Muertes

Muere un joven de 23 años por un raro ataque de serpiente marina

El fallecido no tuvo ningún síntoma luego de la mordedura. De hecho, se duchó y fue a descansar, pero al rato sus ojos se pusieron en blanco y perdió la conciencia.
8 Oct 2018 – 3:57 PM EDT

Un joven de 23 años murió luego de que una serpiente marina lo mordiera cuando estaba trabajando en un barco de pesca.

Harry Evans, originario de Reino Unido, recibió la picadura cuando la pasada semana estaba extrayendo una red a unas 400 millas al este de Darwin, una ciudad en la costa norte de Australia.

Al poco de ser mordido, el británico no tuvo ningún síntoma: se sintió normal, se duchó y se puso un antiséptico. "Poco después, sus ojos se pusieron en blanco, empezó a perder la conciencia durante un rato y, al final, se quedó dormido", dijo su madre, Sharon Evans al diario The Sun.

Todas las especies conocidas de serpientes marinas son venenosas y " producen algunos de los venenos más peligrosos que se conocen en el reino animal", según recordó la Sociedad de Educación Marina de Australia. Por lo general crecen entre 4 y 5 pies (unos 120 cm y 150 cm), pero pueden llegar a medir cerca de 10 pies (3 metros). Por lo general, no suelen aproximarse a la tierra a menos que estén perdidas o enfermas.

Por eso, este tipo de muertes son muy raras, ya que casi no están en contacto con los humanos. Blanche D'Anastasi, una investigadora de serpientes en la James Cook University, indicó a la BBC que no cree que se haya producido este tipo de muerte con anterioridad en Australia. Por su parte, Bryan Fry, profesor de la University of Queensland, calificó lo sucedido como un "accidente trágicamente desafortunado".

Su madre dijo a la agencia AP que, por ahora, no hay mucha información sobre lo sucedido. "Sabemos que Harry fue mordido por una serpiente y murió. No hay más detalles disponibles", subrayó Sharon Evans.

Según explicó, su hijo no estaba de viaje en Australia, sino que tenía "en un trabajo que amaba y estaba cumpliendo su sueño".

Harry se comunicaba de manera regular con su familia y amigos. "No podríamos haber estado más orgullosos de él", subrayó su madre.

El joven recibió la mordedura hacia las 9:00 am hora local, indicó la policía. Un amigo de Harry escribió en su página de Facebook: "Descanse en Paz Harry Evans, fuiste una de las personas más amables y divertidas que he conocido. Siempre hiciste reír a todos".


Cuando la curiosidad de las aves queda retratada en ‘selfies’

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:MuertesAustralia
Publicidad