en un sorprendente 221% entre los años 2009 y 2014. La mayoría son republicanos.
Read this article in English
16 Sep 2016 – 6:06 PM EDT

THE VILLAGES, Florida – Elaine McPherson está lista y sonriente a la entrada soleada de una tienda de esta comunidad de jubilados del centro de Florida.

McPherson, una jovial mujer de 65 años de edad, lleva puesta una camisa polo roja de mangas cortas y un pañuelo rojo, blanco y azul. Alrededor de su cuello lleva un collar con un dije brillante de un elefante.

McPherson está en su turno semanal voluntario en la sede del Partido Republicano en el condado de Sumter. Muchos de los votantes republicanos que han pasado por aquí están en busca de letreros del candidato republicano Donald Trump para colgar en sus carritos de golf, el medio de transporte favorito en The Villages.

El mayor enclave de jubilados de Florida, al norte de Orlando, es un idílico terreno con casas, campos de golf y centros comunitarios que se extiende a través de tres condados en un área más grande que Manhattan. Aunque los residentes provienen de todo el país y de un amplio rango de niveles socioeconómicos, la mayoría son cristianos blancos de clase media provenientes del medio oeste.

Por estos días, McPherson y cientos de voluntarios están trabajando en pos de una meta: La elección de Trump como presidente. Están promoviendo con fuerza el registro de votantes antes del plazo del 11 de octubre en Florida. Y en un estado donde los márgenes son tan pequeños, esos esfuerzos podrían marcar la diferencia en noviembre.

"Hemos perdido nuestro punto de vista conservador en este país", dice McPherson, quien es originaria de Maryland, pero quien desde hace dos años se trasladó desde Orlando a The Villages. "Si Hillary gana, será el último paso antes de convertirnos en un país comunista".



Florida, el mayor estado clave del país, está en la mente de ambos candidatos, y las encuestas sugieren una carrera muy pareja en el estado. La regla se ha mantenido durante décadas: El que pierde Florida, pierde las elecciones. Ningún candidato republicano ha ganado las elecciones sin ganar Florida desde 1923, cuando Calvin Coolidge llegó a la presidencia. Las contiendas en las últimas tres elecciones en este estado – dos para gobernador y la elección general de 2012 – han sido decididas por sólo el 1% de los votos.

Especialmente importante es el corredor de la I-4 en el medio de Florida, el tramo entre Tampa, en la costa oeste y Daytona Beach, en el este, con Orlando en el centro.

En esta parte del estado, las características demográficas han cambiado enormemente desde la última elección general. Aunque los demócratas pueden contar con una afluencia de votantes hispanos – específicamente puertorriqueños– aquí los partidarios más fieles de los republicanos son las personas blancas de tercera edad. Y esa población también ha crecido de forma dramática en algunos condados.

Siendo una generación cabalmente cívica, los jubilados son votantes muy dedicados: casi el 70% votó en la elección presidencial de 2012 en todo el país. En Florida, 58% votó por el candidato republicano Mitt Romney, versus 41% por el presidente Barack Obama.

Pero cualquier ventaja que tuvieran los republicanos entre los retirados en Florida se enfrenta al apoyo abrumador por los demócratas de parte de los latinos. En 2012, 60% de los latinos votaron por Obama, versus 39% por Romney.


Los votantes blancos mayores de 65 años en Florida podrían mantener reñida la carrera, dice Steve Schale, un estratega político en Florida quien dirigió la campaña del presidente Obama de 2008 en Florida. En ninguna parte se hace más evidente esto que en The Villages.

"No hay muchos lugares en Florida donde se vea migración blanca, pero está sucediendo allí", dice Schale. "Si los republicanos quieren ganar Florida, tienen que seguir desplazando la proporción demócrata del voto blanco. Ése es realmente el único lugar [en el estado] donde los republicanos van a poder juntar suficientes votos".

Florida ha sido durante mucho tiempo un refugio para los jubilados. Con el auge del aire acondicionado y el transporte aéreo en la década de 1960, llegaron jubilados y visitantes invernales desde el norte.

Como resultado, Florida tiene más personas de la tercera edad que cualquier otro estado de Estados Unidos, con alrededor del 25% de la población votante de 65 años y más. Y esas cifras continúan aumentando. Entre 2009 y 2014, la población de 65 años y más del estado creció un 14,6%, pasando de 3 millones en 2009 a 3.4 millones en 2014, según la Oficina del Censo de Estados Unidos. Eso es en comparación con el crecimiento global del 6.4% en el estado.

Los jubilados viven en comunidades por toda la costa de Florida, en la península y en la parte central del estado. En el sur de Florida, los ancianos judíos que suman aproximadamente 500,000 votantes son un bastión de los demócratas.


El año pasado, The Villages fue el área metropolitana de más rápido crecimiento en el país por tercer año consecutivo. Lo que comenzó como una modesta comunidad de casas móviles en la década de 1970, se ha ampliado hasta convertirse en un lugar de retiro masivo de casi 120,000 residentes. Una vez dentro, las personas mayores pueden unirse a miles de clubes – desde clogging (un baile típico irlandés) y juegos con bastones hasta Historia de la Guerra Civil – y asisten a espectáculos nocturnos gratis en tres diferentes plazas de la ciudad. También hay una vibrante escena para los solteros.

El condado de Sumter, donde se encuentra la mayor parte de The Villages, es el único condado de Estados Unidos donde más de la mitad de los residentes son mayores de 65 años. La población de 65 años y más que residen en Sumter creció en un sorprendente 221% entre 2009 y 2014, de 15,733 a 50,519 personas. La Oficina del Censo predice que la población en el año 2015 superará las 65,000 personas. Eso representa casi un 29% de crecimiento desde 2014.

Y muchos de esos residentes son republicanos. Antes de su muerte en 2014, el multimillonario desarrollador de The Villages, Gary Morse, era uno de los mayores donantes al Partido Republicano. Morse se desempeñó como co-presidente del comité de finanzas de la Florida para la campaña presidencial de Mitt Romney en 2012, y fue miembro del Colegio Electoral de George W. Bush. El periódico, la radio y la televisión de The Villages conservan un tono definitivamente conservador.

De los 90,747 votantes registrados en el condado de Sumter, el 53% son republicanos registrados y el 25% son demócratas registrados.

"The Villages es más rojo que el rojo de la bandera confederada", dice Shelly Newman, una demócrata que se mudó a The Villages hace dos años de Detroit.


John Calandro, residente de The Villages y miembro del comité del Partido Republicano del condado de Sumter, dice que los republicanos de The Villages rápidamente apoyaron a Trump después de las elecciones primarias.

"Desde el día en que abrimos la sede [en julio], hemos tenido dificultades para mantener el abastecimiento de letreros, calcomanías y letreros para carritos de golf", dice. "Algunas personas no lo apoyaron inmediatamente, pero ahora Trump tiene mucho éxito aquí".

(A los demócratas que intentaron rentar un espacio similar para una sede en una de las zonas céntricas de The Villages se les negó hacerlo, según Dave Koller, un demócrata que es candidato a un escaño legislativo del Distrito 11 de Florida).

En general, el voto de las personas de la tercera edad en Florida se ha inclinado un poco más hacia los republicanos en los últimos años, dice Susan MacManus, profesora de ciencias políticas de la Universidad del Sur de Florida. "La generación más antigua de la época de Roosevelt se ha reducido en tamaño", dice. "Muchos piensan que no se puede hablar de otra cosa que no sea seguridad social y Medicare para simpatizarle a este grupo. Pero ésa es una visión anticuada de la política".

Calandro señala una generación de "estadounidenses muy trabajadores" que vivieron la Guerra Fría, y que les preocupan asuntos como la seguridad nacional y la deuda del país. El 40% de los residentes de The Villages son veteranos, y muchos sirvieron en Vietnam.

En las últimas semanas, ha habido varios eventos en apoyo a Trump en The Villages, incluyendo caravanas de carritos de golf y desfiles de banderas por las calles principales. Una sala de cine local está mostrando "Hillary's America", una película sobre la presunta corrupción en el Partido Demócrata. Este fin de semana, el Club de Mujeres Republicanas Federadas de The Villages acogerá un evento en el que los miembros leerán partes de la Constitución de Estados Unidos y comerán tarta de manzana.



En una tarde de jueves reciente, decenas de veteranos del club "Band of Brothers" de The Villages se reunieron fuera de City Fire, un bar local.

"Nos hemos convertido en un país de mariquitas", dijo Ralph Crane, de 64 años, un veterano de Vietnam.

Crane dice que él, como muchos otros en The Villages, cree que es hora de que alguien "ajeno a la política", como Trump, sea presidente. "Cuando él habla, habla como nosotros", dice Crane.

Schale dice que The Villages por sí sola no es suficiente para marcar la diferencia en el centro de Florida, pero cuando se combina con los viejos condados manufactureros en la costa este, cuyas economías han sido duramente afectadas desde la Gran Recesión, las tendencias republicanas "casi compensan" las tendencias democrátas en el área de Orlando.

También hay otros focos de votantes conservadores blancos más viejos en todo el estado que acudirán en masa a votar por Trump, dice el estratega republicano Jorge Bonilla, como los que están cerca de Tampa, en la costa oeste de Florida.

"Ésos son lugares con los que tenemos que comprometernos", dice Bonilla.


Los partidarios de Trump señalan que las elecciones primarias republicanas de Florida – en las que Trump derrotó ampliamente al conservador nativo Marco Rubio – alcanzaron una participación histórica, lo que demuestra cómo Trump ha dado revitalizado a los votantes privados de sus derechos. Pero otros dicen que la situación podría ser producto del deseo de los nuevos votantes de votar a favor y en contra de Trump.

La candidata demócrata Hillary Clinton aventaja a Trump por 43 puntos entre los votantes judíos de la tercera edad en Florida, según una encuesta reciente. Clinton tiene el apoyo del 66% de los votantes judíos, mientras que Trump tiene el 23%.

Pero Fred Brown, director de comunicaciones de la Coalición Judía Republicana, dice que en realidad ésa es una buena noticia para los republicanos.

"Cuando analizamos los números, a Clinton le va peor entre los judíos de Florida que cualquier otro candidato demócrata en décadas", dice Brown. "En 2012, Obama tuvo un mínimo histórico y el nivel de apoyo a Clinton entre los votantes judíos es más bajo aún".

Sin embargo, a Trump le va mucho peor. En 2012, Obama obtuvo el 68% del voto judío de Florida, según las encuestas de salida, sólo dos puntos más que el nivel actual de Clinton. Romney obtuvo el 31% en 2012, ocho puntos más que Trump.

"Los judíos de la tercera edad evitarán que Trump tenga un éxito absoluto entre los votantes de 65 años y más", predice Schale.


Conforme la demografía de Florida sigue cambiando, el estado podría sumar unos 5 millones de habitantes en las próximas dos décadas, especialmente entre las minorías no blancas, dice Schale.

"En un estado muy dividido, realmente hay que tener personas en las campañas para comunicarse con diferentes generaciones", dice MacManus.

La campaña de Clinton ha estado trabajando para registrar votantes de Florida desde agosto. Actualmente cuenta con más de 50 oficinas de campo en todo el estado. El equipo de Trump tiene sólo un puñado de oficinas. Y sin embargo, las encuestas sugieren que el estado está casi empatado.

En la sede republicana de The Villages, McPherson dice que le encantaría que Trump visitara The Villages. Pero, "Trump realmente no necesita visitarnos", dice ella. "Aquí ya lo apoyamos".

Lea más:


Más contenido de tu interés