null: nullpx

5 datos que muestran el menor interés en el resto de EEUU por la catástrofe del huracán María en Puerto Rico

En la isla viven 3.4 millones de estadounidenses, pero muchos en el resto del país siguen viendo a los boricuas como extranjeros.
26 Sep 2017 – 2:55 PM EDT

Más de 3.4 millones de estadounidenses en Puerto Rico sufren estos días una grave crisis a causa de la destrucción causada por el huracán María el miércoles de la semana pasada. Al resto del país no le preocupa el sufrimiento en la isla tanto como el drama en Texas o Florida, también azotadas recientemente por huracanes. Lo muestran encuestas, la cobertura de los medios y la respuesta del presidente. Aquí cinco pruebas.

1. "Los boricuas son extranjeros"

Los sondeos muestran que alrededor de la mitad de los estadounidenses creen que los puertorriqueños no son estadounidenses.

Una encuesta de 2,000 estadounidenses hecha por Morning Consult y conocida este martes revela que solo un 54% de estadounidenses sabe que los residentes de Puerto Rico son ciudadanos. El resultado es similar al de un sondeo de marzo de Suffolk que muestra que solo un 47% de estadounidenses identifica a los boricuas como conciudadanos.

La falta de identificación es relevante porque los estadounidenses apoyan recortes a la ayuda al extranjero cuando son preguntados sobre prioridades de gasto.

La encuesta de Morning Consult muestra que más de 8 de cada 10 estadounidenses que conocen que los boricuas son estadounidenses apoyan la ayuda federal a la isla, frente a solo 4 de cada 10 estadounidenses que desconocen el dato.

La confusión se debe en parte al complicado estatus legal de Puerto Rico. La isla no es un estado pero sí es "un territorio de EEUU", aunque no incorporado, por lo tanto no se le considera parte de EEUU.

Sin embargo, los puertorriqueños sí son ciudadanos estadounidenses al igual que cualquier otra persona nacida en los 50 estados. La Ley de Nacionalidad de 1940 estableció que Puerto Rico era una parte de EEUU a efectos de ciudadanía. Cualquier persona nacida en la isla a partir del 13 de enero de 1941 es considerada ciudadano estadounidense de nacimiento. Los boricuas nacidos entre el 11 de abril de 1899 y el 13 de enero de 1941 se convirtieron en estadounidenses cuando la ley fue aprobada.

2. Menos búsquedas en Google

Este gráfico de Axios hecho con datos de Google Trends muestra que las búsquedas en Google por el huracán María han sido menores que las que tuvieron los huracanes Irma (que golpeó Florida) y Harvey (que golpeó Texas).

Axios precisa que estos datos no incluyen búsquedas hechas en Puerto Rico.


3. Menor cobertura en medios

Los medios de comunicación angloparlantes han dedicado mucho menos espacio a la cobertura de María que a los huracanes Harvey e Irma. La isla estaba este fin de semana sufriendo los estragos del huracán y un fallo en una represa ponía en peligro a miles de personas, según reportes desde la isla, pero los grandes diarios y los canales de noticias por cable daban más importancia a la pelea de Trump con el mundo del deporte.

En su newsletter Morning Briefing el New York Times valoraba el domingo a Puerto Rico como la cuarta historia más importante, por detrás de Corea del Norte, el test balístico de Irán y la pelea de Trump con los deportistas.

Ni siquiera cuando hubo otras noticias de alcance durante la cobertura de Irma o Harvey, los canales de TV por cable dejaron de informar de los desastres naturales. Por ejemplo, en respuesta al perdón de Trump al exsheriff Joe Arpaio, anunciado justo antes del golpe de Harvey a Texas, las televisiones optaron por una cobertura de pantalla partida.

A pesar de la extensa destrucción en la isla, los cinco shows políticos de la mañana del domingo dedicaron menos de un minuto en total a cubrir Puerto Rico, según un conteo del grupo Media Matters.

Los shows This Week (ABC), Face the Nation (CBS) y Fox News Sunday (Fox News) ni siquiera mencionaron Puerto Rico.

CNN y NBC mencionaron la historia, pero dedicándole un tiempo mínimo. En State of the Union de CNN, Nina Turner, presidenta del grupo de izquierdas Our Revolución, imploró al Presidente Donald Trump que "use su energía para luchar por nuestras hermanas y hermanos en Puerto Rico que no tienen poder".

En Meet the Press de NBC, el moderador Chuck Todd cerró el programa diciendo a sus espectadores cómo podrían "ayudar a sus compatriotas estadounidenses en Puerto Rico" y mostrando información de contacto para cuatro organizaciones benéficas altamente calificadas que ayudan a los esfuerzos de recuperación.

4. La respuesta del presidente Trump

El presidente Donald Trump solo anunció este martes que viajará a la isla, luego de recibir una creciente presión. Después de días tuiteando sobre la NFL, Trump anunció que visitará Puerto Rico el martes que viene, 13 días después del paso del huracán.

Trump visitó Texas el martes 29 de agosto, cuatro días después de ser golpeada por Harvey, y de nuevo el sábado 2 de septiembre. A Florida viajó el jueves 14 de septiembre, cinco días después de que Irma tocara tierra en el estado.

Más allá del viaje, la crisis en la isla no ha ocupado la atención del presidente tanto como otros asuntos menos urgentes. Trump no tuiteó nada sobre Puerto Rico entre el miércoles de la semana pasada, el día que María golpeó la isla, y este lunes por la noche. Entre una y otra fecha tuiteó 20 veces sobre su pelea con los deportistas.

Trump ha tratado de justificar la mayor lentitud con que el gobierno federal está respondiendo a la crisis en la isla culpando a la geografía, los problemas de infraestructuras de Puerto Rico y sus problemas económicos.

"La diferencia es que es una isla en mitad del océano y es un océano grande, es un océano muy grande", dijo Trump el martes durante un encuentro con legisladores sobre la reforma de impuestos que planea lanzar esta semana. "Estamos haciendo un buen trabajo".

La Casa Blanca distribuyó este martes fotos de dos reuniones del presidente con su gabinete para tratar sobre Puerto Rico. El director de FEMA, Brock Long, y Tom Bossert, asesor de Trump para la seguridad nacional, estuvieron en Puerto Rico el lunes para evaluar la situación e informar sobre las necesidades de la isla.



5. Recordatorios frecuentes

Los líderes políticos tienen que recordar frecuentemente que los boricuas son estadounidenses. El mero hecho de que tengan que hacerlo ya es indicativo de que sienten que el resto del país no se preocupa.

Hillary Clinton lo hizo el domingo en su tuit crítico con Trump, que tiene más de 300,000 retuits.

El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Roselló, lo ha recordado una y otra vez en sus entrevistas con canales de televisión nacionales en los últimos días.

"Reconozcan que nosotros los puertorriqueños somos ciudadanos estadounidenses. Cuando hablamos de una catástrofe, todos deben ser tratados del mismo modo".

Fotografías aéreas: La devastación que dejó María sobre Puerto Rico

Loading
Cargando galería


RELACIONADOS:PolíticaPuerto Rico

Más contenido de tu interés